*

X
Como lo ha demostrado Wikipedia y su efecto en la generación y difusión de conocimiento, la tecnología está llamada a modificar la educación, quizá de las maneras menos esperadas.

aula

La tecnología no es importante por lo que eficienta, sino por lo que estimula y democratiza.

No me gusta esa idea reductora (aunque se presuma de potenciadora) de que la tecnología nos ayuda a eficientar todo y a vivir más cómodos. Digo reductora porque pone a la tecnología en un lugar complementario del tejido social, subordinado y funcional a los valores imperantes de éste. Y no.  La tecnología no ayuda a vivir mejor; nos cambia la vida, que es otra cosa. Para bien, para mal, para acá y para allá, pero nos la cambia.

Y así en la vida como en la escuela.

La tecnología en la que pienso altera sustancialmente las bases ético-epistemológicas del modelo educativo.

Ya habíamos dicho alguna vez que el movimiento de digitalización escolar en el que trabajamos invertía el orden en el que la escuela quería avanzar: no se trata –como desea la escuela- de escolarizar lo digital y volverlo funcional al modelo pedagógico imperante, se trata de digitalizar la escuela y transformarla. Y ahora podemos agregar que no se trata de acomodar la tecnología en el lugar social funcional de eficiencia y productividad al que los factores sociales de poder quieren reducirla (aporta eficiencia en el uso del tiempo, en las búsquedas, las compras, las relaciones sociales, etc.), sino de que, tecnología mediante, los modelos de vida y de relaciones sociales cambien y las sociedades se vuelvan más horizontales, movilizadas, impulsadas y apropiadas de su propio destino. Es decir, que la tecnología se mueva para movernos y nos conecte, nos cohesione y nos organice alrededor de un proyecto.

La tecnología -quiero decir- se las trae. Y debemos saber que se las trae también en la escuela. Y que la traemos para eso, para que se las traiga. No para evaluar si nos eficientará éste o aquél proceso actual. Se las trae para reventarlo, no para eficientarlo. Se las trae porque tiene calado. No va de más o de menos, sino de otra cosa.

Veamos, si no.

Decíamos –seguros de nosotros- que con la tecnología evolucionarían definitivamente las enciclopedias, y de inmediato pensábamos en buscadores de alta performance más eficientes y en actualizaciones constantes (que reemplazaran los vetustos index e índices del papel de la Británica). Tan seguros estábamos de eso que Microsoft se apuró y sintió que desbancaría a la Británica con esa sola “innovación” en marcha, y se inventó –digamos- la Enciclopedia Encarta en DVD. Y fracasó. No en manos de la Británica, sino de otra, inesperada, que le surgió desde la tecnología misma. Pero fracasó precisamente por no entender (Microsoft, fíjate tu!) el proceso digital. Apareció Wikipedia y arrasó con todo. Eso es una enciclopedia digital, que no es lo mismo que la digitalización de las enciclopedias, que no sirvió para nada.

Llegó Wikipedia de la mano de quien –creo- no imaginó la relevancia conceptual de lo que estaba inventando. Pero –emprendedor y práctico- lo echó a andar. Y anduvo! La Wiki entró por la ventana del debate organizado sobre el impacto de la tecnología en las bases de datos y el saber acumulado… La misma historia podríamos contar en otros sectores; en la prensa, por ejemplo. Y la podremos contar en otros, de acá a unos meses. Wikipedia metió al usuario en la producción. Eso es más que actualización, verdad? Pero también actualiza, a la velocidad del rayo. Pero sobre todo comparte e incita a la participación, mediante la producción. Wikipedia discute con Diderot. Replantea el concepto mismo de enciclopedia y de saber. Discute el positivismo subyacente al modelo.

Encyclopedia Britannicas

Y transforma todo y se impone. Y nos hace mejores.

Y crece exponencialmente, y se limpia a sí misma como los gatos, y se diversifica hasta lo indecible, y es más actual que la actualidad…

Lo mismo; exactamente lo mismito que está pasando ahora mismo en la educación y no lo queremos ver. El factor de cambio se está gestando en otros garajes que los que la escuela y el establishment educativo están mirando. Se viene por la ventana y cuando menos lo esperemos.

Si logramos que todo esto no sea desesperante para nosotros los maestros, entonces sí será apasionante. Y en cualquier caso, sea como sea, será.

Twitter del autor: @dobertipablo

Sitio del autor: pablodoberti.com

Selectos cursos universitarios en línea para pasar los días más calurosos del verano

Sociedad

Por: pijamasurf - 07/16/2013

Las altas temperaturas del verano son un buen pretexto para pasar la temporada en la comodidad de interesantes cursos que prestigiosas instituciones ofrecen gratuitamente por Internet.
[caption id="attachment_62370" align="aligncenter" width="455"]The-Dog-Days-Of-Summer-b-758x1023 "The Dog Days Of Summer", Janet Hill[/caption]

El verano llegó, y con este los días más calurosos del año, la llamada canícula que tiene este nombre porque en la antigüedad la temporada más ardiente coincidía con el avistamiento por la mañana de Sirio, la estrella principal de la constelación del Can Mayor (“Latiendo el Can del cielo estaba”, dice Góngora en su Fábula de Polifemo y Galatea, aludiendo a este fenómeno astronómico y su incidencia sobre el enardecimiento súbito e incontrolable de las pasiones amorosas).

Y si bien estos días pueden pasarse en la playa o en algún lugar donde el calor sea motivo de placer antes que de pesar, lo cierto es que aliviar de esta u otra manera la circunstancia climática no siempre es posible.

Para aquellos que encuentren en esta situación, compartimos, vía el sitio Open Culture, una lista de cursos en línea sobre diversos temas que, además de estar abiertos para el público en general, pueden seguirse sin ningún costo.

Después de todo, la canícula bien puede pasarse con una buena bebida fría, ropa ligera, un asiento cómodo y, digamos, una buena plática sobre la sonata Waldstein de Beethoven.

The Modern and the Postmodern, Wesleyan, 29 de julio (14 semanas)

A Brief History of Humankind, Universidad Hebrea de Jerusalén, 11 de agosto (17 semanas)

Think Again: How to Reason and Argue, Duke, 26 de agosto (12 semanas)

Age of Globalization, UT Austin on edX, 1 de septiembre (15 semanas)

Exploring Beethoven’s Piano Sonatas, Curtis Institute of Music, 3 de septiembre (5 semanas)

Ideas of the 20th Century, UT Austin, 15 de septiembre (13 semanas)

 

[Open Culture]