*

X

El LSD convierte a los hot-dogs en trolls que gritan y tienen hijos

Por: pijamasurf - 09/08/2010

"El LSD es una droga que causa psicosis en personas que nunca la han tomado": un hotdog le habla a una chica que tomó ácido y le dice que no lo mate porque tiene siete hijos y una esposa que mantener en un clásico video de educación a través del pánico.

En uno de esos videos educativos sesenteros que advierten sobre los peligros de las drogas, una inocente rubia fuma marihuana y en esa apertura decide tomar un poco de LSD. Caminando hacia la fuente de sodas esperando el efecto, la chica siente el munchies y compra un hotdog, al que, famélica, llena de mostaza y ketchup. Justo cuando iba morder su salchicha caliente "alguien empezó a gritar", la chica le pregunta a su amigo Terry si había oído ese grito hipnótico. De nuevo, al intentar morderlo, la chica escucha un grito, voltea y ve que su hot-dog tiene una cara, ojos, boca... es un troll. El hot-troll le dice a la chica que no se lo puede comer porque tiene una esposa y 7 hijos que mantener. Y después de conversar con el hotdog, Terry también se da cuenta que hay un troll en el hotdog. Después de esta conversación con el hotdog, la chica decide que es una alcucinación y sin embargo al arrojarlo al piso, el hotdog grita de forma furibunda, un sonido aterrador que le hace saber a esta linda chica demencial que lo ha asesinado, que ha asesinado a su hotdog...

Todo esto nos recuerda la sabiduría de la suprema religión del discordianismo, que entre sus mandamientos tiene "no comer hot dogs con medianoches", en honor a la Diosa Eris. Tal vez esto de alguna forma extraña evita tener alucinaciones de mal trip, algo que los discordianos seguramente sabían cuando prohibieron esto ya que ciertamente las drogas no están prohibidas en su religión.

Así se explica el veto a las salchichas con pan:

Having been snubbed, Eris creates a golden apple with the word kallisti (Ancient Greek: καλλίστῃ, to the prettiest one) inscribed in it.This, the Apple of Discord, is a notable symbol in Discordianism for its inclusion in the Holy Chao. The apple is traditionally described as being made of gold, but the Principia Discordia notes a debate over whether the “gold” described was “metallic gold or Acapulco.”The story also relates that the first thing Eris did after throwing the Apple of Discord into the wedding was to joyously partake of a hot dogwhich is meant to explain the Discordian prohibition against consuming hot dog buns.

La cocaína se inhala tu cerebro

Por: pijamasurf - 09/08/2010

Estudio demuestra que los efectos nocivos de la cocaína en tu cerebro pueden prolongarse hasta por ocho años

¿Sabías que esas líneas que inhalabas en los primeros años del siglo XXI, antes de entrar en un proceso de despertar tu conciencia, o de darte cuenta que los psicodélicos eran personal y planetariamente mucho más rentables, aún podrían estar ejerciendo una influencia directa sobre tu comportamiento cerebral?

Un estudio del departamento de salud español, país en donde los niveles de consumo de cocaína entre la población juvenil son más un tanto deprimentes, reveló que se han detectado efectos nocivos en el cerebro de personas que han tomado cocaína más de siete años atrás. Entre la gama de poco deseables efectos a mediano plazo se incluyen la depresión, la ansiedad, los brotes psicóticos, y la euforia descontextualizada.

Pero además del nefasto legado bioquímico de esta substancia, podríamos también mencionar, quizá en un plano menos fáctico u ortodoxo, el hecho de que el consumo de cocaína emite bajas frecuencias de resonancia, debilitando el campo electromagnético de las personas, de una forma proporcional al detraimiento de la conciencia individual, e incluso algunos entendidos afirman que propicia huecos en el aura los cuales son bastante complicados de re configurar.

Sin embargo, y tratando de desmarcarnos tajantemente de un discursos moralista frente a este kármico polvo blanco, también sabemos que en sintonía con la vacuidad que reina en este universo, la cocaína, como cualquier otra substancia, es esencialmente neutral, y que somos nosotros, nuestra conciencia e interacción con ella, la que hace de este estimulante un epicentro de suciedad metafísica: glamourosa frivolidad, interacción socioartificial, ego frenético, y lasagnas de confusión.

via El Confidencial