*

X
La belleza de la traducción poética radica en que permite un atisbo de algo que siempre nos será ajeno: el idioma que no es el nuestro. La Editorial MaNgOs de HaChA celebra su 5o aniversario con cinco libros que son testimonio luminoso de la labor de traducción

magos

 

 

 

Pasión y casualidad pero también trabajo de carpintería, albañilería, relojería, jardinería, electricidad, plomería –en una palabra: industria verbal. La traducción poética exige el empleo de recursos análogos a los de la creación, sólo que en dirección distinta.

Octavio Paz, Versiones y diversiones

 

De todos los límites franqueables en el universo del lenguaje, la poesía es quizá uno de los más aventurados. Para algunos, en efecto, la traducción de la poesía es una tarea imposible, una lucha destinada a perderse desde el primer momento: un poema nunca puede ser del todo traducido. Pero existe gente que pasa la vida intentándolo.

Traducir un poema es, en muchos sentidos, volverlo a escribir, hacer uno nuevo; no solamente se trata de trasladar su significado de un idioma a otro, se trata de volver a hacerlo conservando, o más bien reinventando, elementos esenciales de la lírica: su forma, su ritmo y su sonoridad. Así la traducción brillante de un mal poema puede ciertamente resultar en una buena pieza lírica y, por supuesto, viceversa. Finalmente, el traductor de poesía, el buen traductor de poesía, es también un poeta.

Ningún poema significa una sola cosa, existe solamente en la sensibilidad y la subjetividad de cada persona que lo lee. Existen tantas versiones de un solo poema como lectores, y este es otro de los retos que enfrenta el traductor de poesía: tomar decisiones unas veces más otras veces menos radicales sobre el significado de un poema, sobre lo que quien lo escribió “quiso decir”. En este sentido, el traductor de poesía es también un gran valiente.

Algunos notables ejemplos de poetas-traductores son: Ezra Pound, que hizo traducciones al inglés del poeta chino Li Po, de Confucio, de un buen número de poetas latinos y de algunos poemas anglosajones, entre muchos otros; Octavio Paz, que tradujo a Apollinaire, al gran Gerard de Nerval, a Pessoa y a Mallarmé; Ted Hughes, que tradujo a Ovidio y a Esquilo; y Seamus Heaney, que hizo una bella traducción del poema épico anglosajón Beowulf.

En México existe una editorial joven, MaNgOs de HaChA, que dedica una gran parte de sus ediciones a la traducción de poetas innovadores o poco traducidos al español. Este 2015 la editorial cumple 5 años y festeja con la presentación de cinco libros, de los cuales tres son ediciones bilingües de poesía. Esta clase de proyectos enriquecen el mundo editorial de un país y ponen a disposición de un público amplio poesía que de otra manera sería muy difícil conocer.

 

*      *      *

 

El 5o aniversario de la editorial MaNgOs de HaChA, presentación y coctel, se celebrará el miércoles 11 de noviembre a las 19:00hrs en el Cine Tonalá (Calle Tonalá #261, colonia Roma Sur).

Los libros que se presentarán en el aniversario de MaNgOs de HaChA son:

La crisis de los medios de Peter Watkins, ensayo del cineasta inglés sobre los medios de comunicación en la actualidad, será presentado por Eduardo Milán.

Descripción de Arkadii Dragomoshchenko, una antología bilingüe de la obra de uno de los más importantes poetas contemporáneos rusos, será presentado por Rodrigo Flores.

Trece entrevistas a cineastas contemporáneos + 8 de Tatiana Lipkes, colección de entrevistas a realizadores cinematográficos contemporáneos, será presentado por Ricardo Pohlenz.

Poemas de Maximus IV, V, VI de Charles Olson, edición bilingüe del volumen de poesía de uno de los poetas más importantes de la segunda mitad del siglo XX en Estados Unidos, será presentado por Jorge Solís.

Renacimiento de la poesía inglesa. Antología poética, autores varios, una antología de la escuela poética inglesa conocida como el British Poetry Revival, será presentado por Julio Trujillo.

 

Sigue a MaNgOs de HaChA en Facebook 

"La vida cotidiana de los dioses": imágenes extraídas de pinturas clásicas y reinsertadas en momentos cotidianos del mundo moderno

Arte

Por: Alejandro Albarrán - 11/03/2015

El artista ucraniano Alexey Kondakov utiliza imágenes de cuadros clásicos y las inserta en escenas de la vida cotidiana, recontextualizando su significado primigenio

classical-modern-city-painting-daily-life-gods-alexey-kondakov-2

 

El primer ser sobre la tierra al que Apolo habló fue una Ninfa. Se llamaba Telfusa y de inmediato engañó al dios…

Roberto Calasso, La locura que viene de las ninfas

 

¿Cómo se verían los dioses o los personajes de la antigüedad retratados en pinturas clásicas, entre nosotros, en el metro, la calle, dentro de la cotidianidad del mundo actual? El artista ucraniano Alexey Kondakov nos muestra una visión particular al respecto.

El artista radicado en Kiev creó unos collages en Photoshop que responden a esta premisa para la serie, aún en proceso, The Daily Life Of Gods (La vida cotidiana de los dioses). Kondakov extrajo imágenes de obras clásicas como Ninfas y sátiro, un óleo creado por el academicista francés William-Adolphe Bouguereau en 1873, la Virgen del jilguero del italiano renacentista Rafael, o imágenes de la obra del pintor barroco neerlandés Caesar Boëtius van Everdingen, uno de los más destacados representante del grupo de los Academicistas de Haarlem. De hecho, las pinturas de Caesar van Everdingen fueron las primeras que inspiraron a Kondakov para comenzar a crear sus imágenes: "Me di cuenta de que los héroes de estas obras maestras simplemente estaban buscando pasar tiempo de calidad (juntos), como nosotros”, según informa My Modern Met.

Es interesante considerar cómo nuestras impresiones sobre estas imágenes cambian al insertarlas dentro de un nuevo contexto. Como en el caso de la Madonna del cardellino al fondo de un pesero. La Madonna del cardellino (o la Virgen del jilguero) es un óleo fechado hacia 1507, una de las imágenes más famosas de Rafael Sanzio, quien diera la pintura como regalo de bodas a su amigo Lorenzo Nasi.

[caption id="attachment_102718" align="aligncenter" width="534"]668px-Raphael_Madonna_of_the_Goldfinch La pintura antes de la restauración. El amarillamiento es señal evidente de las antiguas fracturas. Wikipedia Images[/caption]

Lamentablemente, la casa de Nasi quedó destruída después de un terremoto el 17 de noviembre de 1548. Entre las ruinas, se logró encontrar la obra de Rafael partida, irónica, paradójica o metafísicamente en 17 fragmentos. O al menos es lo que la historia ha decidido relatar.

El arquitecto, pintor y escritor italiano Giorgio Vasari, quien es considerado uno de los primeros historiadores del arte y autor del célebre libro Le vite de' più eccellenti architetti, pittori, et scultori italiani (Las vidas de los mejores arquitectos, pintores y escultores italianos, de 1550; ampliado en 1568) escribió acerca de la Madonna del cardellino:

Encontraron las piezas entre el mortero de las ruinas, fueron donde Battista, hijo de Lorenzo, muy amante del arte, para que la rehiciera de la mejor manera que pudiese.

Muchas obras se han perdido en catástrofes naturales, o simplemente en el "azar electivo" del tiempo y la historia del arte. Por ejemplo, muchas de las piezas del hijo mayor de Bach, Wilhelm Friedemann, considerado por su propio padre como el de talento más grande, fueron perdidas, vendidas por su mujer, quemadas o subastadas por sus descendientes.

De igual forma, las cosas y/o obras que permanecen en el tiempo, van perdiendo su valor (no monetario) primigenio, su significado.

Los terremotos suceden, suceden las guerras y los años que van menguando nuestra frente suceden, y todo se ve indiscutiblemente modificado; sin embargo, algo queda de nosotros en todas las cosas, algo que las dota de un significado arbitrario que a la vez puede ser sustituido por otro que le (nos) da un nuevo sentido.

Por eso, de la misma forma que Vasari escribiera sobre la pieza reconstruida de Rafael, se puede decir de estos collages creados por el artista ucraniano que generan esta recontextualización de esta imagen de nosotros mismos partida en muchísimos fragmentos, nuestra condición humana tan permanente y metafórica a la vez:

Encontraron las piezas entre el mortero de las ruinas, fueron donde Kondakov, muy amante del arte, para que la rehiciera de la mejor manera que pudiese:

classical-paintings-modern-city-2-reality-alexey-kondakov-ukraine-11

classical-paintings-modern-city-2-reality-alexey-kondakov-ukraine-10

classical-paintings-modern-city-2-reality-alexey-kondakov-ukraine-3

classical-paintings-modern-city-2-reality-alexey-kondakov-ukraine-2

classical-paintings-modern-city-2-reality-alexey-kondakov-ukraine-8

classical-paintings-modern-city-2-reality-alexey-kondakov-ukraine-7

classical-paintings-modern-city-2-reality-alexey-kondakov-ukraine-6

classical-paintings-modern-city-2-reality-alexey-kondakov-ukraine-5

classical-paintings-modern-city-2-reality-alexey-kondakov-ukraine-4

classical-modern-city-painting-daily-life-gods-alexey-kondakov-18

classical-modern-city-painting-daily-life-gods-alexey-kondakov-24

classical-modern-city-painting-daily-life-gods-alexey-kondakov-26

classical-paintings-modern-city-2-reality-alexey-kondakov-ukraine-1

classical-modern-city-painting-daily-life-gods-alexey-kondakov-9 classical-modern-city-painting-daily-life-gods-alexey-kondakov-11

classical-modern-city-painting-daily-life-gods-alexey-kondakov-7

classical-modern-city-painting-daily-life-gods-alexey-kondakov-3

classical-modern-city-painting-daily-life-gods-alexey-kondakov-1

classical-modern-city-painting-daily-life-gods-alexey-kondakov-31

classical-modern-city-painting-daily-life-gods-alexey-kondakov-22

classical-paintings-modern-city-2-reality-alexey-kondakov-ukraine-9

classical-modern-city-painting-daily-life-gods-alexey-kondakov-30

 

Twitter del autor: @tplimitrofe 

Fuentes: Bored Panda, ABC.esMy Modern Met