*

¿Qué es una fatwa? Contrario a lo que muchos creen, no se trata de una sentencia a muerte

Sociedad

Por: Mateo León - 08/12/2022

Con motivo de la publicación de "Los versos satánicos" de Salman Rushdie, el término "fatwa" se popularizó en Occidente, pero con mucha ignorancia al respecto
El mejor cotizador de autos en línea

En 1988, a raíz de la publicación de Los versos satánicos, una de las novelas más exitosas del autor de origen indio Salman Rushdie, el término "fatwa" adquirió una gran notoriedad pública, pues entonces el ayatolá Jomeini, líder religioso iraní (a la sazón, exiliado en París), emitió una declaración señalando que el libro ultrajaba la fe musulmana y, derivado de ello, cualquier "musulmán devoto" tenía permitido agredir a los involucrados en su publicación, comenzando por el propio autor. 

En su declaración, el ayatolá Jomeini decía:

Comunico al orgulloso pueblo musulmán del mundo que el autor del libro Los versos satánicos —libro contra el islam, el Profeta y el Corán— y todos los que hayan participado en su publicación conociendo su contenido están condenados a muerte. Pido a todos los musulmanes que los ejecuten allí donde los encuentren.

Ya en la época, este decreto de Jomeini causó una confusión de términos. De entrada, porque su proclama comenzó a identificarse con la palabra árabe fatwa (فتوى), que en español se ha transcrito también como "fetua" o "fatua", y la cual, en sentido estricto, designa únicamente el pronunciamiento de un experto en derecho islámico (fiqh, فقه, o jurisprudencia islámica) a propósito de una cuestión que se le planteó

En ese sentido, la declaración del ayatolá no es propiamente una fatwa, pues, por principio de cuentas, Jomeini era una autoridad religiosa, pero no por ello un experto en derecho islámico reconocido como tal. 

Además, la declaración del ayatolá frente a la publicación de Los versos satánicos no fue una respuesta a una pregunta jurídico-religiosa que se le haya planteado, sino que fue más bien una proclama lanzada por iniciativa propia.

Por último, cabe agregar que una de las ideas más extendidas (pero también muy equivocada) respecto de una fatwa es la creencia de que se trata siempre de una "sentencia a muerte". Este error se debe en buena medida al sensacionalismo de los medios occidentales, e incluso, a cierta negligencia para no investigar con precisión el significado del término.

En su momento, fatwa se usó a diestra y siniestra como sinónimo no de "sentencia", lo cual hubiera estado más o menos cercano a su significado efectivo, sino de "sentencia de muerte", lo cual fue a todas luces excesivo.

Con estos elementos, el significado del término queda aclarado.

 

También en Pijama Surf: La preciosa historia de cómo recibió Mahoma la revelación del Corán 

 

Imagen de portada: Ruhollah Khomeini en la década de 1970 (Wikimedia Commons)