*

X

HSBC demasiado grande para ser procesado por lavar dinero del narco; sólo será multado

Por: pijamasurf - 12/12/2012

El poder de los bancos sobre la ley que rige a las personas normales queda demostrado de nuevo en el caso de HSBC, banco que lavó cientos de millones de dólares del narco mexicano y realizó transacciones de miles de millones de dólares de dinero vinculado al terrorismo, pero que no será ni siquiera acusado, ya que esto pondría en peligro la economía mundial.

Autoridades judiciales de Estados Unidos decidieron en contra de llevar un proceso criminal contra el banco HSBC pese a que existe evidencia de que  este banco británico lavó dinero del narco mexicano y transfirió miles millones de dólares de dinero de terroristas árabes. Aunque HSBC tendrá que pagar una cifra récord de 1.9 mil millones de dólares, la medida es una clara muestra, incluso aceptada por las mismas autoridades, de que este banco es demasiado grande para ser juzgado, ya que representa un riesgo a la economía mundial --un riesgo sobre el que descansa cómodamente su impunidad.

Hasta el mismo New York Times se atreve a calificar este día como un "día oscuro para el ejercicio de la ley" y señala que HSBC es demasiado grande para ser acusado legalmente, lo que hace de paso que ninguno de sus ejecutivos sean procesados legalmente--algunos de los cuales evidentemente se han enriquecido con estas turbias transacciones.

HSBC lavó al menos 880 millones de dólares del narco, especialmente del cártel de Sinaloa, y realizó transacciones de 19.4 mil millones de dólares de bancos árabes ligados a terroristas. Esto es apenas lo que se sabe, quizás por esto es que el golpe de los 1.9 mil millones que tendrá que pagar poco le duele. Como reporta Forbes, pese a esta infracción o a su reputación de lavar dinero del narco y de terroristas, HSBC está en estupendas condiciones financieras este año: sus acciones han subido un 33% en el 2012. Así es la vida cuando la economía depende de enormes bancos --más poderosos que países--lo cuales, a través de sus operadores políticos y ex ejecutivos vueltos secretarios de gobierno, diseñan las leyes macroeconómicas que hacen imposible independizarse de ellos sin forzar una crisis económica masiva.Un blindaje que desde fuera parece perverso pero desde dentro debe parecer una especie de barniz de oro luminoso --aunque su realidad sea la de una burbuja.

Evidentemente esta decisión debería de generar la indignación de la sociedad civil; pero difícilmente tendrá algún tipo de efecto en contra de HSBC. Por una parte la noticia no será muy difundida, pocos la entederán y menos harán algo al respecto. El sistema funciona, y los capos de los bancos no pueden más que seguir remojando sus bigotes o acariciando sus inviolables paracaídas de oro.

La relación entre el narco y la industria bancaria es estrecha y seguramente una de las razones principales por las cuales las drogas no están cerca de legalizarse en un plano internacional. Los bancos mismos dependen de este dinero: “Los préstamos interbancarios fueron fondeados por dinero originado en el tráfico de drogas y otras actividades ilegales… Existen signos de que algunos bancos fueron rescatados de esta forma”, dijo en un reporte del 2009 Antonio María Costa, el zar de las drogas de la ONU.

 
Te podría interesar:

¿Cuál es la diferencia de reacción entre el THC puro y los cannabinoides? (VIDEO)

Por: pijamasurf - 12/12/2012

El tetrahidrocannabinol (THC) y los cannabinoides son sustancias distintas que, por encontrarse ambos en una planta, la marihuana, corren el riesgo de confundirse: en realidad el THC es un cannabinoide, y este es un compuesto orgánico que incluye otras sustancias además del THC.

En el experimento que puede observarse en este video, fragmento del documental Should I Smoke Dope producido por la BBC en 2008, y en el cual una periodista, Nicky Taylor, madre de 3 niños, realizó pruebas en su propio cuerpo con las drogas más populares y socialmente aceptadas, especialmente el alcohol y la marihuana, además de otros comportamientos contra los cuales existen discursos específicos (como la cirugía plástica o la higiene).

Sin duda resulta enriquecedor ver cómo el THC, libre de cannabinoides, puro, genera una reacción diametralmente distinta a la del THC acompañado de cannabinoides: mientras que este desata una risa incontrolable, un estado casi cercano a la felicidad o al menos a la diversión, en el THC puro las sensaciones lindan más con el sufrimiento, la depresión, la autorreflexión tormentosa.

El documental, por cierto, puede encontrarse completo en YouTube (siguiendo este enlace), aunque solo en su inglés original.

[Disinfo]