*

X

Legislar protestas en México es censurar: Article 19

Por: PijamaSurf Mexico - 04/09/2014

En su informe sobre el control de los espacios públicos en México, esta organización internacional reprueba las iniciativas legislativas para regular las manifestaciones: son censura.

Las acciones de resistencia contra el autoritarismo, la denuncia de violaciones de derechos humanos y las acciones de presión sobre las autoridades para que cumplan con sus obligaciones están teniendo, cada vez más, la consecuencia de que un defensor o defensora, o un integrante de una organización social, sean acusados de algún delito y llevados a la cárcel para enfrentar uno o varios procesos legales

- Article 19

proLa manifestación pública es esencial para el ejercicio democrático. La calle es el primer contacto con los demás ciudadanos, el arquetipo por excelencia de lo público. Para las personas excluidas de las reuniones políticas, el sitio de conjunción masiva para expresar inconformidad es, naturalmente, la calle –ahí se llama la atención de las autoridades para atender las demandas sociales.

Los tratados internacionales defienden abiertamente el derecho a la manifestación pública. La inconformidad social generalmente nace de la espontaneidad colectiva cuyo principal cauce es la calle. Decenas, cientos o miles de personas se encuentran sin conocerse para demandar aspectos que les atañen en común. Por esto es preocupante que desde el inicio de la administración del presidente Enrique Peña Nieto se han formulado iniciativas federales y estatales que limitan, con el pretexto de los derechos de terceros, la manifestación pública.

La prestigiada organización internacional que defiende la libertad de expresión, Article 19, elaboró un pertinente informe sobre la tendencia en México a criminalizar las protestas surgida en el seno de algunas legislaciones. Los derechos de los terceros, como el derecho al libre tránsito de los automovilistas, no deben superar una garantía esencial para la consolidación de sociedades libres: la libertad de expresión, manifestación y protesta.

Desde el inicio del sexenio peñista se ha acrecentado la represión de las protestas públicas como en casos evidentes como: #1DMX 2012, 1 de Junio #OcupemosLosPinos, 10 de Junio (Halconazo), 1 de Septiembre de 2013, 2 de Octubre, #PicnicEnELRio, sólo por mencionar algunos.

Las siguientes leyes han surgido como un ofensivo intento para regular las manifestaciones públicas: Ley Manifestaciones Públicas para el D.F. (Ley Sotomayor), Ley que Regula las Reuniones y Manifestaciones en Lugares Públicos del Estado de Jalisco, Ley de Ordenamiento Social del Estado de Quintana Roo, Ley de Movilidad D.F., y la Ley de Manifestaciones Públicas, Libertad de Tránsito y Derechos de Terceros del Estado de San Luis Potosí.

Por lo anterior, Article 19, enlista una serie de argumentos puntuales que cuestionan esta regresiva tendencia mexicana para regular las protestas:

-Las definiciones sobre las manifestaciones tienen una connotación negativa relacionada a disturbios y violencia.

-La restricción sobre horarios y espacios en los que pueden realizarse las manifestaciones y su confinamiento a una resolución administrativa previa pasa por alto lo señalado por los órganos de Naciones Unidas.

-Sobre la exigencia de dar previo aviso a las autoridades para realizar protestas: partimos de que el ejercicio de derechos no puede estar sujeto a que la autoridad lo autorice. Es importante señalar que las leyes generales sobre el derecho de reunión deben permitir y facilitar la celebración de reuniones espontáneas.

-Las restricciones sobre las vías de comunicación, principales y secundarias, restringe desproporcionadamente el uso del espacio público y puede considerarse esto un mecanismo de censura indirecta, prohibido por la Convención Americana de Derechos Humanos.

- La libre circulación vehicular no debe anteponerse automáticamente a la libertad de reunión pacífica, ya que debe entenderse que en una sociedad el espacio urbano no es sólo un ámbito de tránsito.

-La restricción sobre horarios y sobre espacios en los que pueden realizarse las manifestaciones y su confinamiento a una resolución administrativa previa pasa por alto lo señalado por los órganos de Naciones Unidas.

La manifestación pública como un derecho humano reconocido en tratados internacionales y esta serie de iniciativas responden a una creciente intolerancia contra la libertad de expresión pública. Confiamos en que los legisladores estarán a la altura que la situación demanda para evitar valorar estas iniciativas.

El informe de Article 19 confronta con argumentos tajantes por qué son contrarias a los derechos humanos estas incipientes medidas. Afortunadamente, organizaciones como esta adquieren cada vez más relevancia e incidencia, que sirve de contrapeso a los necios intentos por omitir derechos ganados por múltiples luchas sociales a lo largo de siglos.

 

Te podría interesar:
Presentamos una lista de los senadores que integran las comisiones dictaminadoras de la legislación secundaria de Telecomunicaciones: presionémolos para impedir que aprueben esta ley que censura, entre otros vicios, el acceso a internet.

censuraEl Internet, las telecomunicaciones y los medios son un espacio esencial para el debate público. Aunque México aún tiene déficit en acceso a la web, cada vez son más los usuarios que se suman y en este sentido la afortunada tendencia no cesará. Sin embargo, la esperada Ley de Telecomunicaciones que aminoraría el poder de los monopolios, estableciendo condiciones más justas, ha sido boicoteada con la legislación secundaria presentada por el presidente Enrique Peña Nieto, pues entre otros detalles condenables, se insertaron nuevas cláusulas que amenazan la libertad y la privacidad, permitiendo que el gobierno bloquee la señal de Internet cuando lo considere necesario y acceda a tu información sin la orden de un juez.

Este jueves 10 de Abril se llevó a cabo una manifestación en la Ciudad de México en contra de esta legislación. Las marchas suelen presionar a las autoridades generalmente cuando se mediatizan lo suficiente para repercutir en su imagen. Aunque los movimientos en la calle son importantes, también es necesario implementar acciones colectivas estratégicas. ¿Cuántos senadores se habrán enterado de la marcha contra la aprobación de esta legislación secundaria? Necesitamos señalar a los legisladores directamente, que sepan que sabemos sus nombres y que lo que aprueben les pesará en las siguientes elecciones y en su carrera política.

Entre los países que censuran la web (por cierto la mayoría presenta un talante autoritario) están: China, Corea de Norte, Rusia, Turquía, Irán, Siria, Venezuela, Arabia, y en cierta medida Reino Unido y Estados Unidos. México está próximo a integrar la lista.

Los siguientes senadores integran las comisiones que dictaminarán la legislación secundaria en Telecomunicaciones. Creo que deben saber que estamos enterados, conocemos sus nombres y estamos al tanto de sus votos. La calle es un camino, pero la exigencia debe inyectarse desde otros ejes: cuestionando a los medios de comunicación que no cubrieron la marcha, difundiendo información en blogs, y en caso de aprobación de la ley, interponer un amparo (así han logrado varios grupos el bloqueo en la comercialización de transgénicos). La calle es necesaria, pero considero que la presión directa es ineludible: los actores que están decidiendo tienen nombre y prescinden de la aprobación colectiva para perseguir sus aspiraciones políticas.

@JLozanoA @RomoMedina_ @EnriqueBurgosG @MiguelChicoOfl @GabyCuevas @Marce_Torres7 @TorresGrac @FYunesMarquez @mclsenador @SoyItzelRios @LiliaMerodio @fgcabezadevaca @RaulPozosMx @HectorYunes @JLavalleMaury @GOrtizGlez @claudiapavlovic @Prensa_IrisVMM @GerardoFloresR @hernandezderas @Mely_Romero

Twitter de la autora: @anapauladelatd

 Las opiniones expresadas en este artículo son responsabilidad del autor y no necesariamente reflejan la posición de Pijama Surf al respecto.