*

X

Sistema de cableado que controla tu mente con puro placer

Ciencia

Por: pijamasurf - 07/11/2013

“¿Qué pasaría si pudieras controlar los deseos de alguien más usando un aparato inalámbrico?”, postulan los científicos de la Universidad de Washington. De hecho, aunque parezca ciencia ficción, la ciencia para lograr esto ya existe.

 

k-bigpic
Los investigadores de la Universidad de Washington utilizaron un control remoto en ratones para estimular neuronas que liberan dopamina. Como resultado transformaron el comportamiento de los roedores, remotamente y en ausencia de cualquier recompensa tangible. Es decir, al momento que los ratones tocaban alguna parte específica de su cuerpo (como su nariz, por ejemplo) una descarga del químico dopamina los hacía sentir placer.

Esto lo lograron con optogenética, un campo emergente en el que neuronas vivas y otras células pueden ser manipuladas o controladas mediante tecnología óptica (normalmente con cables de fibra óptica). Aunque sólo ha sido tratado en animales no humanos como roedores y changos, los investigadores creen que eventualmente puede llegar a tratar parálisis, problemas del corazón, diabetes y, sobretodo, se podría utilizar para controlar el dolor de algunas enfermedades como el cáncer, o para la tratar la depresión y las adicciones. 

Su efectividad ha probado ser bastante prometedora; sin  embargo las implicaciones en cuanto al automatismo son evidentes (si se instituye, entonces seríamos controlados por algún extraño, como en el caso de los ratones). Lo que queda claro es que la dopamina está siendo explotada por la ciencia y que el futuro siempre será de los ratones primero.

[io9]

En el cumpleaños de Schrödinger, dos videos que explican su célebre experimento teórico con un gato

Ciencia

Por: pijamasurf - 07/11/2013

Este 12 de agosto se celebra el cumpleaños de Erwin Schrödinger, motivo por el cual compartimos un par de videos que explican su conocido experimento teórico con un gato que, al mismo tiempo, puede estar vivo y muerto; además del libro "¿Qué es la vida?", del físico vienés.

gato

Este 12 de agosto se festeja el cumpleaños de Erwin Schrödinger, uno de los físicos más importantes del siglo XX, clave en los desarrollos de esta ciencia en el ámbito de la mecánica cuántica y también en la termodinámica. Schrödinger nació en Viena en 1887.

Por las estimulantes premisas de la cuántica, que confrontan de manera radical los principios newtonianos con los que comprendemos la realidad material, estos desarrollos han conocido cierto tránsito hacia el conocimiento popular, a pesar de su complejidad inherente.

En este sentido, el llamado “gato de Schrödinger” es uno de los planteamientos experimentales que gozan de dicha difusión. Probablemente, sí, por tener como protagonista a uno de estos felinos domésticos.

Grosso modo, el experimento propone a un gato metido en una caja junto con un frasco de veneno que puede o no liberarse, con lo que el gato puede o no morir. Lo enigmático es que, de acuerdo con los principios de la mecánica cuántica, después de cierto tiempo el gato puede estar vivo y muerto al mismo tiempo.

Esta contradicción se explica por el concepto de “superposición”. A diferencia de la física clásica, en la cuántica no es posible conocer la posición exacta de una partícula si se conoce su velocidad (el principio de incertidumbre de Heisenberg, según el cual no se puede tener precisión absoluta de dos variables, dado que la observación afecta la medición); en contraste, solo se pueden obtener probabilidades de posición o, dicho de otro modo, se debe partir de que una partícula pueda estar en muchas posiciones a la vez, de donde se deriva el estado de “superposición”. Aquí un primer video que explica el fenómeno:

 

Una vez que tenemos idea de la superposición, es posible introducir otros conceptos todavía más inquietantes. El primero, el hecho de que es la acción de observar la que hace “colapsar” la naturaleza hacia una opción o la otra. Si abrimos la caja y descubrimos que el gato está vivo, fue dicha observación la que hizo “colapsar” dicha alternativa.

Sin embargo, como se dice en el segundo video que compartimos, “nosotros también somos como el gato”. Observar al gato vivo o muerto es también el resultado de que la naturaleza colapse en nosotros mismos en esa única realidad. La pregunta, aquí, es quién observa nuestra realidad para que colapse de ese modo. “¿O las dos posibilidades ocurren en paralelo dentro de un multiverso de mayor escala?”

 

Al final el experimento planteado por Schrödinger se abre a su vez hacia una de las preguntas fundamentales de la existencia que ha intentado responderse desde disciplinas diversas: ¿Por qué la realidad es real?

En este enlace, ¿Qué es la vida?, de Erwin Schrödinger (PDF).