*

X

5 posibles sedes de famosas sociedades secretas alrededor del mundo

AlterCultura

Por: pijamasurf - 12/29/2016

Se ha especulado mucho sobre algunas de estas sociedades secretas, su agenda y sus sedes. Estos son algunos posibles centros de operaciones

A través de la historia de la humanidad ha habido mucho misterio alrededor de las sociedades secretas, sus actividades, agendas y quiénes han sido miembros de ellas, ya que numerosos personajes históricos han formado parte de sus filas y actualmente sus miembros incluyen a individuos clave en la política internacional, las instituciones religiosas, la investigación científica, el mundo de las finanzas y la milicia. Estas son algunas de las conocidas sedes de importantes sociedades secretas: 

 

 

 

1. El hotel Bilderberg del grupo Bildeberg

 

En 1954 este hotel en Oosterbeek, Holanda, fue el escenario de un encuentro entre delegados de 11 países de Europa del este y 11 de Norteamérica. La concurrencia incluía a un director de la CIA, un príncipe e incluso un primer ministro. A pesar de que no existe una agenda pública fija, votos ni acuerdos de ningún tipo, a partir de ese momento un grupo de líderes internacionales, entre los cuales hay propietarios de emporios mediáticos y políticos, se reúnen aunque no hagan ninguna declaración pública al respecto, así como tampoco se hace pública ninguna lista oficial de participantes. 

 

 

 

2. La tumba de Skull and bones

 

El campus de la Universidad de Yale se encuentra en New Haven, Connecticut, cuenta con el lema “lux et veritas”, que significa “luz y verdad”, y escoge con sumo cuidado a sus estudiantes. También alberga a la sociedad secreta conocida como Skull and Bones o Cráneo y Huesos, que comenzó en el año 1832 y no publicó una lista oficial de sus miembros sino hasta 1971. Ellos se hacen llamar bonesmen y dentro del grupo hay jefes corporativos, oficiales del gobierno, jefes de la Suprema Corte estadounidense e incluso presidentes, de tal forma que ha surgido información sobre cómo algunos de sus miembros controlan la Agencia Central de Inteligencia para avanzar la agenda Illuminati. La base de esta sociedad secreta lleva el nombre de “la tumba” y tiene un estilo que une las columnas dóricas con simbología egipcia. 

 

 

 

 

3. Domus Sanctae Marthae de los Illuminati 

 

Algunos investigadores creen que esta sociedad de “librepensadores, humanistas y académicos” que se oponían a la superstición fue fundada en Bavaria, Alemania, en 1776. No obstante, los teóricos de la conspiración han abundado sobre cómo los Illuminati han infiltrado el gobierno, los bancos y las corporaciones para manipular el estado de la humanidad y su destino. A pesar de lo mucho que se habla de ellos su sede permanece en el misterio, pero diferentes fuentes claman que tienen bases en diversas partes de Estados Unidos y algunos países europeos, incluyendo el Vaticano. De hecho existen teorías que sostienen la iglesia católica ha sido infiltrada por esta sociedad secreta, por lo cual su líder sería el papa. Actualmente el sumo pontífice habita unos aposentos conocidos bajo el nombre de Domus Sanctae Marthae, que se ubican junto a la Basílica de San Pedro. Este edificio de cinco pisos contiene 106 suites y 22 habitaciones sencillas.

 

 

 

 

 

4. Parque Rosacruz de los rosacruces 

 

Existen registros de la “orden del templo de la rosa cruz” desde el siglo XVII, aunque en realidad no se conoce con exactitud el año preciso de su fundación. Si bien este grupo mantenía la religión cristiana, surgió como una fuerza antagónica a la iglesia católica de Roma. Algunos miembros han afirmado que la historia de su conocimiento puede ser rastreada hasta el faraón Tutmosis III, aunque también utilizan ideas de  Pitágoras y Tales. La antigua mística orden de la rosa cruz tiene su sede en el Parque Rosacruz ubicado en San José, California, que tiene una superficie de una cuadra completa y contiene varias estructuras tales como una biblioteca, un planetario y un templo que alberga las cenizas del fundador, Harvey Spencer. 

 

 

 

5. La Biblioteca Nacional de Francia del Priorato de Sión

 

Si bien ciertos investigadores afirman su existencia hay quienes creen que la idea de este grupo proviene de un mito, el cual indica que el Priorato de Sión era un grupo encargado de proteger a los descendientes del linaje de Jesus de Nazaret y María Magdalena cuando éstos huyeron a Francia. En 1970 hubo aspavientos debido a que se filtró información sobre ciertos archivos que apuntaban a que la sede del Priorato de Sión estaba ubicada en Francia y que esta información estaba en manos de la Biblioteca Nacional de Francia, situada en París. Aparentemente el archivo contenía mapas, genealogías y una lista de los grandes dirigentes del Priorato de Sión en la cual aparecían personajes como Leonado da Vinci e Isaac Newton, aunque la autenticidad de estos documentos ha sido cuestionada y rastreada a Pierre Plantard, quien se cree que sembró el material en la biblioteca. A pesar de ello los rumores sobre el Priorato de Sión, su existencia y su agenda continúan. 

Personas sinestésicas son clave para comprender nuestra relación con el tiempo

Ciencia

Por: PijamaSurf - 12/29/2016

La habilidad de percibir el tiempo espacialmente podría explicar cómo construimos nuestra idea de la temporalidad incluso antes de inventar los números

Calendarios, relojes, agendas, no hay duda de que nos hemos ocupado largamente de construir herramientas que nos permitan cuantificar el tiempo y administrar su paso. Estos recursos le dan espacio y visibilidad a esa materia escurridiza e intangible.

Algunas personas poseen la capacidad de percibir el tiempo no sólo de manera abstracta sino concreta pues lo experimentan en términos espaciales, es decir, cuando piensan en lo que harán en algunos meses o lo que hicieron hace algunos años suelen observar esos días transcurridos o por transcurrir de manera visual.

El doctor Vilayanur Ramachandran de la Universidad de California, junto con varios colegas, ha realizado un experimento para estudiar este particular fenómeno llamado sinestesia de calendario. Con ello trata de establecer si estas personas están teniendo efectivamente experiencias visuales al momento de concebir la temporalidad. Por ejemplo uno de ellos, llamado ML, ve los meses como si ocuparan una “V” frente a él y en cada sección de la letra observa los nombres de cada mes en fuente helvética.

Ramachandran pidió en varias ocasiones a ML que dibujara su calendario utilizando un apuntador láser, y todo coincidía en cada ocasión. También observó que el objeto se contraía o expandía de acuerdo a la distancia de ML respecto a la pantalla sobre la que señalaba.

Hizo varias pruebas entre sinestésicos y no sinestésicos pidiéndoles que nombraran los meses del año al revés, cosa que tomó 4.48 segundos a quienes no tenían esta habilidad en comparación con los 1.88 segundos que le llevó a los sinestésicos, sugiriendo que es precisamente porque estos últimos podían “leer” las respuestas desde su propio calendario.

Luego utilizó el conocido efecto de expansión de imágenes que ocurre al mirar fijamente una espiral durante 20 segundos para luego colocar la vista sobre otra imagen. Este efecto es consecuencia de la forma en que nuestro cerebro procesa el movimiento; esto no funciona si sólo se mira una pantalla en blanco, como fue el caso del experimento. Con ello se comprobó que, al igual que sucede con cualquier otro objeto, los calendarios de los sinestésicos también se expandían por efecto de la espiral. Después intentaron imaginar una manzana y repetir la experiencia, pero aquélla no se expandió. Esto sugiere, de acuerdo con Ramachandran, que estos calendarios no son lo mismo que una imagen mental.

Algunos otros sinestésicos, como EA, experimentan esta visión de forma distinta; en su caso, se trata de un aro que le atraviesa el pecho y que corresponde a diciembre. Al moverse el calendario mantiene su posición y al voltear la cabeza hacia la izquierda los recuerdos ocurridos en meses que corresponden a la derecha suelen ser más difíciles de pensar y viceversa, es decir, se trata de un caso extremo de cognición corporal, la idea de que nuestro cuerpo y su relación con el entorno tienen el poder de afectar la manera en que suceden nuestros pensamientos, habla y emociones. En el caso de EA el cambio se encuentra en su cuello y ojos. Está por estudiarse si todos poseemos, en mayor o menor medida, esta condición.

El hecho de que algunos perciban el tiempo de manera espacial sugiere que todos estamos conectados por alguna especie de mapa del tiempo y el espacio. Es relativamente reciente en la historia de nuestra evolución la adquisición del lenguaje matemático, los números y el tiempo. Quizás los calendarios sean algo que, de cierta forma, preexistía en nuestro cerebro incluso antes de comprender estos conceptos. Según muestran las imágenes de escaneos cerebrales las áreas que controlan la noción de sí, el manejo de números, el mapeo del mundo y los recuerdos están ligadas y suelen activarse en conjunto.