*

X

6 paros de mujeres que cambiaron el curso de la historia

Sociedad

Por: Jimena O. - 02/26/2020

Las mujeres han tenido un lugar de mucha relevancia en la lucha por los derechos laborales

La historia de los movimientos de los trabajadores ha sido muy bien documentada. En ellos, las mujeres han tenido un papel muy relevante, pues gracias a su organización han puesto el ejemplo para las generaciones que les han seguido. 

Entre los logros más destacados destacan la paridad de salarios frente a sus compañeros varones, la mejora de las condiciones laborales y la creación de sindicatos exclusivamente de mujeres. 

A continuación, compartimos algunas de las huelgas y movimientos de mujeres más importantes en la historia de los movimientos laborales.

 

Cigarreras en Madrid, 1857

La huelga de las cuatro mil cigarreras de la Fábrica de Tabaco de La Coruña es considerada la vanguardia del movimiento obrero español. 

El lunes 7 de diciembre de 1857, las cigarreras dejaron sus puestos de trabajo y se fueron contra todo: destruyeron oficinas, muebles y máquinas. Entre las razones que desataron esta furia se contaron el hecho de que las jornadas laborales eran cada vez más largas, las mujeres trabajaban hacinadas en talleres con temperaturas extremas y el ritmo de producción exigido era cada vez más rápido, todo esto frente a salarios cada vez menores. 

Después del ejemplo de las cigarreras ocurrió una huelga de ebanistas en 1880 (también mujeres) y la de las cigarreras de Gijón en 1903.

 

Huelga de pan y rosas, Lawrence, Massachusetts, EUA, 1912

A principios del siglo XX, los obreros de la industria textil en Estados Unidos exigían mejores condiciones y salarios. En este contexto, las mujeres del mismo sector comenzaron a organizar sus propias protestas, exigiendo mejores condiciones laborales. A partir del 11 de enero de 1912, las trabajadoras de la industria textil, en su mayoría inmigrantes, comenzaron la huelga. Hicieron un cordón alrededor de los talleres, de manera que ni siquiera la policía entrar. Los vecinos instalaron guarderías y comedores en apoyo a las trabajadoras. 

 

Dagenham, Inglaterra, 1968

En 1968 la empresa estadounidense Ford tenía aproximadamente 55 mil trabajadores en Inglaterra, de los cuales 187 eran mujeres. Estas mujeres eran las encargadas de hacer los tapizados de los asientos de los autos. No obstante su número significativamente menor, estas obreras decidieron comenzar una huelga que duró 3 semanas y a través de la cual exigieron sobre todo igualdad salarial, pues sus salarios eran 92% menores a los de los trabajadores varones.

En 1970, con el apoyo del Partido Laborista, el Reino Unido aprobó la Ley de Igualdad Salarial, la cual entró en vigor 5 años después en todo el país.

 

El Día Libre de las Mujeres, Islandia, 1975

Hasta 1975, el sueldo de los hombres islandeses era 40% más alto que el de las mujeres. Ante esta situación, el 90% de las mujeres trabajadoras del país comenzaron una huelga, que por esta misma dimensión tuvo efecto en todo el país. En Islandia se detuvo la actividad de bancos, guarderías y fábricas. Los hombres tuvieron que ocupar los vacíos que las mujeres habían dejado, tanto en el trabajo como en el hogar. Como consecuencia de este movimiento, 5 años después de la huelga Islandia eligió a la primera mujer presidenta: Vigdís Finnbogadóttir. 

 

Mineras de La Paz, Bolivia, 28 de diciembre de 1977

Durante la dictadura de Hugo Banzer en Bolivia (1971-1978), hubo cuatro mujeres que encabezaron un movimiento que desencadenó a la postre la caída del dictador. Luzmila de Pimentel, Nelly de Paniagua, Aurora de Lora y Angélica de Flores, todas ellas esposas de dirigentes sindicales mineros, junto con sus 14 hijos, tomaron el Arzobispado católico de La Paz un 28 de diciembre de 1977 y se se declararon en huelga de hambre. Las demandas: amnistía general para los opositores del régimen y convocatoria a elecciones libres. Más de mil quinientos bolivianos se unieron a esta huelga de hambre. Medio año después, el dictador Hugo Banzer renunció. Estas cuatro mujeres dieron el primer paso de la democracia en Bolivia. 

 

Bangalore, India, Garment Labour Union, 2002

En 2002 las mujeres trabajadoras de las fábricas textiles se unieron y formaron su propio sindicato, el Garment Labour Union. El GLU se propuso agrupar a todas las trabajadoras del sector textil para exigir mejores condiciones laborales y el aumento del salario mínimo, el cual había aumentado únicamente cuatro veces en los últimos 45 años. Uno de los objetivos principales de este sindicato es crear conciencia sobre los derechos laborales de las mujeres en la India. 

 

¿Qué te parece? ¿Cuál piensas tú que ha sido el papel y la importancia de las mujeres en la historia? No dudes en dejarnos tu opinión en la sección de comentarios de esta nota o través de los perfiles de Pijama Surf en redes sociales.

 

También en Pijama Surf: "Sé una dama": el video viral sobre los imperativos de ser mujer