*

X

Mujer recibe factura de € 11.721.000.000.000.000 por el uso de teléfono

Por: pijamasurf - 10/16/2012

Cuando Solenne San Jose canceló el contrato de su teléfono celular, jamás imaginó cuánto tendría que pagar por su última factura.

 

Esta mujer originaria de Pessac, Francia, decidió cortar relaciones con Telecom Bouygues antes de que su plazo obligatorio se cumpliera. Esto implicaría un costo que ella estaba dispuesta a pagar, pero nunca se imaginó la cantidad que su cancelación conllevaría. Al ver su factura, el monto ascendía a € 11.721.000.000.000.000, el equivalente a un cuatrillón de dólares, cifra que se traduce en 5872 veces el PIB anual de Francia, ni siquera en toda la Unión Europea existe circulando tal cantidad de dinero.

Tras ver la estratosférica suma, la mujer se comunicó a la compañía para reclamar la irreal cantidad de dinero, pero Telecom Bouygues no se detuvo en la cobranza ni corrigió la suma. Ella continuó llamando insistentemente, pero en realidad esto solo empeoró su situación, ya que con cada llamada su factura aumentó € 12.50. Previamente a la confesión de que habían tenido errores a la hora de imprimir, la compañía telefónica ofreció atractivos planes de financiamiento para que la mujer liquidara su deuda.

Aunque el caso de Solenne San Jose solo se trate de una equivocación, existen otros en que los proveedores de comunicaciones han cobrado miles de dólares por altos consumos de sus clientes. En 2006, una compañía reclamó a un hombre malayo la cantidad de $218 trillones de dólares, que tendría que pagar en un lapso máximo de 10 días. Recientemente T-Mobile exigió a una mujer de Florida $201 mil dólares por cargos de datos y mensajes de texto que consumió durante un viaje a Canadá, aunque finalmente se redujo su saldo total a $2.500 dólares gracias a que la afectada se manifestó en una cadena de noticias.

[Time]

El UFO Hacker, Gary McKinnon, no será extraditado a Estados Unidos

Por: pijamasurf - 10/16/2012

Celebramos la noticia de que Gary McKinnon, el hacker que penetró la seguridad de la NASA y descubrió archivos sobre extraterrestres, no será extraditado a Estados Unidos, como tanto peleo.

En lo que a todas luces son buenas noticias, después de una batalla legal de un década,  el gobierno británico ha anunciado que Gary McKinnon  no será extraditado a Estados Unidos y será juzgado en Gran Bretaña. Conocido como "El UFO Hacker" por haber penetrado los sistemas de seguridad de la NASA y aparentemente haber encontrado archivos sobre OVNIs y tecnología secreta, McKinnon luchó arduamente por permanecer en  tierras británicas ya que padece el síndrome de Asperger. A fin de cuentas fue esta enfermedad la que permitirá que  McKinnon, bajo un argumento de derechos humanos, no sea perseguido por las leyes estadounidenses  y por el encono y la vergüenza que representa su caso para altas autoridades de ese país. Estar lejos de su familia  --con una prohibición vitalicia de conectarse a Internet--, en una  hostil prisión de alta seguridad en un país lejano, podría haber precipitado una profunda depresión en McKinnon, incluso el suicidio según manifesto la secretaria del Interior, Theresa May.

McKinnon es acusado de apagar durante 24 horas las 2,000 computadoras que controlan el Distrito Militar de Washington. También de acceder a a cientos de archivos de alta seguridad, y borrarm en un desplante lúdico, los logos de armas que ostenta la marina estadounidenses en su sitio. Originario de Glasgow, su saltó a la fama se debe a que dice haber encontrado “cosas raras” dentro de los archivos, como una lista de nombres bajo el título “Non terrestrial agents” (Agentes no terrestres).

En una entrevista con el diario The Independent, McKinnon dijo:

I: ¿Qué estabas buscando en la Nasa?

GM: Evidencia suprimida de tecnología Ovni ingeniada inversamente, energía libre que ayudara a detener el cambio climático y que ayudara a la gente vieja a no morir de frío… también evidencia de anti-gravedad.

I:¿Que encontraste?

GM: Una flota espacial y un impresionante Ovni y una falta total de seguridad digital de la Nasa y de la milicia, lo cual me pareció verdaderamente impactante por lo que los alerte con cibernotas.

En Pijama Surf hemos seguido de cerca este caso en los últimos tres años y nos llena de felicidad que al menos Gary podrá estar cerca de su familia, al tiempo que es juzgado por un "crimen" cuya motivación finalmente fue la libertad de la información, el amor a la data, y por el cual ya ha  pagado 10 años de detención.

[Daily Grail]