*

X
La onírica arquitectura y etérea ligereza que caracterizan a la Nebulosa el Águila () sugieren que este majestuoso cuerpo pudiera ser considerado como el más bello de todos los que conocemos.

 SRO-M16-L-SII-Ha-OIII-PS3-with-Stars-Fixed-finial-for-Website-USE-

Aunque muchos pensarían, inmersos en la frivolidad, que el cuerpo más bello el planeta pudiese estar viviendo cerca de Hollywood, desfilando en alguna pasarela de Milán o jugando para el Real Madrid, lo cierto es que existe una majestuosa entidad a 6,500 años luz de la Tierra que destaca por una hermosura imposible de describir: la Nebulosa del Águila.

Esta torre de gas que mide 100 billones de kilómetros, inserta en la constelación de Serpens, pudiera considerarse como la top model galáctica por excelencia. Su esculturalmente etérea naturaleza favorece la manifestación de un precioso bestiario de sublimes criaturas que emergen de la más elegante combinación de gases jamás registrada. Entre ellas la más famosa es la que se conoce como "El Hada", una especie de gigantesco ángel que irradia una sensualidad sideral.  

foto e la nebulosa el aguila

La Nebulosa del Águila es un joven cúmulo estelar compuesto por 460 estrellas. Se calcula que tiene alrededor de 1.5 millones de años y que en conjunto emite una luminosidad un millón de veces mayor que la del Sol. Lo imponente de su belleza le ha valido el sobrenombre de "pilar de la creación", en una imaginaria suposición de que a partir de su inconmensurable estética se hubiese desdoblado el resto del universo. 

Desafortunadamente esta princesa del cosmos se aleja de nosotros a una velocidad de 64,800 km/h, por lo que eventualmente, algún lejano día, solo quedara de ella el recuerdo de su onírica arquitectura y multisensorial perfume. 

Twitter del autor: @paradoxeparadis