*

Hombre descubre por casualidad un tesoro: monedas celtas de hace 2 000 años

Sociedad

Por: Pijamasurf - 01/06/2021

Un hombre que observaba aves se encontró con centenares de monedas celtas, un tesoro valuado en 1 millón de euros

Hace unos días, en el este de Inglaterra, un jardinero de 50 años observaba a la distancia a unas aves que peleaban cuando, con los binoculares que portaba, notó un destello en la tierra. El hombre decidió acercarse al punto aproximado donde había notado el brillo y, al llegar, se agachó a recoger un pequeño objeto que sobresalía en el suelo.

Al examinar su hallazgo, el jardinero pensó que se trataba de un pedazo viejo de metal. Sin embargo, pronto se dio cuenta de que se trataba de una especie de moneda antigua. Removiendo un poco la tierra vio después una segunda moneda, y fue en ese momento cuando decidió ir a su casa por su detector de metales. 

Cuando regresó al sitio, el detector de metales emitió una señal muy fuerte, así que el hombre cavó un hoyo de aproximadamente cuarenta y cinco centímetros de profundidad. En él encontró los restos de una urna.

"La levanté de manera cuidadosa y se cayó una cascada de monedas, un momento que permanecerá conmigo por el resto de mi vida. Tuve que sentarme para recuperar el aliento. Sólo había salido a dar un paseo y terminé hallando un tesoro celta", dijo el hombre a la revista Treasure Hunting.

Monedas_celtas

En total el hallazgo fue de mil trescientas monedas, las cuales se cree que son de origen celta, acuñadas probablemente entre los años 40-50 de nuestra era. En aquel entonces, la reina guerrera Boudica combatía a las fuerzas romanas que ocupaban el territorio de lo que hoy es Inglaterra. Los expertos creen que estas monedas pueden haber formado parte de un depósito para sus campañas. 

Boudica fue la responsable de liderar a las tribus britanas que se enfrentaron al ejército del emperador Nerón. 

Después de su descubrimiento, este jardinero ha decidido permanecer anónimo, así como no revelar el lugar en donde encontró las monedas. Ahora un forense deberá decidir si este afortunado jardinero debe ofrecer este tesoro a un museo por un precio fijo o si puede quedárselo. Si es así, deberá compartir las ganancias con el propietario del terreno donde encontró el tesoro. 

Las mil trescientas monedas están valuadas en casi un millón de euros.

 


También en Pijama Surf: Por qué es bueno tener un poco de suerte (y de superstición)

 

Imágenes: Treasure Hunting Magazine