*

X

Mujeres, no están solas: los hombres también fingen orgasmos

Por: pijamasurf - 02/20/2012

A pesar de que es poco sabido, lo cierto es que los hombres también fingen orgasmos y, curiosamente, lo hacen por razones similares a las mujeres.

rostro hombre durante orgasmo masculino

Mucho hemos escuchado respecto a que las mujeres eligen fingir en diversas ocasiones un orgasmo o aderezar, con incitantes gemidos, el encuentro copulatorio. Encuestas realizadas durante las último cuatro décadas, señalan que entre 50 y 65% de las mujeres admite haber fingido un momento orgásmico, por lo menos durante una ocasión en la vida.  Sin embargo, pocas veces se habla de las artes teatrales a las que también recurren los hombres durante estos momentos.  

Hace un par de años, un estudio realizado por investigadores de la Universidad de Kansas, comprobó que, si bien el fingir un orgasmo era más recurrente entre ellas, con un 67%, mientras que más de una cuarta parte, 28%, de los hombres también había recurrido a esta íntima puesta en escena. En ambos casos, aquellos que fingían, reportaban un mayor curriculum sexual, y eran más aventurados a la hora de explorar variantes.  Curiosamente, ambos géneros comparten razones para incurrir en esta práctica:

El orgasmo estaba tardándose mucho en llegar o tal vez jamás llegaría: Mujeres (71%) - Hombres (84%)

Querían que la sesión terminara: Mujeres (61%) - Hombres (82%)

No querían lastimar los sentimientos de su pareja en cuestión: Mujeres (69%) - Hombres (47%)

Se sentían cansados, aburridos, o tenían sueño: Mujeres (56%) - Hombres (72%)

 

Te podría interesar:

¿Son las Niñas Exploradoras un portal hacia el terrible mundo del sexo desinhibido?

Por: pijamasurf - 02/20/2012

Además de hacer galletas y limonada, las Girl Scouts son una organización que estimula a que jóvenes chicas vivan una sexualidad desenfrenada, francamente pecaminosa, según la mente de el congresista republicano Bob Morris

Los políticos republicanos estadounidenses son famosos por sostener creencias conservadoras radicales: generalmente preferir el uso de las escopetas que el de las píldoras del día después. Y si bien suelen sonar alarmas ridículamente pudorosas, el congresista republicano de Indiana Bob Morris se las lleva con su teoría conspiratoria de que las Niñas Exploradoras (Girls Scouts) son una organización que busca crear una nación de adolescentes orgiásticas que vivan una sexualidad desinhibida --ojalá!

Morris, que se negó a firmar el reconocimiento del Congreso de los 100 años de las Niñas Exploradoras, considera que la relación entre las Girl Scouts de Estados Unidos --famosas por hacer galletas y limonada-- y la organización especializada en educación sexual Planned Parenthood es el inequívoco signo del axis del mal.

Evidencia abundante prueba que la agenda de Planned Parenthood incluye la sexualización de jóvenes chicas a través de las Niñas Exploradoras, que rápidamente se están volviendo un brazo táctico de Planned Parenthood... Un programa de entrenamiento de Girls Scouts of America el año pasado usó un panfleto, "Happy, Healthy, and Hot",  que instruye a las niñas a pensar en el sexo no como "solo una relación vaginal o anal". "No hay ninguna forma mala o buena de tener sexo. Solo diviértete, explora y sé tú misma".

Un maléfico panfleto que por otro lado parece ser sabiduría pura, si acaso demasiado peligroso para el mundo controlado por republicanos que jamás han explorado dimensiones eróticas más allá del viejo "adentro y afuera"  y que corre el peligro de estimular el desarrollo de mujeres multiorgásmicas. Aunque claro que en el fondo reluce el plan secreto para convertirnos a todos en adictos al sexo --y a las jóvenes chicas que hornean galletas con figuras de muñecos en los suburbios en frenéticas ninfas. Además de coquetear con violar el 11vo  sagrado mandamiento "Solo tendreís sexo vía vaginal".

La diatriba de Morris sigue y el congresista acusa a las Niñas Exploradoras de promover una agenda homosexual e incluso transexual, por eso de la ropa "de hombre" que a veces usan las chicas exploradoras para realizar actividades físicas.

Quizás lo que en realidad ocurre es que las fantasías de la psique repremida suelen recurrir a las imágenes infantiles y en ese sentido las chicas exploradoras son sobresexualizadas por la mente masculina que no ha encontrado una sana consumación de su líbido.

[Jezebel]