*

X

El rol de los canabinoides en la evolución humana

Por: pijamasurf - 09/10/2013

Los receptores de canabinoides con los que la evolución dotó a la mayoría de las especies de la Tierra (menos a los insectos) juegan un importante rol en la adquisición o pérdida de información importante para la supervivencia.

cannabis

Cuando pensamos en cannabis pensamos en un porro o una pipa, en una planta de largas hojas verdes (aunque las hay naranjas, rojas o moradas) que básicamente es ilegal. Pero entender una planta a partir de su estatuto legal nos hace olvidar que nuestra interacción con otras formas de vida en el planeta precede por millones de años la aparición de las leyes, esas convenciones que deberían normar prácticas sociales que primero deberían comprender.

Hace 580 millones de años la Tierra y la vida eran muy diferentes. Durante los 75 millones de años que siguieron (llamados "explosión cámbrica") aparecieron la mayoría de las tipologías de la vida tal como las conocemos. Paleontólogos como Stephen Jay Gould y Niles Eldridge han desafiado la idea de una evolución de la vida que siempre es gradual durante las generaciones, proponiendo en cambio que existen eras donde los cambios se suceden rápidamente. Fue en este periodo de la historia de la vida en que aparecieron los sistemas receptores de canabinoides.

Los receptores de canabinoides aparecieron por primera vez hace 600 millones de años en animales marinos invertebrados como la ascidia plisada; lo que es más curioso es que los humanos comparten un 80% de material genético con las ascidias, haciéndolas nuestro pariente más cercano dentro de los invertebrados. Esto significa que los mamíferos y muchas especies animales que aparecieron antes de ellos (de nosotros) fueron dotados con receptores de canabinoides como arma evolutiva. ¿Pero qué hace exactamente tan especial a estos receptores?

Para los biólogos evolucionistas, la aparición del sistema de receptores de canabinoides está relacionado con la capacidad de que nuestros patrones neuronales sean modificados con la experiencia y puedan adaptarse a nuevas situaciones. "Adaptarse a nuevas situaciones" es básicamente de lo que se trata la selección natural: los que se adaptan sobreviven, los que no, no. El sistema respiratorio que nos hace poder procesar oxígeno o el digestivo que nos ayuda a descomponer elementos pesados en moléculas aprovechables aparecieron de la misma forma y con funciones análogas: permitir que una nueva especie se adapte a las situaciones cambiantes del entorno, en esa dialéctica memoria/olvido en que se cifra la evolución de las especies.

La memoria no es otra cosa que una cimentada relación entre las neuronas: mientras más utilizamos una habilidad o patrón de pensamiento, más se refuerza, y es más probable que sea heredado a las nuevas generaciones. Los canabinoides que produce nuestro propio cuerpo funcionan como "lubricante" entre estas conexiones neuronales, permitiéndonos olvidar cosas que no necesitamos e identificar cuáles conexiones son más valiosas para preservar la vida.

Cambiar o permanecer igual: la supervivencia de la especie se basa en ello. Biológicamente puede tratarse de resistir una bacteria; socialmente, de aceptar una nueva idea. La capacidad de cambiar de opinión está dada por un cambio en las conexiones neuronales; el consumo de cannabis permite que seamos conscientes de la organización de ese sistema neuronal, además de poder reevaluar la utilidad de la información que la conforma. En el nivel individual de la especie (es decir, en cada uno de nosotros) un sistema bioquímico nos dota con la capacidad de desaprender, de romper patrones o de cambiarlos cuando el entorno en el que dichos patrones fueron útiles, a su vez, cambia.

La regulación de la cannabis, la economía y la política que rige su producción, flujo y consumo, está fuertemente sujeta a un terrible tabú producto de la desinformación; a pesar de eso la literatura científica en torno a la cannabis consta actualmente de más de 20 mil artículos especializados. El cambio en el estatuto legal de la cannabis, a diferencia de otros procesos evolutivos, será lento, pero debemos recordar que a pesar de que toda la cannabis del mundo se extinguiera, nuestro sistema está hecho para aprovechar las ventajas evolutivas que pueden potenciarse gracias a su consumo.

[Salon]

De Rusia con amor: mitos y realidades de las citas por Internet con mujeres de la ex Unión Soviética

Por: pijamasurf - 09/10/2013

Se llaman oficialmente "Citas Internacionales" y no siempre se trata de sórdida trata de personas o prostitución. Muchos hombres occidentales encuentran al amor de su vida al otro lado de los Balcanes...

SONY DSC

Probablemente uno de los misterios más antiguos y escondidos del Internet es el de los hombres occidentales que “compran” esposas rusas online, como si compraran un sofá nuevo en eBay. Pero la realidad es que las “citas internacionales”, como les gusta llamarlas a los que buscan el amor, son por lo menos más complejas de lo que parece a primera vista.

Un poco de información es necesaria.

En el sitio Russian Ukranian Adventures se discuten diversos temas en los foros que lo conforman. Desde la manera correcta de preguntarle a tu “novia” rusa sobre su peso hasta el protocolo para el primer intercambio sexual, los foros están llenos de dudas y de personas dispuestas a responderlas.

El sitio fue iniciado por Stuart Smith, un inglés casado felizmente con una mujer rusa. Las razones por las que los hombres de países occidentales buscan el amor en la ex Unión Soviética son variadas, pero no son infinitas. A decir de Stuart, él “estaba harto de las feministas locales con sobrepeso.”

Según él, “los hombres quieren mujeres que parezcan, huelan, se vistan y actúen como mujeres. Cada vez más, deben salir de su país para encontrarlas. Los roles de género se han desvanecido en la sociedad occidental. Los hombres quieren mujeres femeninas, no feministas.”

Y es que los hombres que escriben en estos foros y buscan estas oportunidades generalmente tienen más de 39 años, están divorciados o nunca se han casado y probablemente tienen una idea un poco idealizada del amor. Sin embargo, el otro lado de la moneda no es tan sórdido: las mujeres rusas también tienen algo que decir al respecto.

En el foro escriben también mujeres buscando aventuras a corto o largo plazo con hombres occidentales por razones más o menos similares a las que llevan a los hombres a buscarlas a ellas. Están hartos de la actitud explotadora de los hombres de sus respectivos países, y muchas de ellas son madres solteras que probablemente no gozaron de los beneficios de una educación occidental. La Unión Soviética dejó de existir en 1990, es cierto, pero muchos de los paradigmas culturales que operaban entonces siguen vigentes. Se trata, en todo caso (al menos en este foro) de un acuerdo consensual entre adultos.

Según algunos miembros del sitio, las mujeres rusas buscan también hombres mayores de Occidente porque no esperan lidiar con chicos de su edad. Podemos admitir que hay casos así en cualquier cultura, ciertamente, y en el caso de sitios como este, las mujeres no esperan necesariamente que los hombres las lleven a vivir a EU o Inglaterra para fugarse al poco tiempo. Las historias de éxito también son numerosas.

Tener una novia rusa o ucraniana, sin embargo, no es precisamente barato. Algunos hombres han establecido relaciones sentimentales a larga distancia para encontrarse con que luego de un par de años han gastado más de 100 mil dólares en viajes de ida y vuelta a Rusia. 

Los fraudes están a la orden del día, por lo que los miembros del foro no dejan de recomendar desconfianza en los sitios que cobran el acceso por sesión o por minuto. Existen sitios que permiten que el flechazo ocurra y hay un montón de historias felices, aunque como siempre en los casos en que el amor es la bandera a ondear, debemos tomarlo con una pizca de sospecha.

[Kernel]