*

X

Recuento: conmovedoras expresiones de arte en torno a Ayotzinapa

Por: Ana Paula de la Torre - 12/20/2014

Cientos de personas han conjugado el arte con la indignación para mantener vivo un movimiento por los estudiantes desaparecidos

El arte está ahí para que proyectemos, documentemos, o percibamos la realidad de una manera más humana. El arte es una de las pocas expresiones exclusivas del hombre; ahí se expresa y se descubre él mismo. Aun en las realidades más siniestras e indignantes, esta herramienta, el arte, es un significante que inyecta de sentido humano a las demandas más profundas. 

Desde la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa, las protestas han fulgurado no sólo en sus tradicionales cauces como las marchas, sino que se han perpetuado a lo largo de meses con expresiones artísticas altamente poderosas que quedan impresas en el consciente y la emotividad colectiva. 

Hoy hago este recuento para reflexionar sobre los lóbregos problemas de México como la violencia, la impunidad y la corrupción, desde una arista esperanzadora y a la vez enérgica como lo es el arte. Miles de personas han detonado expresiones espontáneas, que sorprenden por su ingenio, en torno a la desaparición forzada de los estudiantes, pero también por su humanidad:

 

 

metro_intervencion_-movil

 

1606883_314917582049667_6101318472837118238_n-2y392uavhkytfqvbh6kef4

 

Miembros del proyecto urbano Redretro, quienes intervienen distintas estaciones a lo largo del mundo en países como Berlín, Madrid o Valencia, modificaron en esta ocasión algunos de los nombres de las estaciones del metro en la ciudad de México, para hacer alusión a los estudiantes desaparecidos y  a la impunidad imperante.

 

 B5P6IDnIIAMY2Qo

Al arranque de la tradicional temporada de El Cascanueces, un letrero (responsabilidad de integrantes de la Compañía Nacional de Danza) apareció antes de la función en el escenario, justo delante del telón, con el irónico mensaje  #YaMeCansé para exigir la aparición de los estudiantes.

 

El enigmático artista zapoteco Francisco Toledo voló, a sus 74 años, papalotes con los rostros de los estudiantes perdidos.

 

fil-ayotzinapa 

En el marco de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara, un grupo de jóvenes hizo un flashmob emulando la desaparición y posible muerte de los estudiantes, acostándose en el suelo. Los flashmobs son una expresión artística donde un grupo hace algo inusual y repentino en congregaciones multitudinarias. 

Al finalizar el recital para clausurar la celebración de los 80 años del Palacio de Bellas Artes los integrantes del ensamble Capella Barroca, dirigido por el flautista Horacio Franco, levantaron pancartas con letreros como: “Vivos se los llevaron, vivos los queremos”, “México, no te duermas, aún nos faltan 43”, “43 semillas de conciencia”, “Todos somos Ayotzinapa” y “Solidaridad con Ayotzinapa". Fue un acto muy significativo, por la importancia del evento.

 

 

Queman-a-EPN 141120mu__eco 

La quema de un muñeco de cartón, al centro del Zócalo, con la figura del presidente Enrique Peña Nieto se ha erigido como una imagen simbólica, en un espacio rodeado por la multitudinaria protesta del 20 de noviembre pasado, una de las más emotivas y concurridas en México en los últimos años. La quema del muñeco no sólo significó el descontento con la administración actual, sino con todo un régimen de corrupción e impunidad que es insostenible para los mexicanos.

 

Twitter de la autora: @anapauladelatd

Las opiniones expresadas en este artículo son responsabilidad del autor y no necesariamente reflejan la posición de Pijama Surf al respecto.

Estas son las industrias y trabajos más deprimentes

Por: pijamasurf - 12/20/2014

Existen trabajos más propensos a la depresión: lidiar con clientes enojados y tener poca actividad física se encuentran entre los factores de riesgo
[caption id="attachment_88500" align="aligncenter" width="570"]depression Tasas más altas de depresión por industria[/caption]

 

[caption id="attachment_88501" align="alignleft" width="360"]otto mann2 Otto aprueba
(Imagen: Fox)[/caption]

Las exigencias laborales en nuestros días están ligadas a factores macroeconómicos que suelen tratar a los trabajadores como máquinas: y es que el trabajo remunerado ha sufrido, desde el siglo pasado, cambios tal vez irreparables. Las luchas sociales de principios de siglo lograron darle a los trabajadores derechos sobre la salud, el ahorro para el retiro y la vivienda, mientras que en nuestros días uno puede sentirse afortunado si le pagan a tiempo.

Un estudio publicado en la revista Social Psychiatry and Psychiatric Epistemology reveló que existen trabajos más deprimentes que otros. No se trata sólo de que sean repetitivos o "aburridos", sino que literalmente enferman a los trabajadores.

Lo primero que hay que decir sobre el estudio son sus limitaciones: se tomaron en cuenta 214 mil casos de depresión, pero solamente en el estado de Pensilvania. Sin embargo, esta pequeña muestra permite revelar las tasas de depresión en 55 rubros laborales.

[caption id="attachment_88499" align="aligncenter" width="570"]lowest Tasas más bajas de depresión[/caption]

La tasa más alta de depresión (16.2%) se encontró en los conductores de autobús, y la más baja (6.9%) entre los "servicios de recreo y entretenimiento", un rubro difícil de definir que incluye los deportes y las artes (aunque en el contexto mexicano, los trabajadores del arte pueden experimentar depresión debido al incumplimiento de pago, algo que deprimiría a cualquiera).

Los factores de depresión tienden a presentarse en trabajos que requieren interacciones difíciles con el público o con los clientes (imaginamos que los telefonistas de telemarketing deben llevar una nube de lluvia sobre sus hombros), así como bajos niveles de actividad física.

Identificar la relación entre la depresión y la productividad, desde un punto de vista económico, permite conocer el impacto de las dolencias psíquicas en la generación de riqueza. Un estudio confirmó que la depresión le cuesta a la economía 83 mil millones de dólares anualmente.