*

X

El tecno-pezón japonés que permite que papás sean los que amamanten a los bebés

Sociedad

Por: pijamasurf - 03/28/2019

El indispensable aparato japonés para que los padres den de comer a sus bebés

El mundo actual parece creer que hay una solución para todo a través de la tecnología. Un ejemplo puede ser este aparato japonés que permite que los padres amamanten a sus hijos y compartan las labores de nutrición con las madres. 

El Father's Nursing Assistant es básicamente un tanque de leche portátil que semeja unos pechos, con un pezón de silicio que se calienta -a una temperatura corporal como la de los pechos de una madre- para suministrar leche a un bebé. Además vibra y, según los fabricantes, ayuda al bebé a quedarse dormido. Por supuesto, también envía datos al smartphone (y seguramente, a las compañías de Big Data). 

El aparato busca ir en contra de los problemas causados por la alta demanda que suponen los bebés para las madres, las cuales suelen dejar de dormir por alimentar al infante y en ocasiones llegan a padecer trastornos de sueño (aunque las mismas hormonas que producen les permiten no sufrir demasiado en términos de salud, como se ha visto por milenios). Y ciertamente, esto podría ser positivo en un espíritu igualitario: que el padre asuma parte de este rol. Sin embargo, como dicen algunos críticos, este aparato no deja de ser similar a una botella sofisticada, por lo cual ciertamente para el bebé la experiencia y la nutrición no será la misma. ¿Para qué invertir en esta máquina si se puede, en caso de que sea necesario, utilizar una fórmula? Así que, aunque puede ser una alternativa más o menos divertida, una especie de juego ocasional, quizá tenga numerosos problemas si se utiliza frecuentemente o sea un desperdicio para la economía familiar. Una nueva necesidad creada.

Te podría interesar:

Niño se entretiene 5 minutos con juguete de plástico que tardará mil años en biodegradarse

Sociedad

Por: pijamasurf - 03/28/2019

Niño pasa 5 minutos jugando con un camión de plástico y lo desecha... acabará en el vórtice de plástico

El sitio de humor The Onion, que se caracteriza por publicar noticias falsas que sirven como comentario social, con toques irónicos y satíricos, ha publicado una pequeña nota que merece destacarse.

La nota hace referencia a un niño al que llaman Alex Strickland, quien, dice el texto, recibió hace unos días un juguete nuevo, un camión de plástico con el cual jugó no más de 5 minutos, pidiendo luego sus Transformers, visiblemente aburrido. Ahora bien, The Onion señala que "según sus fuentes" el juguete tardará mil años en biodegradarse (algo que no está lejos de la verdad). 5 minutos de la atención de este pequeño tirano y mil años de persistencia en la Tierra de un material que contamina y produce efectos tóxicos.

Lo que llama la atención de esto, como suele ocurrir con las notas The Onion, es el hecho de que no es noticia. Esto es lo que pasa todos los días, y no sólo con los niños; todos contribuimos a este absurdo, a este hábito enormemente desproporcionado. Se trata de la tiranía de la economía basada en el crecimiento infinito y, por lo tanto, en la necesidad de consumir cada vez más. Algo que, a la larga, obviamente resulta insostenible, y más aún, resulta suicida. Es paradójico que la economía sea la ciencia o el conocimiento del hogar.