*

X
Esta iniciativa busca dirigir la atención colectiva al aquí y el ahora, a través del sonido, y forma parte de una nueva corriente socioevolutiva.

Meditatiosonus, sesiones colectivas de meditacion guiadas por el sonido (ciudad de méxico, bosque de chapultepec)

 A lo largo de la historia humana se ha probado que la colectividad, dentro de casi cualquier contexto, potencializa la intención. Al momento en que voluntades diversas son sincronizadas con un fin específico sucede algo casi mágico que nos recuerda al recurrido adagio matemático “el todo es mayor que la suma de sus partes” o, en un plano poético, podríamos referirnos a este fenómeno como la tajante magia implícita en el acto de unificar.  

Resonando con la anterior premisa surge MeditatioSonus, una iniciativa que organizará periódicamente encuentros colectivos para meditar, teniendo como hilo conductor un protocolo sonoro diseñado por distintos músicos. Recordemos que la meditación implica el familiarizarnos con nuestra atención, y que en una fase básica pero suficiente, consiste en ser capaces de dirigirla hacia un punto específico, ya sea tu respiración, la luz de una vela, un diagrama geométrico o, como en este caso, un sonido específico. El fin de este ejercicio, de meditar, es en pocas palabras situar nuestro pulso de vida en el aquí y el ahora (ni más, ni menos).

“Meditatĭo Sonus plantea la atención guiada por una acción sonora en tiempo real, en el curso de un proceso que busque inducir el aquí y el ahora, acompañar la marea del aliento vital. Las energías sutiles fluyen en la materia, las oscilaciones energéticas emitidas se subliman en el entorno natural como un todo. La sesión guiada al acto contemplativo, empleará flujos electrónicos en circuitos y diafragmas procesados en tiempo real.”

Organizada por Marcela Armas y Arcangel Constantini, como parte de este proyecto se llevaran a cabo, entre el 29 de julio y el 2 de diciembre, diez sesiones abiertas y gratuitas, que tendrán como escenario uno de los corazones orgánicos, e históricos, de la ciudad de México, el Bosque de Chapultepec.

Dudo que sea casual el hecho de que esta serie de encuentros comience poco después de las recientes elecciones en este país, un álgido momento psicosocial que, entre otras cosas, legó a México una esperanzador inquietud proyectada por un considerable sector de la sociedad (incluido un movimiento estudiantil) que intenta traducirse en un consistente pulso evolutivo.

En lo personal creó que, independientemente de que este proyecto se haya diseñado antes o después de la temporada electoral en México, iniciativas como esta encarnan con alta fidelidad la mayor lección que nos convida el actual escenario sociopolítico a nivel mundial: que la única posibilidad de rediseñar el presente, y por lo tanto el futuro (e incluso el pasado) es a través de la intención orquestada de la sociedad civil.

El ansiado cambio que muchos hemos postulado como un destino deseado, jamás podrá gestarse mientras mantengamos la lucha en el tablero de juego tradicional. En cambio, si logramos transferir la movida a un nuevo tablero, un espacio en donde los viejos vicios políticos y corporativos tienen un mínimo margen de posible subsistencia, entonces seremos emotivos testigos de un desfile de conciencia y, sobretodo, de su histórica cristalización.

Para mi Meditatĭo Sonus es una hermosa pieza de ese nuevo tablero.

Twitter del autor: @paradoxeparadis / Lucio Montlune

 

Más información: meditatiosonus.info o escribe a ahora@meditatiosonus.info

Locación: Audiorama, Bosque de Chapultepec, Ciudad de México. 

Calendario:

Daniel Lara | 29 de Julio

Ernesto Romero | 12 de Agosto

Juan José Rivas | 26 Agosto

Gerardo García de la Garza | 9 de Septiembre

Santiago Itzcoatl | Septiembre 23

Ariel Guzik | 7 de Octubre

Tito Rivas | 21 de Octubre

Dyan Pritamo | Noviembre 4

Alexandra Cárdenas | 2 de diciembre

Hugo Solis | 18 de Noviembre

Te podría interesar:

La lollipop más grande del mundo: 3 toneladas de chocolate sólido

Por: pijamasurf - 07/26/2012

Un claro ejemplo del exceso y la desmesura a que los Récord Guinness nos tienen acostumbrados: empresa californiana manufactura la paleta más grande del mundo, con 2 metros de altura y poco más de 3 toneladas de chocolate sólido.

Los Récord Guinness son, casi siempre, una celebración del exceso y la desmesura, una muestra de lo que un singular entendimiento de la perserverancia puede llegar a lograr.

Hace un par de semanas, el mundo de las golosinas y los caramelos aceptó entre sus integrantes a un ejemplar mayúsculo, de dimensiones poco prácticas pero quizá para muchos no menos suculentas ni apetecibles. Se trata de la paleta más grande del mundo, una lollipop de casi 2 metros de altura y poco más de 3 toneladas de chocolate sólido, confeccionada en homenaje al Día Nacional de la Lollipop que se festejó el 20 de julio pasado en Estados Unidos.

En el caso de este coloso, se presentó en la plaza Justin Herman de San Francisco, y su manufactura corrió a cargo de la compañía See’s Candies.

[laughing squid]