*

X

¿Sabías que en México puedes deshacerte de la propaganda política montada en sitios prohibidos?

Por: Ana Paula de la Torre - 02/05/2015

De lugares como árboles o puentes peatonales puedes sustraer la molesta (e ilegal) publicidad política

basura-electoral-toneladas-plastico-proselitismo_1_1060916En junio de este 2015 se elegirán en México hasta 2 mil 179 cargos entre 500 diputados federales, 993 alcaldes y 10 gobernadores. En este escenario, la cantidad garrafal de dinero que recibieron este año los impopulares partidos políticos para sus tareas ordinarias y sus gastos de campaña fue de 5 mil 356 millones de pesos. 

En México la democracia ha causado un desencanto notable, sobre todo hoy que el país está secuestrado por una partidocracia que no desea abrir su poder a los ciudadanos. En los últimos 30 años, los partidos han aprobado reformas que no han solucionado el problema más arraigado en México, la pobreza (al menos la mitad de la población vive esta condición, y esta es un aderezo muy poderoso de la violencia que sufre el país). 

Así, los ciudadanos no sólo perciben que los partidos políticos no han hecho su trabajo de mejorar las condiciones de vida en general, sino que además se niegan a dar entrada a otros actores (recordemos, por ejemplo, que los nuevos candidatos independientes cuentan sólo con 30 días para reunir miles de firmas, entre otras escabrosas trabas).  

En este coctel de descontento, la mayoría de los partidos inundan las calles de propaganda política que replica sus gastados slogans en lugares ilegales (se documentó, por ejemplo, que en 2012 96% de la propaganda política fue montada en espacios ilegales en el DF), enviando con ello un paradójico mensaje de ilegalidad. 

Sin embargo, tú como ciudadano puedes retirar los anuncios ilegales (únicamente para puestos de elección federal) de los los siguientes sitios. Recuerda: si la propaganda es sustraída de un lugar prohibido, ninguna autoridad puede reprenderte. Si alguien te molesta recuerda que de la Ley General de Instituciones y Procedimientos Electorales (LGIPE), en su Art. 250 se desprende que puedes quitar la publicidad de los siguientes lugares por ser ilegal (llevar contigo una copia de este artículo puede ser muy útil):

 

Los sitios prohibidos: 

  • Árboles
  • Áreas verdes
  • Semáforos
  • Puentes y bajo puentes
  • Casetas telefónicas
  • Postes de luz y alumbrado
  • Postes de telefonía.
  • Paradas de autotransporte
  • Señalamientos viales
  • Buzones de correo
  • Monumentos históricos
  • Propiedad privada sin permiso

 

¿Dónde sí se puede? 

  • Bienes de uso común propiedad del gobierno (sobre todo bardas y mamparas).
  • Vallas y anuncios espectaculares con premiso en regla
  • Bardas y en general propiedad privada con permiso del dueño.

 

Procura tomar una foto de la publicidad colocada en lugares prohibidos y subirla al Twitter de #QuitaUnAnuncio, así se llevará un registro y se exhibirá a los políticos vía digital.

Aquí otras recomendaciones del activista Jesús Robles Maloof.

 

Twitter de la autora: @anapauladelatd

Las opiniones expresadas en este artículo son responsabilidad del autor y no necesariamente reflejan la posición de Pijama Surf al respecto.

 
 
Te podría interesar:

Venados salvajes pululan por esta ciudad en Japón (FOTOS)

Por: pijamasurf - 02/05/2015

Los venados proliferan en Nara porque son protegidos, entendidos y generosamente alimentados por locales y turistas

Aunque esto se parezca mucho al fin del mundo es la realidad que viven en Nara, Japón, una ciudad con 400 mil habitantes, de los cuales 1000 son venados. Están en todas partes y son generalmente inofensivos y venerados por los locales. La fotógrafa Yoko Ishii desarrolló una infatuación por el surrealismo que se vive en Nara y documentó los paseos silenciosos de los venados caminando por las calles.  

Los venados de Nara, al igual que los coyotes que cruzan semáforos en Nueva York, han hecho de la ciudad su hábitat natural y parecen disfrutarlo indiferentemente, como si estuvieran en el bosque. Se pasean por paradas de camión, estacionamientos, cruceros de calles… Ishii procura retratarlos muy temprano en la mañana cuando no hay gente en las calles, para enfatizar en nuestra necesidad de conquistar a la naturaleza.

Pensamos que podemos controlar a la naturaleza. Pero destruimos nuestro entorno y seguimos usando tecnologías sin manejarlas apropiadamente. Titulé a esta serie Beyond the Border porque estos venados libres permanecen desapegados de las reglas hechas por el hombre.

Los venados proliferan en Nara porque son protegidos, entendidos y generosamente alimentados por locales y turistas. Son considerados sagrados por su significación en la antigua religión Shinto. En otras partes de Japón los venados son considerados una peste destructiva y maltratados, pero Nara y Miyajima son paraísos para estos cuadrúpedos. Como se puede observar en una de las fotos, incluso amamantan a sus bebés en plena calle.