*

X

Los pizarrones del porno

Por: pijamasurf - 10/08/2011

El sitio Blackboards in Porn se dedica a analizar la ecuaciones matemáticas, la ortografía y los mapas que se escriben en la pizarras que ambientan las características escenas eróticas entre maestros y alumnos.

Una de las escenas más populares de la industria del entretenimiento para adultos es la que enfrenta al maestro o maestra con su alumno o alumna en una situación que inevitablemente terminará en la cópula —evocando acaso las fantasías escolares del despertar sexual.  Ante este lugar común, el sitio Blackboards in Porn (adecuado para el trabajo) se dedica ociosamente a escudriñar lo que se escribe en los pizarrones de estas escenas eróticas, descifrar si las fórmulas matemáticas son correctas, si los mapas son fieles a la realidad, si la ortografía es precisa, etcétera.

Aunque puede ser una tarea absurda —vigilar la cultura del porno— no hay duda de que como blog temático humorístico cumple su función (muchas veces la única virtud de la pornografía es su forma de caricaturizar la cultura, de parodiar a Hollywood y de ser justamente una especie de escuela de semiótica de nuestro inconsciente sexual).

Aunque por el momento Blackboards in Porn no ha encontrado errores crasos, sus análisis de las lecciones a las que se someten las estrellas porno son sumamente divertidos, por ejemplo, el caso de la colegiala cuyo maestro le enseña que 1+1=2 (¿un curso avanzado de matemáticas que derivará en el teorema de incompletud de Kurt Gödel después de un polvo exponencial?). O estas fórmulas químicas que confunden silicio (acaso por la prevalencia de la silicona) con sulfuro de yodo:

Intentan secuestrar a hombre que se parece a Saddam Hussein para forzarlo a hacer porno

Por: pijamasurf - 10/08/2011

Mohamed Bishr se rehúso a aparecer en una película porno en la que aparecería como Saddam Hussein, poco después fue momentáneamente raptado por unos indecisos secuestradores.

Ser el doppelgänger de un dictador derrocado puede ser lo peor que te puede pasar, sobre todo si tienes algo de dignidad. Mohamed Bishr, un hombre egipcio relativamente famoso por parecerse a Saddam Hussein, fue momentáneamente secuestrado, golpeado y arrojado de un auto en movimiento luego de que se negara a participar en una película pornográfica de uso político en la que, obviamente, aparecería copulando como Saddam Hussein.

Bishr dijo que  rechazó una oferta de 330 mil dólares  para aparecer en el sex tape de Saddam que sería vendido como una grabación del dictador iraquí fallecido. Poco después tres hombres de negro con armas los forzaron a entrar a un vehículo en la mítica ciudad de Alejandría. Al parecer los secuestradores no estaban muy seguros de lo que hacían (o simplemente tenían un temperamento irritable e impredecible), porque después de enfrascarse en una violenta discusión aventaron a Bishr fuera del automóvil.

No se sabe con quién iban a emparejar a Bishr en la película porno, si se trataba de escandalizar su memoria haciéndolo participar con un consorte políticamente incorrecto o de glorificar a Saddam haciéndolo tener intercambio carnal con todo un harén, pero anteriormente la CIA había planeado filmar un video sexual de un doble de Hussein copulando con un adolescente. Un oficial de la CIA le dijo al Washington Post que el film sería hecho supuestamente con una cámara oculta para aparentar realismo. "Muy granulado, como si fuera una grabación secreta de una sesión sexual".

[Huffington Post]