*

X

Somos la última generación que habrá conocido la vida antes de internet

Por: pijamasurf - 08/26/2014

En su libro "The End of Absence", Michael Harris nos habla de los cambios cognitivos que implica pasar al mundo de la conectividad
Michael Harris

Michael Harris

Impresionados por todo lo que la tecnología nos está dando, a veces olvidamos preguntarnos qué es lo que nos está quitando. A los puristas les fascina culpar a internet de todo, desde hacernos más tontos hasta ser el arma perfecta de las dictaduras. Pero, como bien señala Michael Harris siguiendo las observaciones de Melvin Kranzberg, “la tecnología no es buena o mala. Lo más que podemos decir acerca de ella es esto: que ha llegado”.

Harris, autor de The End of Absence: Reclaiming What We’ve Lost in a World of Constant Connection, escribe sobre cómo la tecnología afecta a la sociedad, siguiendo los pasos de Nicholas Carr y su crítica en The Shallows. Sin embargo, su acercamiento es distinto; en lugar de centrarse en los efectos de la conectividad, busca entender qué pasará con los jóvenes que nunca conocieron el mundo sin internet. Si naciste antes de 1985, sabes qué es vivir sin internet, transitaste la frontera del simple contacto análogo hacia la era de la superconectividad. Somos la última generación en la historia que vivirá sin internet, "los últimos en hablar ambos lenguajes”, "los traductores del antes y el después”.

Como muchos, lo primero que hace Harris en la mañana es sentir esa combinación de ansiedad y sorpresa por checar su correo en su teléfono. “En lugar de preguntarte '¿Qué debo hacer?', te preguntas '¿Qué he perdido?'”. Pero el problema no es internet mismo, sino cómo nuestra personalidad se engancha a él.

Como parte del trabajo del libro, Harris decidió pasar un mes desconectado. No es que haya tenido una epifanía, pero pudo tener una perspectiva diferente de su vida interior. El problema es que “cuando estas en medio de algo, eres incapaz de verlo apropiadamente”.

¿Recuerdas cómo era tu vida antes de internet?

El gozoso chismorreo como arte: "Lilia Prado Superestrella y otros chismes"

Por: Ana Paula de la Torre - 08/26/2014

¿Puede la expansión de los chismes ser un modelo replicable en otros tópicos cómo el arte? El artista mexicano Ulises Carrión hizo hace unas décadas un experimento para develar la respuesta

PORTADA-LILIAPRADO_CARRIÓN3_loHay artistas que hablan con sus piezas materiales. Otros construyen momentos para hacer una pieza o tejen teoría para que la mayoría podamos desmenuzar los mundos de la creación, sus manifestaciones a veces insospechadas y sus significados más profundos. Entre muchos otros ocurrentes experimentos, el multifacético artista mexicano Ulises Carrión hizo un tratado sobre el proceso de expansión de los chismes como un modelo análogo que podría explicar cómo se posicionan las obras artísticas.

Carrión armó un experimento integral que incluía a un grupo de personas, quienes no tenían idea del juego, para estudiar y registrar cómo es que se propagaban los chismes. Hay que recordar que en el acto del chisme, es decir, de la comunicación cuasi-compulsiva de medias verdades, hay un gesto malicioso adornado con cierto grado de placer. ¿Lo anterior podría calificarse como un acto inventivo en sí mismo, algo parecido a uno de los motores clásicos del arte?

En su tercer ejemplar de Archivos Carrión, Tumbona Ediciones presenta las memorias escritas de este artista sobre sus experimentos con los chismes. Un divertido paseo por este proceso en el que una mentira se convierte en una verdad, un sinsentido que, como fábula, se dibuja en las realidades humanas todos los días. ¿No es en sí la cultura, y por lo tanto nuestra realidad, una especie de chismorreo colectivo?

En el libro Lilia Prado Superestrella y otros chismes encontrarás otros curiosos proyectos de Carrión, como un viaje en camión a través de los parajes simbólicos de la historia de amor de una pareja o el homenaje que organizó a una diva de los años cincuenta en México, Lilia Prado. La imaginación de Carrión es inmensa; leer este libro te dará la sensación de un artista transparente, movido por la curiosidad, que con sus ojos encuentra arte en la todo lo que mira, y quiere compartirlo para que podamos descubrir lo mismo.

Twitter de la autora: @anapauladelatd

 Las opiniones expresadas en este artículo son responsabilidad del autor y no necesariamente reflejan la posición de Pijama Surf al respecto.