*

X
Pokémon Go es mucho más que un juego: es una enorme fuente de información personal

Como bien sabemos, en los últimos días Pokémon Go ha causado una enorme sensación en todo el mundo, en cierta medida porque es uno de los primeros videojuegos en incorporar para el entretenimiento varias de las tecnologías más atractivas de nuestra época: la geolocalización, la realidad virtual y los dispositivos portátiles. La combinación sin duda es atractiva, y acaso más aún si tomamos en cuenta el componente emotivo o nostálgico del juego, importante en la “educación sentimental” de la generación millennial.

En esta fascinación, sin embargo, es posible que perdamos de vista asuntos importantes respecto del juego. Por ejemplo, que desde cierta perspectiva Pokémon Go no es sólo un juego sino el producto de una empresa con propósitos específicos o al menos claros; el más esencial de todos: generar algún tipo de ganancia. Si a esto sumamos que, en la época digital, una de las materias primas más codiciadas y valoradas es la información personal de los usuarios, podemos sospechar ya cuál podría ser parte del negocio detrás del videojuego.

 

A partir del furor desatado por Pokémon Go, algunas voces han intentado advertir sobre la información personal que el desarrollador de la app, Niantic, está recolectando de las entusiastas personas seducidas por el juego. En este sentido, hay cinco datos básicos que Niantic ya sabe de todos sus usuarios:

-Dirección de correo electrónico

-Dirección IP

-La página web que visitaste justo antes de loggearte a Pokémon Go

-Nombre de usuario

-Localización geográfica

Y otros a los que puede tener acceso si no revisaste los ajustes de privacidad y te conectas a Pokémon Go desde un dispositivo Apple (es decir, con iOS) y utilizando tu cuenta de Google. Si es así, la app puede acceder a todos los productos de Google asociados: Gmail, Google Drive, YouTube, Google Calendar, Google Maps, etc. Y recordemos que tener acceso significa lo mismo para ti que para una app: eso que tú haces cuando entras a tu Gmail –revisar tu correo, escribir uno, eliminar otros– es lo mismo que puede hacer la app o quienquiera detrás de una pantalla con el permiso y los datos para husmear en tu cuenta de Google.

Según se anunció Niantic reparó esta “falla de seguridad” específicamente para iOS, pero eso no quiere decir que no continúe recolectando la misma data.

Pero aun si el desarrollador se rehusara a tener acceso a toda esa información, por el funcionamiento mismo de Pokémon Go estamos ante la primera app que puede mapear con precisión microscópica la rutina cotidiana de una persona (ya no sólo el lugar donde trabaja y vive sino las calles por las que cruza, en cuáles camina y en cuáles usa el transporte público, qué días se encuentra en qué rumbo, etcétera).

La pregunta es cómo se usará esa información, y sobre todo quién la usará.

 

También en Pijama Surf: Si quieres enterarte de lo mucho que Google sabe de ti, sigue estos pasos

Confirman red china de espionaje cibernético que ha infiltrado información confidencial en 1,425 computadoras

Investigadores del Information Warfare Monitor (IWM) confirmaron que una red cibernética de espionaje, operada desde China, ha intervenido infromación de 1,295 computadoras alrededor del mundo. Documentos clasificados de computadoras civiles y guebrnamentales localizadas en 103 países, incluidas las PC´s de la OTAN, de al menos una decena de embajadas, de los ministros del exterior de ocho países, bancos, y agencias de seguridad.

La investigación del IWM comenzó por denuncias de exiliados tibetanos alertando de infiltraciones a sus sistemas operativos y archivos de documentos digitalizados. Esta organización, con sede en Otawwa, Canadá, descubrió una compleja y fantasmal red de espinonaje internacional operada desde computadoras en Beijing y otras ciudades de China. El software espía es comocido como GhostNet, y permite a los hackers un control permanente, y a tiempo real, de toda información incluida en el hardware sometido. Los expertos que han detectado esta operación, sin encontrar el modo de frenarla, advirtieron que semanalmente doce computadoras son intervenidas para agregarlas a la red. El criterio de selección de las víctimas parece ser uniforme: computadoras que archiven información política o financiera de alta relevancia.

Hace un par de años, Jonathan Evan, Director General del MI5 (servicio de inteligencia británico) alertó a 300 negocios británicos sobre los cyber ataques que estaban recibiendo por una red de hackers chinos. Recientemente el embajador de China en Inglaterra declaró que no existe ninguna prueba de que su gobierno este tras GhostNet. Sin embargo, son mcuchos los países occidentales que temen una eventual infiltración másiva a los sistemas de seguridad de la Unión Europea, Estados Unidos, y algunos países de Latinoamérica y Medio Oriente, por parte de hackers chinos respaldados por entidades gubernamentales en busca de su consolidación estratégica como principal fuerza política y militar.

Vía Times