*

X

Facebook manipuló las emociones de 700 mil usuarios para hacerlos sentir más felices o más tristes

Por: pijamasurf - 06/29/2014

Como si quisiera demostrar su poder ahí donde creemos que se encuentra lo más personal, lo más propio, Facebook admitió haber realizado un experimento con casi 700 mil usuarios para manipular sus emociones

FBv3

Desde hace tiempo, varios estudios científicos y voces críticas han explorado la relación entre Facebook y las emociones humanas. En particular, casi desde el origen de dicha red social, se sospechó que el uso continuo de Facebook era capaz de provocar ansiedad, estrés, angustia, frustración y, en general, sentimientos más bien negativos y contrarios al bienestar de una persona.

Ello, en términos generales, porque Facebook dio cabida a un singular fenómeno de la psique humana: mostrar la vida propia mejor de lo que realmente es, maquillando aquí y allá, corrigiendo, mintiendo ligeramente. En el "mundo Facebook" todos parecen triunfar, ser felices y tener vidas satisfactorias y plenas todo el tiempo, lo cual puede convertirse en una especie de presión para quien piensa que todas esas vidas son mejores que la suya. De ahí entonces la pérdida de confianza y seguridad, la tristeza, la angustia de tener al alcance una vida perfecta y sin embargo, ser incapaz de concretarla.

¿Pero todo es espontáneo? La verdad es que no. Aunque la siguiente afirmación linda con el delirio paranoico, lo cierto es que incluso (o sobre todo) eso que creemos más nuestro, más personal, más íntimo, también es susceptible de convertirse en mercancía de los grandes poderes que conducen el mundo, materia prima para generar ganancias, conocimiento (al más puro estilo del siglo XVIII) que el Poder necesita para no morir nunca.

Prueba de ello es un experimento que hace unos años realizó Facebook para manipular abiertamente la conducta de sus usuarios y después beneficiarse de los resultados observados.

Durante una semana de 2012 y en colaboración con académicos de las universidades de Cornell y California, Facebook alteró el feed de 689 mil personas para saber qué sucedería cuando un usuario recibiera menos estímulos positivos o menos estímulos negativos. Es decir, manipuló la visualización de posts, comentarios, videos e imágenes en función de estas dos variables: las que tenían contenido emocional positivo y las de negativo. Su propósito fue indagar sobre el “contagio” de las emociones a través de la red social.

De acuerdo con los resultados obtenidos, cuando el feed está un poco más triste y apesadumbrado de lo normal, el usuario también tiende a postear contenido emocionalmente negativo; en caso contrario, cuando el feed es más feliz, el usuario busca participar también de ese impulso al ánimo colectivo.

Lo preocupante de este ejercicio es, por un lado, que las respuestas se consiguieron con sólo algunos ajustes en el algoritmo de Facebook (lo cual pone en entredicho nuestra autonomía con respecto incluso a entidades inertes, carentes de voluntad) y, por el otro, la capacidad que tiene Facebook para ejecutar una manipulación de semejante magnitud sin que nada ni nadie pueda detenerlo: ni un gobierno, ni sus usuarios (porque eso se realizó sin su consentimiento), ni organismos supranacionales. Nada ni nadie, como si, en efecto, la tiranía de los algoritmos estuviera a punto de suceder a la de las grandes corporaciones.

Te podría interesar:

Jóvenes panistas publican fotos vestidos de Hitler en Facebook y lanzan movimiento neonazi

Por: PijamaSurf Mexico - 06/29/2014

Un grupo de 16 jóvenes ha formado una organización que enaltece la figura hitleriana; buscan terminar con "el capitalismo en manos sionistas”

nazis 1En México el Partido Acción Nacional (PAN), ligado estrechamente a la religión católica, ha sido vinculado a movimientos secretos que buscan sembrar su visión elitista y religiosa en la arista política. El primer presidente de México ajeno al PRI, Vicente Fox, miembro de este partido, lo primero que hizo al ganar las elecciones fue besar, en un acto público, a la Virgen de Guadalupe, en una señal abierta sobre su inclinación ideológica y su evidente marketing político. En Jalisco, uno de los estados más conservadores de México, está documentado que el PAN en su rama del Yunque, una de las más conservadoras, recluta jóvenes desde los grupos católicos juveniles.

Los políticos panistas aluden continuamente a sus principios; sus integrantes no se refieren abiertamente a la religión como tal, pero eso que llaman sus principios está muy ligado a valores excluyentes en temas tabú de la iglesia católica. La semana pasada, precisamente un legislador jalisciense de este partido encabezó una comisión anacrónica en el congreso, que busca promover el concepto tradicional de la familia.

Recién se conoció que un grupo de jóvenes activos del PAN creó el Movimiento Nacionalista Mexicano del Trabajo, desde el cual se enaltece reiteradamente a Hitler en sus perfiles de redes sociales. A manera de una broma de mal gusto, los jóvenes posan en fotos vestidos de nazis usando, inclusive, el corte de cabello del exmandatario alemán.

El objetivo de su movimiento es “proteger a las familias tradicionales, a la religión católica-cristiana (sic), a los micro, pequeños y medianos empresarios, y rescribir la historia por medio del revisionismo” (doctrina que niega el genocidio perpetrado por el régimen alemán durante la Segunda Guerra Mundial).

Según los jóvenes, su agrupación neonazi  profesa lo que ellos denominan “nacionalhumanismo” que, explican, es una “alternativa política” ante el “capitalismo en manos sionistas” y "la democracia, un arma para intereses de unas cuantas personas”.

No son pocas las personas que creen que el planeta está siendo manejado por sionistas aunque, en general, ese tipo de afirmaciones suelen ser reduccionistas (la realidad es mucho más compleja). Los jóvenes, abanderados por Juan Barrera Espinosa --quien también es consejero estatal estudiantil de Acción Juvenil-Jalisco- destacaron, entre otras publicaciones, la siguiente frase de Hitler: “Yo sólo puse en práctica la política que la iglesia católica tuvo hacia los judíos durante siglos”.

La agrupación remite inevitablemente a un ridículo capítulo. Es inverosímil que hoy haya personas dispuestas a creer en la supremacía de ideologías por demás superadas por la evidencia empírica. Las fotos parecen tan patéticas que, visto desde algún punto y con humor, llevan a concluir que siempre habrá gente vulnerable al fanatismo, quizá un fenómeno cada vez más aislado, pero por ahora inextinguible.

[Animal Político]

nazis 2

 

nazis 4