*

X
Este país ocupa el penúltimo lugar de lectura de 108 naciones según la UNESCO; curiosamente, el mexicano gasta más dinero en libros que en alcohol, según el INEGI.

lecturaCuando leemos se activan procesos cognitivos que enriquecen la mente. Algunos estudios vinculan la lectura, incluso, al incremento de la felicidad. Cuando se lee un libro, una historia paralela nos acompaña –como una especie de sombra-ficción que alimenta nuestras vivencias. Leer, sobre todo literatura, nos permite reconocernos en la mente de un otro, en este caso el escritor, provocando un sentirte acompañado que, además de las bondades anímicas que ello implica,  fortalece nuestra propia identidad.

México ha sido culturalmente un país alejado de la lectura. Hace un siglo registraba aproximadamente 82% de analfabetismo, y hoy esta cifra ha disminuido a 6.9%. Pero esto no ha empujado el consumo de lectura, y aún no hemos forjado este hábito. Justo cuando México se alfabetizaba, la televisión había perneado la vida recreativa de los mexicanos en dimensiones extremas: hoy, a pesar de que la mitad de la población vive en pobreza, 95% de los hogares tienen televisiónSegún cifras de la UNESCO, México es el penúltimo lugar en consumo de lectura de 108 países, en promedio el mexicano consume menos de tres libros al año y dedica tres horas a la semana a la lectura extraescolar –en comparación con Alemania que lee alrededor de doce. 

Números sobre la lectura en México:

-          Según la Encuesta Nacional de Lectura 2012, sólo 4 de cada 10 personas en México leen.

-          El promedio de libros leídos al año, por mexicano, es de 2.9.

-          A 60% de los jóvenes sus padres les inculcaron el hábito de la lectura, mientras que a 80% de los mayores de 56 años, no.

-          63.8% de los encuestados no tenían hábitos de lectura en su infancia.

-          48% de los jóvenes nunca han visitado una biblioteca.

-          42 % de la población dedica su tiempo libre a ver televisión y sólo 12 % prefiere leer.

-          43 % de la población requiere servicio optométrico.

-          Según el INEGI, aunque los mexicanos leen poco, sorprendentemente gastan el doble en libros que en bebidas alcohólicas.

El hábito de la lectura debe apoyarse en el gusto –y este debe inculcarse tanto en el hogar como en la escuela. Para que se geste, la sociedad debe concebir la experiencia de leer como una actividad enriquecedora. Leer es un disfrute, no un castigo o una obligación. Leer libera y amplía la perspectiva. Leer engrandece y promueve la imaginación. Leer refuerza la identidad tanto individual como colectiva. Para leer sólo hay un camino, leer. Así que leamos.  

Twitter de la autora: @anapauladelatd

 Las opiniones expresadas en este artículo son responsabilidad del autor y no necesariamente reflejan la posición de Pijama Surf al respecto.

 

Muere la última hija del enamoradizo Emiliano Zapata

Por: PijamaSurf Mexico - 04/23/2014

Según un historiador y bisnieto del revolucionario: el caudillo tuvo hasta 28 mujeres. Hace pocos días, murió Carlota Zapata, la última de los hijos reconocidos por el líder campesino.

zapata hijosEmiliano Zapata es uno de los líderes más congruentes de la historia de México. La debilidad humana, presente en personajes que abanderaron causas sociales y terminaron sucumbiendo al poder, no encaja con él: héroe revolucionario admirado por la congruencia en su lucha desde un inicio, su caída parecía destinada a un acto de traición o asesinato, pues jamás estuvo dispuesto a negociar su causa con las autoridades.

A casi un siglo de la muerte del caudillo, en 1919, este 22 de abril murió Carlota Zapata Sánchez, la última hija de Emiliano Zapata, a los 100 años. Se dice que el héroe campesino fue un mujeriego, y contrajo matrimonio con al menos tres féminas: Inés Alfaro Aguilar, Luisa Merino (una joven acaudalada, según el historiador Jesús Sotelo Inclan), y Josefa Espejo Sánchez, conocida como "La Generala". Aún prevalece la confusión sobre la descendencia de Zapata, pero se reconocen oficialmente como sus hijos a  Anita, Carlota, Diego y Mateo.

Carlota fue hija de otra de sus relaciones, con Agapita Sánchez. Según su hija Itzel Ullos (nieta de Zapata), Carlota se mantuvo apartada del gobierno, porque, para ella, éste había matado a su padre. Nunca aceptó apoyo o acercamiento del estado, y jamás hizo público su  parentesco con el revolucionario. Según declaró Itzel Ulloa para Excélsior:

Pues la familia, los tíos, sabían quién era Carlota Zapata, a ella la respetaron en no querer estar frente a los medios, ni ser reconocida, decía que su mayor reconocimiento era que ella era hija del General Emiliano Zapata, y todos como familia pues un orgullo.

Por su tipo de mujeriego, probablemente queden algunos "zapatas" vivos, pero todos deben rondar los cien años. El historiador Edgar Zapata, bisnieto del general, asegura que el icónico revolucionario tuvo al menos 28 mujeres con las que entabló relaciones sentimentales.