*

Fotografiando el humo para encontrar signos (y seres) inteligibles

Arte

Por: pijamasurf - 09/01/2014

El fotógrafo Thomas Herbrich hizo un ejercicio lúdico-poético de pareidolia con el humo

smoke1821

Señales de humo: la suspensión de partículas provocada por la combustión de un material es siempre una fuente elusiva de información, sujeta a la interpretación. El humo es una especie de lenguaje arcano, siempre fugitivo y accesible sólo a una sensibilidad aliada al fuego (más sutil quizás, incluso, que interpretar los mensajes del carbón o de las cenizas).

En la búsqueda de siluetas familiares o, simplemente, formas estéticas emergentes, el fotógrafo Thomas Herbrich tomó 100 mil fotografías de humaredas. De este caos montó la serie que podemos ver aquí (compuesta en total de 20 imágenes): fotos de refinados seres de humo que se elevan como signos lingüísticos, sílfides (seres de aire) o rostros vagamente humanos (bajo la elegancia del fondo negro). Se trata de un ejercicio de pareidolia (de proyección de patrones de reconocimiento al espacio). Más allá de la técnica del fotógrafo, rescatamos la idea que motiva la serie: hurgar en el caos volátil de las formas, en el vacío mismo para seleccionar casi al azar estas imágenes, como palabras elegidas entre siglos de murmullos incoherentes. Quizá, si pudiéramos tomar 100 billones de fotos al humo, en algún momento captaríamos nuestro propio rostro formándose por un instante en el aire.

SMOKE_1909_HD SMOKE_1814_HD

SMOKE_45_HD

 

Ver más fotos.