*

X

TOP: Los 10 libros más leídos en las universidades de habla inglesa

Libros

Por: pijamasurf - 04/18/2016

Los libros son dispositivos que configuran la manera en que nos acercamos a la realidad, la entendemos y la transformamos: de ahí la importancia de saber elegir cuáles leemos

La formación de una cultura ocurre sobre todo en sus hábitos, al hilo del tiempo, a fuerza de constancia. La idea de lo “nacional” es un buen ejemplo de ello: aunque puede mirarse desde varias aristas, en general un carácter nacional es aquel que se compone de prácticas compartidas que además de tener un origen histórico han sobrevivido vigentes y vivas desde éste y hasta el momento presente. La cocina, los giros del lenguaje y aun la manera en que se expresan las emociones son algunas de esas pequeñas cosas de las que quizá no estamos tan al tanto porque justamente ocurren cotidiana y mínimamente pero que, acumuladas, vienen a conformar eso que con grandilocuencia y pomposidad llamamos Historia, nacionalidad, etcétera.

Algo parecido sucede con los libros. Aunque al elegir un libro, y después otro y otro más, en un primer momento podemos pensar que no estamos haciendo otra cosa más que entreteniéndonos, pasando el tiempo, llenando nuestro ocio, lo cierto es que ninguna acción es tan inocente o vacía, y la lectura menos que todas. Si este es uno de nuestros hábitos más o menos recurrentes no podemos dejar de lado el hecho de que un libro es, desde cierta perspectiva, un mindset, una especie de software que al leer “descargamos” en nuestro sistema y, por lo mismo, afecta su configuración. 

Porque eso hacen los libros: son capaces de configurar la manera en que entendemos la realidad, la forma en que vivimos la vida, las muchas vías que tenemos y ponemos en práctica para ser y estar en el mundo, en que lo habitamos y lo transformamos. Hace poco publicamos en Pijama Surf una notable reflexión del premio Nobel Orhan Pamuk a propósito de su encuentro como lector con la obra del ruso Fiódor Dostoievski, algo que describe como “la pérdida de la inocencia con respecto a la vida”.

Esta introducción nos sirve ahora para presentar los 10 libros más leídos en las universidades más importantes de habla inglesa. Con las premisas propuestas en los párrafos anteriores compartimos esta lista pero no pasivamente, sino con el propósito de preguntarnos qué tanto estos libros han configurado la manera en que el estudiante universitario se aproxima a su mundo. Esta curiosidad puede no ser tan inocente si tenemos en cuenta que instituciones como Harvard, Stanford o Yale son también los centros donde se forman las personas que, con el tiempo, toman decisiones que afectan a miles y aun millones de personas. ¿Cambia en algo que dichas personas hayan leído a Karl Marx en vez de a Francis Fukuyama? Posiblemente.

La información de este top se obtuvo gracias al Open Syllabus Project, una iniciativa que en los últimos 15 años reunió su análisis de los planes de estudio de universidades angloparlantes.

A continuación compartimos el top general y los tops de las universidades en el Reino Unido y en Estados Unidos. Si quieres conocer la información con más detalle, puedes acudir al sitio web del proyecto en este enlace; para los curiosos vale la pena hacer una comparación entre instituciones y ver las distintas inclinaciones ideológicas de cada una, lo cual su vez es una parte de la explicación del perfil de sus egresados.

classical library

Los 10 libros más leídos en universidades angloparlantes:

1. The Elements of Style, William Strunk
2. La República, Platón
3. Manifiesto del Partido Comunista, Karl Marx y Friedrich Engels
4. Biology, Neil A. Campbell
5. Frankenstein, Mary W. Shelley
6. Ética, Aristóteles
7. Leviatán, Thomas Hobbes
8. El príncipe, Maquiavelo
9. Edipo, Sófocles
10. Hamlet, William Shakespeare

 

Los 10 libros más leídos en universidades del Reino Unido:

1. Doing Your Research Project: A Guide for First-Time Researchers in Education and Social Science, Judith Bell
2. Social Research Methods, Alan Byrman
3. Management and Organisational Behaviour, Laurie J. Mullins
4. Critical Thinking Skills: Developing Effective Analysis and Argument, Stella Cottrell
5. How to Research, Loraine Blaxter
6. The Good Research Guide: For Small-Scale Social Research Projects, Martyn Denscombe
7. Case Study Research: Design and Methods, Robert K. Yin
8. Research Methods in Education, Louis Cohen
9. Orientalism, Edward W. Said
10. Essential Reading, Carl Anthony

 

Los 10 libros más leídos en universidades de Estados Unidos:

1. La República, Platón
2. Leviatán, Thomas Hobbes
3. El príncipe, Maquiavelo
4. El choque de civilizaciones, Samuel Huntington
5. The Elements of Style, William Strunk
6. Ética, Aristóteles
7. La estructura de las revoluciones científicas, Thomas Khun
8. La democracia en América, Alexis de Tocqueville
9. Manifiesto del Partido Comunista, Karl Marx y Friedrich Engels
10. La política, Aristóteles

 

También en Pijama Surf:

¿Te cuesta mucho leer clásicos de la literatura? Con esta guía definitiva ya ninguno se te resistirá

Con este método leerás 1 libro en 1 día, todas las semanas del año

"Splendor Solis", un misterioso y majestuoso libro de alquimia que nos presenta una fauna simbólica y una dramaturgia metafísica envuelta en brillantes colores que evocan los sueños de la transmutación más sublime

Diversos expertos coinciden en que Splendor Solis es el libro de alquimia más bello que se conserva. Nos atrevemos a decir aquí que esto puede ser una infravaloración de este críptico artefacto filosófico, el cual por su misteriosa belleza y su profundidad de significado podría considerarse uno de los libros más bellos de la historia, comparable con el Hypnerotomachia Poliphili (1499), el cual según Roberto Calasso es el libro más bello jamás impreso (Calasso tal vez sea el más grande editor vivo, por lo que no habría que desestimar su opinión). Otro posible candidato es el más reciente Codex Seraphinianus, descrito como una enciclopedia alucinatoria, de indudable proeza estética, pero que sin embargo no se compara con los anteriores libros en el valor filosófico, poético y espiritual de su texto.

La primera versión del Splendor Solis data de 1532-35, un ejemplar que se conserva en el Museo del Estado de Prusia en Berlín. Este manuscrito de tipo medieval está iluminado con vellum y tiene bordados decorativos y ornamentos de oro. 

El libro que se muestra en el video es una reproducción del manuscrito que pertenece el British Museum, publicado en Alemania en 1582. La autoría del original tradicionalmente se atribuye a Salomon Trismosin, afamado maestro del alquimista Paracelso (el llamado "Hermes suizo"). Sin embargo, una nueva interpretación presentada en la fina reedición del Splendor Solis por la casa catalana Moleiro sostiene que está impresión está equivocada y que Trismosin no es el autor. 

El libro está dividido en cuatro partes; la primera consta de cuatro ilustraciones iniciales que muestran los actos preliminares de la gran obra alquímica hasta el encuentro del Sol y la Luna, del espíritu y la materia, súlfur y mercurio, la pareja divina, la fértil unión de la que se producirá la regeneración del alquimista, el cuerpo de rubí-diamante o el oro de los filósofos. La segunda está compuesta de siete parábolas que señalizan crípticos procesos filosóficos en el trabajo alquímico. La tercera se compone de siete matraces o contenedores, cada uno equivalente a un planeta y a un proceso de transmutación que marca los siete estadios clásicos de la obra alquímica, desde el nigredo (o la obtención de la materia prima) hasta el Rey Rojo (símbolo del oro filosófico). La cuarta parte condensa la resurrección del Sol y culmina con el "splendor solis" que derrama la luz nueva con magnificencia sobre el mundo. Así el alquimista cumple el ciclo más alto de la vida.

La obra cuenta con texto en alemán que acompaña a las ilustraciones y el cual ha sido traducido en su totalidad por el erudito Joscelyn Godwin. Se pueden identificar temas herméticos y cabalísticos en el enigmático lenguaje propio de los alquimistas que requiere --más que de una labor hermenéutica académica-- un desarrollo de la percepción y de la intuición para comprender los secretos de la alquimia que están ocultos en el "libro de la naturaleza". En el laboratorio los procedimientos de la transmutación obedecen, más que a una serie de reacciones químicas, a una química divina, en conformidad con las leyes de la naturaleza; una obediencia de los principios universales. 

Mencionar que 22, por supuesto, son las letras del alfabeto hebreo con las que se dice que fue creado el universo y cuyas permutaciones posibles, los cabalistas bellamente sugieren, son igual en número a las estrellas que existen en el universo. Así en las 22 ilustraciones, como en los 22 arcanos del tarot, se encuentra un protocolo de la Creación, una especie de dramaturgia fractal del proceso cósmico en su totalidad.   

Por otro lado, la belleza de las imágenes y la riqueza poética del texto no son vanas decoraciones cosméticas, son parte del llamado a la Gran Obra, inspiración y armonización para emprender las "12 labores de Hércules". Los alquimistas estarán de acuerdo con Platón en que la belleza tiene una cualidad anagógica y es el imán con el cual la divinidad magnetiza a su creación hacia sí misma, y así, en divina semejanza, el adepto atrae a sus discípulos con una belleza y una filosofía incomprensible para el profano en estas artes. Y es que la alquimia tiene la sublime particularidad de conjugar el temperamento artístico con el temperamento científico, y reúne en su crisol a estas dos grandes vías que son una en el principio. 

Para quien esté interesado en profundizar más, recomendamos el trabajo de Adam McLean sobre este texto.

 

Twitter del autor: @alepholo