*

X
Estudio del Journal of Sexual Medicine revela que la popularidad del sexo anal se ha duplicado en las últimas dos décadas; al parecer esta práctica ha comenzado a vivir sus años dorados.

Un nuevo y altisonante estudio del prestigiado Journal of Sexual Medicine ha revelado que el sexo anal podría estar comenzando a vivir sus años dorados. De acuerdo con la información resultante de esta investigación, al menos el 20% de las mujeres entre 18 y 19 años han experimentado este tipo de relación al menos una vez en su vida, mientras que el 40% de las chicas entre 20 y 24 años admitieron haber sido convencidas por sus novios para probar esta polémica interacción. Finalmente encontramos que una de cada cinco mujeres ha tenido una experiencia de este tipo en el último año, en contraste con solo un 10% en 1992. A grandes rasgos esto quiere decir que se ha duplicado la popularidad de esta "disciplina".

Pero la revelación no termina ahí, ya que el 11% de los hombres entre 20 y 24 años afirmó que le ha tocado interpretar el rol del "camino sin salida" al menos una vez en su vida. Esto resulta aún más sorprendente si consideramos que en 1992 solo el 2% de los hombres aceptaron algo similar. Esto puede interpretarse por un lado como que el sexo anal se ha popularizado entre los hombres, incluso los heterosexuales, y que ahora hay mucho menos complejo de admitir una experiencia así que hace dos décadas.

[Gawker]

Te podría interesar:

Homofobia relacionada con excitación homosexual, revela estudio

Buena Vida

Por: pijamasurf - 10/08/2010

La leyenda urbana de que las personas homofóbicas son homosexuales reprimidos parece tener algo de verdad según un estudio de la Universidad de Georgia.

Un estudio de la Universidad de Georgia muestra que la leyenda urbana que adjudica a la homofobia una homosexualidad reprimida tiene algo de cierto.

Se mostraron videos eróticos a dos grupos que se definieron a través de una examinación previa, de sujetos homofóbicos y sujetos no-homofóbicos. Los hombres de ambos grupos mostraron niveles de excitación similares cuando se les mostró un video de sexo heterosexual. Pero cuando se les mostró un video de sexo homosexual masculino “los hombres homofóbicos mostraron un incremento significativo en la circunferencia de su pene, y el grupo de control no”, escriben los autores del estudio.

Las mediciones revelaron que el 66% de los hombres no-homofóbicos no tuvieron un incremento significativo en su estado de excitación penil, mientras que sólo el 20% de los hombres homfóbicos no se excitaron viendo porno homosexual. En otras palabras el 80% de los hombres homofóbicos se excitan viendo a otros hombres teniendo sexo. El 54% tuvo una erección o “tumescencia definitiva” como dice el estudio.

Además, los hombres homofobicos mostraron mentir cuando se les pregunto sobre el grado de excitación que habían sentido viendo los videos de sexo homosexual.

Los científicos teorizan que existe una explicación alternativa la porqué de la excitación sexual de los hombres homofobicos que no necesariamente tiene que ver con que rasgos homosexuales reprimidos. Posiblemente los hombres homofobicos sienten ansiedad (y agresividad) al ver a hombres teniendo sexo, una sensación que en ocasiones ha sido vinculada con la excitación sexual.

Vía Current