*

X

La simbiótica relación entre desorden y creatividad

Por: pijamasurf - 09/01/2013

Nuevos estudios revelan que trabajar en ambientes desordenados puede llevarte a detonar tu creatividad (aunque esto tenga también sus contras).

Messy desk

En años recientes, investigadores han identificado muchas maneras de avivar la creatividad, desde el ejercicio aeróbico hasta el barullo de una cafetería. Pero un estudio recién publicado revela otro método más, uno que muchos de nosotros hemos implementado sin darnos cuenta de los beneficios.

Encuentra que a las personas se les ocurren más ideas creativas si están sentadas en un cuarto desordenado.  

“Los ambientes desordenados parecen incitar a romper con la tradición, la cual puede producir percepciones frescas”, escribe la investigadora Kathleen Vohs, de la Universidad de Minnesota. “Los ambientes limpios, en contraste, fomentan la convención y el jugar a la segura”.

En uno de los experimentos que realizaron, les pidieron a cuarenta y ocho estudiantes de universidad que pensaran en diez usos no convencionales para pelotas de ping-pong. A la mitad de los participantes los pusieron en un cuarto muy organizado y limpio y la otra mitad en un cuarto desordenado con papeles esparcidos en una gran mesa (junto con otros en el piso).

Dos asistentes calificaron cada idea en una escala del uno al tres (de “nada creativo” a “muy creativo”). Después de sumar los resultados, los investigadores hallaron que aquellos que trabajaron en un cuarto desordenado fueron en general más creativos que los que hicieron la tarea en el cuarto limpio. En promedio, a aquellos trabajando en un ambiente prístino se les ocurrieron el mismo número de ideas, sólo que no fueron tan innovadoras.

“Ser creativo tiene que ver con romper con la tradición, el orden y la convención, y un ambiente desordenado parece ayudar a las personas a hacer justo eso, concluye Vohs.

Por más que el estudio sea interesante y el hecho de derrochar ideas en un espacio desordenado pueda ser más dinámico, el desorden tiene sus bemoles a la hora del trabajo. Si no estás en un espacio organizado (aunque organizado signifique un caos cuidadoso) no podrás estructurar claramente ningún proyecto. Todo espacio es forma y clima de lo que contiene. Quizá sea bueno hacer el ejercicio de la ocurrencia en un cuarto desordenado y desarrollar el proyecto en un cuarto organizado y limpio.

[Psmag]

La esclavitud moderna en cifras

Por: pijamasurf - 09/01/2013

La esclavitud no es un fenómeno superado sino una de las fuentes de riqueza de las que cientos de industrias se benefician cada año. ¿Se puede hablar de prosperidad en un mundo sostenido mediante la explotación?
[caption id="attachment_63503" align="aligncenter" width="900"]ghana Esclavos de una mina en Ghana, África. Via LisaKristine.com[/caption]

Al pensar en la esclavitud suelen venir a la cabeza imágenes de africanos en barcos rumbo a las colonias europeas en América; sin embargo, la esclavitud en nuestros días afecta a más personas que nunca y permite la reproducción de un ciclo de explotación mediante el cual, directa o indirectamente, se beneficia la economía mundial. Hacernos conscientes de la cantidad de personas que viven y son explotadas por la esclavitud nos permite pensar en la manera en que nuestros hábitos y prácticas --a instancias del capitalismo y su voracidad-- están sustentadas en el abuso.

Cifra oficial de esclavos en el mundo según los gobiernos: 20.9 millones.

Cifra estimada de esclavos según fuentes independientes: 27 millones.

Cifra de niños esclavos: 5 millones.

Cifra estimada de esclavos a mediados del siglo XIX: 25 millones.

Cifra de niños estadunidenses vendidos como esclavos sexuales en 2011: entre 100 y 300 mil.

Ganancia neta producida por mano de obra de esclavos al año: $32 mil millones de UD.

Ganancia derivada de la esclavitud por países del primer mundo: $15.5 mil millones de USD.

Países con prácticas esclavistas: 58.

Industrias de bienes de consumo que dependen de la esclavitud: 122 (desde la industria camaronera en Asia hasta la de extracción de diamantes en África. Otras industrias beneficiadas son la de la sal, los tomates, el café, tabaco, chocolate, té, fuegos artificiales, carbón, textiles y entretenimiento para adultos.)

Precio estimado de un esclavo a mediados del siglo XIX: $40 mil USD de nuestros días.

Precio del esclavo promedio en nuestros días: $100 USD.

Aquí puedes conocer cuántos esclavos trabajan para ti desde las industrias de las que los países en desarrollo y de primer mundo se benefician cotidianamente, y también hacer conciencia de que el estado de bienestar que muchos gozan es posible sólo mediante la explotación de personas. 

[Zero Hedge y Rebell Society]