*

X

Joven se queda atorado en escultura de vagina gigante

Por: pijamasurf - 06/23/2014

Como si repitiera su nacimiento —involuntario por definición— un joven se quedó atorado en la escultura de una vagina gigante, obra del peruano Fernando de la Jara

The student waits to be rescued from the giant vagina sculptureEl carácter involuntario del nacimiento es uno de los grandes tópicos del pensamiento humano, una especie de enigma que ha recorrido distintas tradiciones de Oriente y Occidente, en un intento de descifrar ese trauma que también llamamos nacimiento.

En una especie de re-escenificación de ese momento —involuntario como el original—, un joven estadounidense se quedó atorado en una vagina gigante, de donde tuvo que ser rescatado, casi expulsado, por los grupos de rescate de la ciudad alemana de Tubinga.

El muchacho es un estudiante de intercambio que visitaba la escultura Chacán-Pi (o Hacer el amor) del artista peruano Fernando de la Jara, la cual recrea la forma de la vagina y a su vez, a decir del escultor, es una metáfora de “la puerta del mundo”.

Por alguna razón, el joven quedó preso en la abertura de la pieza, de donde, a pesar de sus intentos, no pudo zafarse. Al final, 22 bomberos tuvieron que acudir al lugar para asistir este “segundo nacimiento” del joven.

Te podría interesar:

Lanzarán una app para entrega a domicilio de marihuana medicinal

Por: pijamasurf - 06/23/2014

Una nueva app permitirá a los usuarios autorizados para usar marihuana medicinal solicitar y recibir cannabis a domicilio las 24 horas del día, tan fácil como se pide una pizza

marijuana-buds

El lento camino de la legalización de la cannabis va viento en popa con casos de éxito como Colorado, pero en Seattle, donde la marihuana medicinal comenzará a ser distribuida en julio de este año, los consumidores contarán con un aliado tecnológico.

Y es que dos jóvenes emprendedores de la Universidad de Washington presentaron en la conferencia TechCrunch una app llamada Canary, la cual permitirá que la gente que tenga tarjetas que los autorizan como consumidores de marihuana medicinal pidan su hierba a domicilio tan fácil como se pide una pizza.

Josiah Tullis y Megh Vakharia buscan inversionistas para un proyecto que ya está completamente armado, desde la parte tecnológica hasta la entrega de munchies --indispensables luego de fumarte un relajante porro. Los repartidores también contarán con tarjetas que los identifican como portadores autorizados de marihuana medicinal, y para darte de alta en el servicio (si vives en Seattle o Denver) será necesario escanear y verificar tu tarjeta.

Sin embargo, aunque la tecnología esté lista, es la parte legal la que puede presentar dificultades: "Las incertidumbres no están en la tecnología, la tecnología ha sido hecha antes. Las incertidumbres están en la legalidad, en el lado del negocio", afirma Tullis, que espera que si Canary funciona para el mercado de marihuana medicinal y la ley avanza hacia la legalización del consumo recreacional en el futuro, ellos puedan tomar parte también.