*

X

Estados Unidos pagó 500 mdd a compañía para que hiciera videos falsos de Al-Qaeda

Política

Por: Pijamasurf - 10/04/2016

El Pentágono pagó más de 500 millones de dólares a una compañía de relaciones públicas británica para que montara una campaña de propaganda en Iraq, que incluyó la generación de videos falsos atribuidos a Al-Qaeda

Información revelada por el Bureau of Investigative Journalism muestra que el Pentágono pagó más de 500 millones de dólares a una compañía de relaciones públicas británica para que estableciera un programa de propaganda en Iraq. La compañía Bell Pottinger recibió más de 100 millones de dólares al año en contratos de 2007 a 2011 para crear videos de propaganda dentro de uno de los llamados "black ops", programas secretos de las agencias militares estadounidenses. Bell Pottinger llegó a emplear hasta 300 personas para este programa de desinformación en Iraq.

El trabajo consistió de tres tipos de productos, los "blancos", atribuidos correctamente, los "grises" sin atribución y los "negros" falsamente atribuidos. El primero fueron comerciales que representaban a Al-Qaeda de forma negativa; el segundo fueron productos que simulaban ser creados por la "TV Árabe", como, por ejemplo, se filmaban bombardeos de Al-Qaeda y se editaba el material como si fueran piezas de noticias, con una voz en árabe y eran distribuidas por estaciones de noticias en la región. El tercer tipo fue la producción de videos falsos de propaganda de Al-Qaeda. Los videos además contaban con un código de tracking para acumular inteligencia.

Esta información se suma a una amplia colección de filtraciones que muestran cómo las agencias de inteligencia de Estados Unidos han manufacturado la percepción de los terroristas islámicos, tanto de al-Qaeda como de ISIS. Esto después de que incluso armaran y entrenaran a lo que sería Al-Qaeda originalmente en Afganistán. A finales de los 70, Estados Unidos "aprovechó" la oportunidad para canalizar un grupo de resistencia anticomunista fondeando rebeldes que se oponían al gobierno pro soviético en Afganistán. La CIA suministró armas, dinero y demás recursos para fortalecer a los muyahidines. El más famosos de estos rebeldes mercenarios (glorificados en algunas películas de Hollywood como Rambo) fue Osama Bin Laden. Esta decisión estratégica fue implementada por el Consejero de Seguridad Nacional Zbigniew Brzezinski, con el conocimiento del presidente Carter. En una entrevista años después Brzezinski dijo no arrepentirse de la operación secreta ya que detuvo la expansión del comunismo y eso "es más importante que el talibán".

 

Gobierno de México paga millones de dólares a empresa israelí para espiar smartphones

Política

Por: pijamasurf - 10/04/2016

El New York Times denuncia que al menos un periodista que investigaba casos de corrupción del gobierno federal fue intervenido

Un reciente artículo del New York Times denuncia que el gobierno mexicano ha empleado desde hace tres años los servicios de una compañía israelí de ciberespionaje. NSO es el nombre de esta empresa que cobra 650 mil dólares por intervenir completamente un teléfono mediante su producto estrella, un software llamado "Pegasus". Esto implica, de acuerdo con la propia compañía, tener acceso a su historial de navegación, correos, SMS, chats, correos y lista de contactos, además de compilar todos los contenidos generados mediante la cámara y micrófono del teléfono. 

Si bien esta modalidad de espionaje debe ser muy popular entre gobiernos alrededor del mundo, el problema es que en este caso también se denuncia que estos servicios fueron utilizados para hackear el teléfono de al menos un periodista: Rafael Cabrera, quien curiosamente participó en la investigación sobre uno de los muchos episodios lúgubres de la administración de Peña Nieto, concretamente, en el que se refiere a la "Casa Blanca", presumiblemente un acto de corrupción que involucra al contratista predilecto del gobierno mexicano, Grupo Higa, y a la propia primera dama, Angélica Rivera. 

Fiel a la disociación de la realidad que caracteriza al gobierno de México, Ricardo Alday, el vocero de la embajada de México en Estados Unidos alegó: "Nuestro sistema de inteligencia está sujeto a la legislación vigente de México y cuenta con autorización legal. No son usados contra periodistas o activistas". 

Obviamente, o el New York Times o el gobierno mexicano están mintiendo. Dejamos a tu consideración determinar quién.