*

Un solo arresto cambió la vida del profesor de arte Alberto Willmore. Ésta es la terrible historia detrás de la lucha contra las drogas, cuando el sistema crea crímenes para justificar el uso de recursos públicos.
Empeña tu auto sin tener que dejarlo

El profesor de arte Alberto Willmore estaba fumando un cigarrillo afuera de su casa en el Bronx, en la ciudad de Nueva York, cuando un policía lo arrestó por supuesta posesión de marihuana. A partir de ese día, en 2011, Willmore vio su vida cambiada de arriba abajo debido a la burocracia del sistema penal y educativo de E.U.

En este testimonio en video podemos ver cómo la vida de un hombre es destrozada a causa de un sistema racista y corrupto que se pavonea de hacer una lucha frontal contra las drogas creando cargos falsos.

Scott Levy, abogado de víctimas en el Bronx, afirma que "el escenario más recurrente es que la policía encuentre pequeñas cantidades de marihuana al registrar los bolsillos de los arrestados", a pesar de que en el estado de Nueva York la posesión de cannabis sólo es un crimen si ésta es visible, es decir, si se fuma públicamente.

Aunque poseer pequeñas dosis no se considere un crimen, Levy cree que "la policía de Nueva York está creando crímenes donde no los hay, están manufacturando arrestos".

En 2010, se gastaron $678 millones de dólares en Nueva York en detenciones relacionadas con la posesión de marihuana, como la de Willmore.