*

X
El escenario lingüístico alrededor del mundo está inmerso en una intensa transformación; en México 6 de cada 100 habitantes hablan una lengua indígena, mientras que 68 de ellas están por desaparecer.

lenguas

En el mundo, los países que albergan más diversidad de idiomas son Papúa Nueva Guinea, Indonesia, Nigeria, India, Camerún, Australia, Zaire, Brasil y México. En este último, por lo menos 6 millones 695 mil personas, habla alguna lengua indígena; las más practicadas son el náhuatl, el maya y las lenguas mixtecas.

Los lingüistas calculan que hace diez mil años, cuando habitaban el mundo entre 10 y 15 millones de personas, se hablaban unas 12 mil lenguas, hoy, según el proyecto The Endegered Laguages Proyect, se ejercen por lo menos 7 mil idiomas, de los cuales la mitad está por desaparecer. Se calcula que, de continuar esta tendencia, lo anterior se concretaría a finales de este siglo.

Hoy, el inglés es el idioma utilizado para mediar entre distintas sociedades. Existen más de mil millones de hablantes, ya sea como primera o como segunda lengua –cifra similar a los que practican el chino mandarín. Si bien resulta entendible que la actual interconexión mundial propicie el manejo de un idioma común, es importante preservar lenguas que albergan conocimientos milenarios y entendimientos sobre el mundo, únicos e irrepetibles. 

Según datos del Instituto Nacional de Lenguas Indígenas, en México existen 364  variantes, de 68 lenguas. Algunas de estas casi extintas, pues sus hablantes no llegan a una veintena. La iniciativa The Endangered Languages Project, ubica por zonas las lenguas que están por desparecer, y su número de hablantes. En México, por ejemplo, el mixteco del sureste de Puebla, únicamente es hablado por 1,330 personas, mientras que el maya yucateca es practicado por 16 individuos en todo el país.

Una lengua no es solamente un medio para comunicar ideas, cada palabra ideada, lleva consigo la manera en que un grupo concibe el mundo, y su propia identidad. La occidentalización, ha originado que “perdamos” perspectivas de otras culturas, para explicar la realidad. Recuperar y preservar las lenguas, debiera ser un compromiso para que las siguientes generaciones, accedan a otras perspectivas sobre esa búsqueda inacabable: entender la vida, y vivirla respecto a ello.

Twitter del autor: @anapauladelatd

 

Adolescentes mexicanas diseñan sofisticado helicóptero solar (a pesar de la apatía de las autoridades)

Por: pijamasurf - 07/02/2013

Aunque en su momento las autoridades no apoyaron la construcción del artefacto, el trabajo de las tres niñas fue reconocido por una fundación alemana.
[caption id="attachment_61814" align="alignleft" width="300"]cm Foto: Carlos Marí[/caption]

Claudia Quevedo Montejo, Iyari Madrigal Badillo y Alejandra Puente León, estudiantes mexicanas de secundaria, concursaron a finales del año pasado, en el certamen internacional de la Fundación Conrad "Desafío Espíritu de Innovación". Lamentablemente, no consiguieron los recursos para construir su proyecto: un helicóptero que funciona con energía solar.

Después del cambio de administración en Tabasco, estado al sur de México, a principios del 2013, las niñas obtuvieron diez mil pesos para construir el helicóptero a escala, y una vez concluido, comprobaron que el artefacto en realidad funciona. La Fundación Conrad reconoció a las tres niñas con un viaje a la NASA, aunque, de haber conseguido el financiamiento en su momento, habrían accedido a un premio de diez mil dólares, y a la construcción de su helicóptero en tamaño real.

Alejandra Puente, una de las diseñadoras, declaró que dicho helicóptero se trata de “un prototipo a base de paneles solares que empezamos a diseñar desde agosto del año pasado y que prácticamente, en diseño, lo teníamos listo cuando nos enteramos de la convocatoria, pero que no concluimos cuando esperábamos que nos apoyara la Secretaría de Educación (…) Habíamos hecho investigación, diseño, un plan de financiamiento y un video para explicar nuestro proyecto, pero no terminamos el proyecto con la elaboración del helicóptero, que ahora sabemos que sí vuela y que si se construye en grande, sirve para llevar alimentos y agua a zonas de sequía y no contamina”.

El caso anterior, se suma a los estudios publicados recientemente en Pijama Surf, en donde se comprueba que la Secretaría de Educación desalienta o desaprovecha el talento de por lo menos el 96% de los niños mexicanos con coeficientes intelectuales altos. La historia de estas niñas, revela uno de los muchos casos en que emprendedores mexicanos, especialmente en el campo de la ciencia, carecen del apoyo para materializar o desarrollar sus investigaciones.

Con información de Reforma