*

X

"Cómo aprendí a dejar de preocuparme y amar a los Illuminati"

Política

Por: pijamasurf - 04/12/2016

Escritor experto en sociedades secretas contesta las preguntas de un estudiante de secundaria sobre los Illuminati

El meme de los Illuminati ha sido uno de los más recurrentes en las últimas décadas, desatando desde irónicas conspiranoias hasta inquietantes alarmas y estados de enajenación y fanatismo. Bajo el nombre de una sociedad secreta que existió en Bavaria circa 1776 con la consigna de acabar con el poder de la Iglesia, los Illuminati han sido culpados por la moderna teoría de la conspiración de todo tipo de crímenes hegemónicos y de un control cuasi absoluto de la realidad, de haber infiltrado todos los aspectos y espectros de la realidad: desde el hip hop hasta la atmósfera (con chemtrails, con ondas electromagnéticas de control mental, etcétera). 

En un divertido ejercicio el autor Mitch Horowitz, editor de la nueva edición de Las enseñanzas secretas de todas las eras, el clásico esotérico de Manly P. Hall, respondió a las preguntas de un niño de secundaria de Utah para su tarea escolar sobre los Illuminati. Las preguntas y respuestas completas pueden leerse en inglés en Disinfo; aquí un resumen:

-Los Illuminati no han existido en más de 200 años.

-El fundador, Adam Weishaupt, "creía en las mismas ideas que llevaron a la Declaración de la Independencia el mismo año".

-Thomas Jefferson escribió: "Weishaupt cree que promover el perfeccionamiento del carácter era el objetivo de Jesucristo. Que su intención era simplemente reinstalar la religión natural, y difundir la luz de la moralidad, enseñarnos a autogobernarnos".

-¿Creen los Illuminati en Dios o Satán?: "Los Iluminati históricos abrazaron una 'religión de la razón' que para ellos significaba la aceptación de la ciencia, la democracia y aspectos de las antiguas creencias de los griegos, egipcios y persas. Tendían a una especie de cristianismo místico que era popular entre los radicales europeos, artistas y reformadores, incluyendo a Mozart y a Goethe, quienes fueron amigables con Weishaupt".

-Jay-Z (ningún artista pop es miembro de los Illuminati): "Jay-Z es un astuto artista y usa todo tipo de imágenes ocultas y controversiales en su trabajo, desde citas de Aleister Crowley hasta imágenes de Mao. Quiere provocar reacciones".

OJO: que no existan los Illuminati, y ciertamente no como una sociedad secreta y misteriosamente omnipotente (¿con ayuda de demonios extraterrestres?) con planes macabros para pastorear a la humanidad, no significa que no existan grupos de poder que conspirar para fundamentalmente mantener su poder, probablemente con mucho menos control de lo que se cree. Es decir, eres esencialmente libre, especialmente cuando tomas conciencia de tu propio ser y de las mismas estructuras de poder.  

Horowitz añade que, de existir, a él le gustaría ser miembro de los Illuminati. Siguiendo con este tenor, recordemos las palabras del periodista Richard Metzger (actualmente editor del sitio Dangerous Minds), quien enunció en la conferencia anual de Disinfo que era el momento de "dejar de quejarse de los medios y convertirse en los medios". Una visión rutilante: "Señoras y Señores, he visto a los Illuminati, y somos nosotros". Los Illuminati son lo que podríamos llegar a ser si nuestra conciencia aumenta. Dice Horowitz:

Los verdaderos valores de los Illuminati pasaron la historia de las ideas. Mi esperanza es que tú y tus compañeros de clases puedan reflexionar sobre figuras como Weishaupt y Jefferson y entender cuán radicales fueron al prever una sociedad futura en la que todos los individuos pudieran perseguir su más alto potencial. Su trabajo yace inconcluso.

 

También en Pijama Surf: Nosotros somos los Illuminati

El sucio secreto por el cual los habitantes de la Ciudad de México sufren la peor calidad de aire en años

Política

Por: pijamasurf - 04/12/2016

En México el gobierno considera que la economía es más importante que la salud, y ahora el problema ha crecido

Agradécele al gobierno por tus dolores de cabeza, tus pulmones sucios, tu estrés. El incremento de la contaminación a los niveles más altos en 14 años en la Ciudad de México se debe, según una investigación de Bloomberg, a las laxas regulaciones en torno a las emisiones de los vehículos.

En tiempos recientes se han invertido más de 20 mil millones en México, en lo que se considera un boom en la industria automotriz. Según Eduardo Molina, del TEC de Monterrey, en México se producen algunos de los mejores vehículos que son enviados a Estados Unidos y Europa pero "paradójicamente usamos tecnología aquí que no es igual de buena que en otros países". Los autos que circulan por las arterias de la CDMX no podrían circular por una de las grandes capitales europeas.

En México el gobierno y la paraestatal Pemex han determinado que introducir combustibles y vehículos que respeten el estándar de emisiones de otros países no es bueno para la economía. Igualmente se han generado beneficios fiscales para la industria --que se encuentra en un boom-- y enormes facilidades para que se adquieran vehículos. El resultado es un exceso de vehículos, en un país donde la gente no tiene dinero pero sí un auto, y una flota de vehículos pesados que no cumplen con las regulaciones.

A la par, recientemente la Suprema Corte modificó una ley que desafecta a vehículos que no circulaban por el programa Hoy No Circula, haciendo que 600 mil vehículos más circulen diariamente.

Es llamativo y altamente sintomático de nuestros tiempos que se elija la economía por sobre la salud: se prefiere el crecimiento económico al bienestar real. La contaminación mata, según cifras oficiales, más de 2 mil 700 personas al año. Por el momento las autoridades han tomado una medida necesaria e instituido un programa Hoy No Circula extraordinario, el cual ha sido poco popular entre la gente (lo cual motiva a políticos promover medidas populistas que a lo mucho ayudan a corto plazo). Bloomberg apunta que es necesario tomar medidas a mediano y largo plazo para instituir mecanismos de control e introducir la tecnología que regule las emisiones. Mientras tanto los mexicanos se ahogan en el tráfico y en el esmog, donde antes había hermosos canales de agua pura y la tan celebrada y ya lejana "región más transparente".