*

X

4 efectos nefastos de los teléfonos celulares en la realidad contemporánea

Por: pijamasurf - 08/13/2015

La masificación del uso de teléfonos móviles tiene una faceta oscura y bastante nociva; aquí algunas razones

cellphone_zombie_apocalypse_5

Generalmente asociamos la tecnología con la evolución de nuestra especie. Y si entendemos evolución como ese cúmulo de adaptaciones o mejoras que nos permiten elevar la calidad de vida que, sin distinción, compartimos, entonces podríamos deducir que la tecnología está ligada a la mejora de las condiciones –ya sea esto a nivel transporte, salud, comunicación u organización, etc. Sin embargo, en muchos casos las herramientas tecnológicas denotan un cierto "doble filo", es decir, ofrecen potenciales beneficios a sus usuarios pero con el tiempo también demuestran posibles consecuencias que terminan por generar un impacto nocivo.

Un buen ejemplo de lo anterior son los teléfonos móviles y su versión "evolucionada", los smartphones. Estos dispositivos influyen de múltiples maneras en nuestros hábitos sociales y nuestra manera de narrar la realidad actual. Pero si bien han abonado significativamente cuestiones como la conectividad, las posibilidades creativas y la eficiencia organizacional, por otro lado han traído a la mesa efectos poco deseables que, además, al haber impregnado nuestra vida cotidiana, en muchas ocasiones ni siquiera hacemos conscientes o, peor aún, simplemente no podemos frenarlos –algo así como el tecnoembrujo sociocultural de los celulares. Como complemento existe la posibilidad de que a nivel físico también conlleven consecuencias que, eventualmente, lamentaremos.  

Antes de proceder a la lista de cinco efectos nefastos de los teléfonos celulares en la realidad contemporánea, también valdría la pena recalcar que las herramientas son, hasta cierto punto, originalmente neutrales. Si bien su diseño o funciones pueden predisponer conductas o formas de relacionarnos con ellas, lo que determina las consecuencias de su uso es precisamente la interacción que tenemos con estas herramientas. En este sentido no se trata de crucificar a los teléfonos celulares, sino de hacer consciente cómo nos relacionamos con ellos y, obviamente, evitar su deificación autómata.

Human Aging_7

 

Debilitamiento de la comunicación p2p

Difícil negar que las tecnologías digitales han por un lado estrechado la comunicación entre personas pero, por otro, debilitado los encuentros físicos y la interacción que ocurre en ese plano. ¿Cuántas reuniones físicas no han sido reemplazadas por intercambios repletos de emojis y frases sintéticas? 

Ondas cancerígenas

Existen numerosos estudios que advierten o por lo menos sugieren la posibilidad de que los teléfonos celulares emitan ondas cancerígenas. De reafirmarse lo anterior, entonces podríamos irnos haciendo a la idea de que básicamente vivimos inmersos en una viscosa red de campos conformados por ondas cancerígenas.

Facilitan el espionaje y la vigilancia

La combinación de movilidad con conexión satelital facilita que quienes tienen acceso a la data que emana de nuestros teléfonos sepan exactamente en dónde estamos y cuáles son nuestras rutinas espaciales. Además, buena parte de nuestra comunicación cotidiana se hace vía los teléfonos móviles, información que también está disponible al mejor postor.

Distracción

Si como advierten algunas tradiciones, el mayor reto para vivir en paz es estar en el presente, en el aquí y ahora, entonces los teléfonos móviles son los enemigos número uno de esta posibilidad. Pero, en todo caso, resulta innegable que son quizá la mayor fuente de distracción que existe hoy en día. De hecho, esto puede ser incluso peligroso si consideramos, por ejemplo, el número de muertes que se han dado en accidentes automovilísticos propiciados por el uso de teléfonos.  

Tomar café revierte los efectos nocivos del alcohol y previene el cáncer hepático

Por: Samuel Zarazua - 08/13/2015

Si tomas alcohol, existe un nuevo antídoto para evitarle daños a tu hígado: el café

capuccino

El café es el nuevo mejor amigo del hígado. Si bien es un hecho que la ingesta de tres o más bebidas alcohólicas por día se relaciona con un riesgo significativo de desarrollar cáncer hepático, el consumo regular de café puede contrarrestar los efectos del alcohol, protegiendo al hígado de desarrollo tumoral. Por cada taza de café al día el riesgo de desarrollar cáncer hepático baja 14%, de acuerdo al World Cancer Research Fund en 2015. 

El carcinoma hepático (CH) es el segundo tipo de cáncer con más incidencia en el mundo. Las predicciones de la American Cancer Society son alarmantes en Estados Unidos: más de 35 mil estadounidenses serán diagnosticados con la enfermedad en el año 2015 y más de 24 mil 500 morirán de CH en este año.

Los resultados fueron publicados en el Liver Cancer Report en marzo de 2015. Los investigadores llevaron a cabo un estudio metaanalítico, sintetizando e interpretando datos de 34 reportes científicos, sumando un total de 24 mil 600 casos de CH y un total de 8 millones de individuos (hombres y mujeres) analizados. Los datos confirman que el consumo de tres o más bebidas alcohólicas por día aumenta significativamente el riesgo de desarrollar CH. Sorprendentemente, la ingesta diaria de café parece revertir el daño del alcohol al hígado. 

Los mecanismos protectores del café no están claros, pero se sospecha que están relacionados con que mitiga la inflamación. El artículo concluye que "el café y su extracto son capaces de reducir la expresión de genes involucrados en los procesos inflamatorios, especialmente en el hígado".

El estudio en cuestión demostró una gran riqueza analítica y cantidad de datos, pues además del café se analizaron datos relativos a la dieta, el peso corporal y la actividad física, para comprender qué papel juega cada uno de esos factores en el desarrollo de CH. Además, este estudio comprueba que un análisis y recopilación exhaustivos de datos científicos ya existentes (lo que se conoce como metaanálisis) es suficiente para hacer nuevos y sólidos descubrimientos.

Aunque las propiedades curativas del café ya se habían destacado en el caso de la enfermedad de Parkinson, el Alzheimer y la esclerosis múltiple, ahora el café parece ser el mejor antídoto para revertir los efectos nocivos del alcohol. Al parecer, despertar con una taza de café nunca había sido tan saludable como hoy.