*

X

Este puente no es de ningún videojuego: existe y se encuentra en Japón

Por: pijamasurf - 05/09/2015

Esta sorprendente obra de ingeniería en el oeste de Japón parece más propia de un territorio imaginario

ohashibridge750

A veces la ingeniería nos ofrece construcciones que a primera vista parecen increíbles e irrealizables pero que, contra todo pronóstico, están ahí, al servicio de nuestras necesidades.

Tal es el caso de este puente carretero localizado en Eshima Ohashi, al oeste de Japón, entre las ciudades de Matsue y Sakaiminato, el cual semeja la invención fantástica de un paisaje de videojuego o de algún otro territorio imaginario, o quizá la pendiente de una montaña rusa, pero de ninguna manera un camino real.

Entre las cualidades de este puente se cuenta  que es el más largo de Japón y el tercero más largo del mundo; su altura es de poco más de 40m y la razón de su diseño es que, de esa manera, permite el paso de las embarcaciones pesqueras y de otro tipo que tienen su centro de actividad en puerto de Sakaiminato.

Te podría interesar:

Nuevo camuflaje de invisibilidad con fines bélicos estaría listo en 18 meses

Por: pijamasurf - 05/09/2015

El funcionamiento exacto de estos materiales (¿nanotecnología, nanocámaras y pantallas, fibras moleculares?) permanece como secreto militar, lo que puede hacer sospechar que se trata sólo de una táctica psicológica para amedrentar a los enemigos en el campo de batalla

invi

Muchas innovaciones técnicas y científicas ocurren en el campo militar por una razón: pueden aprovecharse de la última tecnología haciendo uso de recursos económicos privados, además de que su eficacia está puesta en un contexto bélico, donde los errores humanos suelen costar vidas. Tomando esto en cuenta, la armada de Estados Unidos y varias compañías están desarrollando prototipos para camuflar materiales, lo que pretende crear un "traje de invisibilidad" cuyo primer prototipo sería presentado en 18 meses.

invi3

El ejército planea construir trajes para soldados "camaleón" con cobertura de invisibilidad para el adversario en 360 grados, que funcione en diferentes condiciones de luz y sin importar el tipo de clima donde se encuentre (ya sea desierto, nieve y niveles de congelación, viento, lluvia, humo, selva, etcétera).

Las especificaciones que ha dado el ejército, sin embargo, aún no encuentran soluciones completas: idealmente este camuflaje no debe requerir baterías adicionales o fuentes de poder, debe durar un mínimo de 4 horas y pesar no más de 1 kilo.

Guy Cramer, director ejecutivo de la compañía canadiense Hyperstealth Biotechnology afirma haber mostrado camuflaje de metamateriales a los científicos del ejército el año pasado, y aunque no es posible revelar el funcionamiento de dichos materiales (después de todo, en eso consiste su ventaja frente a los posibles enemigos), dice que el desarrollo de la invisibilidad con fines bélicos ha entrado en una nueva fase.

Eso, claro, o se trata de un bluff estadounidense para presionar psicológicamente a sus numerosos enemigos militares.