*

X

Erowid: la wikienciclopedia sobre el uso de todo tipo de drogas

Por: pijamasurf - 11/20/2015

Para contrarrestar la mojigatería y promover la educación de los usuarios, Erowid cumple 20 años en línea

lsd_collage2

Erowid es uno de los portales dedicados sobre uso y abuso de sustancias psicoactivas con más visitantes de Internet (17 millones de visitas únicamente el año pasado). Comenzó como un proyecto personal de dos estudiantes de humanidades a principios de los 90, y desde 1995 se ha mantenido como uno de los referentes informativos más solicitados por los curiosos, personal de sala de emergencias e investigadores a favor y en contra de la lucha contra las drogas.

Actualmente, Erowid (cuyo nombre supuestamente fue compuesto a partir de raíces indoeuropeas que significan "sabiduría de la tierra") cuenta con fichas detalladas de dosificación y características de más de 350 sustancias psicoactivas, que abarcan toda la gama que va de la cafeína a los opiáceos. Su reputación la coloca como un sitio intermedio entre los foros de droga más o menos moderados y las revistas científicas especializadas, pues cuentan con un pequeño pero diligente equipo que recaba experiencias de primera mano enviadas por los usuarios de todo tipo de sustancias. La idea es que si alguien está buscando drogas ilegales (las cuales, por cierto, no se comercializan en el sitio) pueda contar con información acerca de cómo se llaman en la jerga del mercado negro, cuáles son sus efectos positivos y negativos, así como comentarios subjetivos de quienes escriben las crónicas.

Desde su fundación, la idea ha sido que el sitio sirva como una referencia informativa/educativa respecto al uso de sustancias psicoactivas, más que un órgano de discriminación moral: en el sitio se pueden leer descripciones angelicales y paradisíacas del LSD o el MDMA y descripciones terroríficas y angustiantes de las mismas sustancias. Más que por la colorida experiencia personal, lo que diferencia a Erowid de otros foros es que se concentra en los hechos y en la naturaleza de las sustancias desde un punto de vista químico, con énfasis en la experiencia del usuario.

¿Qué ha cambiado desde los días en que Erowid se lanzó a las aguas del Internet en la cultura de las drogas? En el ámbito legal, aparentemente muy poco, aunque ha sido el trabajo de gente como los editores de Erowid el que ha permitido que al menos algunos países hayan comenzado a aplicar políticas de regularización del estatuto de ciertas drogas, así como de la apertura a la discusión de los efectos concretos (es decir, fisiológicos) de tales sustancias, en lugar del tradicional acercamiento a ellas con precaución y recriminaciones morales. Un buen instrumento también para compensar la propaganda fanática en contra de toda sustancia de carácter ilegal, o como dicen sus editores, "un acto de resistencia civil".

fentanyl_ampule__i2006e2282_disp

En los 90 tales foros existían en forma de listas de correo o grupos de Usenet dedicados a psicodélicos, mientras que la información que proviene de gobiernos o fuentes oficiales se dedicaba a satanizar el uso de drogas sin detenerse a considerar la psicología del usuario y los efectos --benéficos o dañinos, pero de manera objetiva-- de tales sustancias.

Según la Encuesta Nacional de Uso de Drogas y Salud de Estados Unidos 2014, casi la mitad de los estadounidenses mayores de 12 años ha probado algún tipo de droga ilícita, desde marihuana y calmantes de prescripción hasta cocaína o peyote. A medida que la política de prohibición se mantiene absorbiendo presupuesto federal a favor de la militarización y los laboratorios ilegales manufacturan drogas sin procedimientos sanitarios adecuados para inundar el mercado negro de sustancias potencialmente peligrosas o mortales (mas no ilegales), los usuarios y los curiosos tienen la responsabilidad de cuidarse e informarse a sí mismos respecto de estos temas, al igual que la de contribuir a la educación y cuidado de los demás. En ámbitos como el uso de drogas, el Internet --y especialmente Erowid-- van mucho más lejos que las tibias y mojigatas campañas de prevención: devuelven el sentido de agencia y responsabilidad al público.

Te podría interesar:

¿Las personas que deseas en las redes sociales son falsas?

Por: pijamasurf - 11/20/2015

Chicas sexy y elegantes, como sueños, en Instagram (pero las imágenes son fake)

Screen shot 2015-11-22 at 8.29.41 PM

La modelo Essena O'Neill ha desatado una pequeña revolución de polémica en las redes sociales luego de que se revelara como fake, como una producción artificial para satisfacer los ideales y estándares de la belleza y lo deseable en nuestra sociedad. O'Neill había acaparado una pequeña fortuna de "real state" digital con cientos de miles de seguidores en Instagram, YouTube y Snapchat. Todo iba bien --según ella, estaba empezando a recibir contratos de modelo y buenas cantidades de dinero por parte de marcas-- hasta que un día decidió renunciar a lo que considera una vida de falsedad e irrealidad.

Su decisión fue alabada por algunas personas y criticada por otras, incluyendo también a algunas social media stars, quienes la acusan de no ser realmente tan popular y estar haciendo una estratagema para, ahora sí, ganar más popularidad.

De cualquier forma el caso ha levantado una discusión en varios sitios de Internet y foros sobre cómo se construyen las imágenes de las nuevas celebridades de los social media, las cuales parecen no depender de las corporaciones: son estrellas self-made. Essena, por ejemplo, se ha dedicado a hacer una campaña en la que exhibe cómo montó sus fotos para satisfacer los estándares. Por ejemplo: "NO ES LA VIDA REAL –tomé más de 100 fotos en poses similares tratando de que mi estómago se viera bien. Seguramente no comí nada ese día. Debí gritarle a mi hermanita para que siguiera tomándolas hasta que estuve de alguna forma satisfecha".

La pregunta que genera este exposé tiene que ver con cuántas de las modelos aparentemente perfectas que se han vuelto estrellas de redes sociales como Instagram se ven en realidad como las imágenes que publican y, sobre todo, cuánto tiempo pasan creando estas imágenes, cuánto de su vida dedican a "parecer ser". Y, también, por qué gratificamos tanto a las personas que cumplen con estos ideales de belleza, éxito y en general, deseabilidad. Podemos pasarnos la vida contemplando imágenes de modelos que viven la vida que quisiéramos vivir sin nunca vivirla, entre otras cosas por estar contemplándola a través de una pantalla.

Screen shot 2015-11-22 at 8.29.09 PM

Un caso también revelador es el de la modelo Stina Sanders, cuya cuenta de Instagram se desplomó una vez que empezó a compartir imágenes de su vida normal, sin maquillaje, yendo al doctor, cosas comunes y corrientes y poco glamourosas.  Al parecer a sus fans no les interesaba conocer su verdadera intimidad sino solamente verla en sus mejores momentos, cuando lograba transmitir el ideal de belleza con el que fantasean. 

La imagen corporal como una divisa de intercambio es parte de nuestra sociedad, y también como mecanismo de poder (si se tiene) y de patología (si no se tiene). Y, sin embargo, todo esto hace del cuerpo un fantasma al cual perseguimos, devaluando nuestra propia realidad.