*

Mexicanos estrenan Iniciativa Ciudadana (inédita herramienta de empoderamiento)

Por: Ana Paula de la Torre - 02/24/2013

En diciembre de 2012 mediante la Reforma Política, se incorporó la oportunidad de que los ciudadanos presentemos iniciativas de ley ante el poder legislativo.

El pasado jueves, por primera vez en la historia de México, se presentó la primer iniciativa ciudadana ante el poder legislativo, denominada “Internet para Todos” (consulta aquí información sobre esta iniciativa).

Cuando se hizo la reforma política que además plantea la posibilidad para la consulta popular y las candidaturas independientes –ya no es necesario pertenecer a un partido político para ser elegible a un puesto público-, se incorporó también la figura de la iniciativa ciudadana. Las principales voces críticas ante dicha oportunidad, señalaron que resultaría técnicamente imposible recabar el número de firmas requeridas correspondientes al 0.13% de la lista nominal del Instituto Federal Electoral, que en números exactos equivale a 104,780 firmas, avaladas todas por el número de la credencial de elector.

Es cierto que recabar ese número para un simple ciudadano no resulta tarea fácil. Sin embargo,  los impulsores de la iniciativa Internet para Todos, lo hicieron posible mediante un equipo base de aproximadamente cuarenta personas, entre estudiantes, activistas, tuiteros -lo anterior según comentó Daniel Gershenson, uno de los impulsores–.

Actualmente el poder legislativo continúa sin reglamentar el procedimiento para entregar una iniciativa ciudadana. Se  realizó la adición de esta facultad civil a la constitución en los artículos 35 y 71, pero no se especificaron los detalles del proceso más allá del número de firmas.

Aún así los promotores de Internet para Todos, basados en que la iniciativa ciudadana constituía ya un derecho incluyente, hicieron la tarea de recolección de firmas, y este jueves presentaron en el Senado su propuesta de ley, producto de la nueva herramienta proporcionada por la reforma política del pasado diciembre.

Es un hecho que los legisladores involucrados no hicieron una reforma política con los alcances óptimos. Y aunque lo anterior no es justificable, también es una realidad que la iniciativa Internet para Todos comprueba que a pesar de lo complicado de los requisitos, la voluntad coordinada puede más que cualquier pretexto.

Twitter del autor: @anapauladelatd

 

Conecta con Pijamasurf