Trabajador se arroja a un tanque lleno de ácido para salvar a su compañero

En un acto de profundo heroísmo que incluso parece increíble, un trabajador Estados Unidos se arrojó a un tanque lleno de ácido nítrico para salvar la vida de un compañero que había caído en su interior.

Los hechos ocurrieron en la planta Swepco Tube ubicada en Clifton, Nueva Jersey, cuando uno de los obreros, Martin Davis, de 44 años de edad, cayó desde una altura de 12 metros directamente al contenedor de ácido. Inmediatamente Rob Nuckols, de 51, se metió al ácido para rescatar a su compañero, sin importarle que la sustancia cubriera su cuerpo hasta la cintura.

Como consecuencia de ambos incidentes, Davis resultó con la fractura de una costilla, un pulmón perforado y quemaduras de diversa consideración en las piernas y el costado. Por su parte Nuckols recibe tratamiento por las quemaduras que le produjo el ácido.

[La Vanguardia]

© 2017 - pijamasurf.com Todos los derechos reservados