*

X

Consumo de alcohol disminuye en lugares donde se legaliza la marihuana (y la salud pública se beneficia)

Salud

Por: pijamasurf - 12/11/2016

En materia de salud pública, un punto a favor de la legalización es la disminución del consumo de alcohol (con todos los beneficios que ello implica)

Los argumentos a favor de la legalización de la marihuana son incontables. No porque la marihuana sea una panacea, pero el sentido común, las estadísticas y la trágica historia de la "guerra contra las drogas" provocan este florecimiento explosivo de razones sociales, económicas, culturales y, también, en materia de salud pública. 

En cuanto a este último rubro, la salud pública (lo cual, por cierto, era uno de los principales pretextos que justificaban la prohibición de la marihuana), se ha comprobado que en las entidades de Estados Unidos que han legalizado el consumo de cannabis se han prescrito significativamente menos fármacos a pacientes (desde antidepresivos hasta analgésicos), además de que se ha registrado una disminución importante en el consumo de alcohol (esa sustancia socialmente celebrada, respaldada por una industria multimillonaria y asociada a una cantidad masiva de crímenes y accidentes). 

Gracias a un estudio reciente se constató que, en aquellos estados donde el consumo recreativo de marihuana es permitido (Oregon, Colorado y Washington), los índices de consumo de cerveza bajaron entre 3 y 6%. Y si consideramos que California pronto se integrará a ese grupo podemos suponer que la industria del alcohol recibirá un duro golpe pero, sobre todo, que esto podría impactar de manera positiva en los índices de salud pública y reducción de crímenes y accidentes.

Te podría interesar:

Este mapa del placer femenino es una metáfora del sexo como exploración permanente (ILUSTRACIÓN)

Salud

Por: pijamasurf - 12/11/2016

Esta ilustración de Curt Montgomery, artífice del proyecto "Regards Coupables", nos invita a mirar el sexo como una exploración permanente y vivificadora de la existencia

El sexo es sencillo, pero el placer sexual puede tener ciertas complicaciones. Como humanos que somos, nuestra naturaleza es doble: por un lado tenemos nuestros impulsos, aquello biológico con lo que nacemos, pero quizá aún más importante es la cultura que se impone a eso y que desde cierta perspectiva es incluso una especie de segundo código genético que guía nuestras acciones, en prácticamente todos los aspectos –y el sexo no es la excepción.

En esa dualidad nace a veces la dificultad. Como sabemos la cultura también tiene su lado oscuro, sus intenciones represivas, su voluntad de censura, todo lo cual se ha enfocado especialmente en lo sexual.

La imagen que ahora compartimos es obra del ilustrador Curt Montgomery, mejor conocido por su proyecto Regards Coupables, que cuenta con una importante audiencia en Internet. Como rasgo distintivo cabe mencionar que las imágenes de Montgomery son usualmente minimalistas, pero no por ello menos elocuentes.

Sin embargo, al hablar sobre ella no pretendemos que sea tomada al pie de la letra, como una representación cartográfica del cuerpo femenino y las acciones que supuestamente se deben emprender para suscitar su placer.

Mejor sería considerar la ilustración como una metáfora de aquello a lo que invitan los mapas: a explorar. Quizá esta imagen nos sugiere que el sexo y el placer eróticos son ante todo y siempre una labor de exploración, una tarea constante y acaso tan inagotable como la energía sexual misma, como el deseo que nos mantiene enamorados de la vida en sí, vivificados.