*

X

Contempla la belleza de una enorme serpiente de plasma solar en este elegante video

Ecosistemas

Por: pijamasurf - 05/02/2015

Una fina muestra de poesía solar: la erupción de un gigantesco dragón de plasma

Este es uno de los videos más poéticos que hemos visto en mucho tiempo. La NASA registró este 28 de abril una gigantesca explosión de plasma solar en la que el desprendimiento de un filamento de la superficie del Sol dibujó una espectacular figura descrita como una serpiente. El video capta en diferentes longitudes de onda y a diferentes velocidades esta demostración de gracia, poder y belleza de nuestra estrella. Esta "serpiente" solar mide más de la distancia que hay entre la Tierra y la Luna, para que dimensionemos el tamaño de este filamento.

 

Los filamentos son canales de materia solar producidos por los campos magnéticos que surgen del interior del Sol hacia la superficie y pueden destacarse en estas imágenes al contrastar, por tener una menor temperatura que el cuerpo central del Sol. Cuando las líneas de los campos magnéticos --también conocidas como prominencias solares-- se parten, mucho de este material es lanzado al espacio y el material restante regresa al Sol. El material que es echado al espacio forma el fenómeno que se conoce como eyecciones de masa coronal y puede ser observado como tormentas geomagnéticas en la Tierra (auroras cerca de los polos). Estas "serpientes" son luego vendavales electromagnéticos de superna belleza en la atmósfera de la Tierra. (La elección de llamarlas serpientes es interesante ya que fácilmente podemos imaginarlas como dragones, el animal del cielo que en diferentes tradiciones ha sido asociado con el fuego e incluso con el mismo Sol. La otra imagen que viene a la mente es la de una lengua: "el dragón rojo", según el nei dan).

 

GS_20150427_Sun_1024

Encantadoras imágenes de la naturaleza reclamando un pueblo abandonado (FOTOS)

Ecosistemas

Por: pijamasurf - 05/02/2015

Cuando la naturaleza reclama lo que es suyo y se trepa y se entremete en cada muro y hueco que quedó de las construcciones humanas

Una de las versiones más encantadoras del fin del mundo es algo como esto. Cuando la naturaleza reclama lo que es suyo y se trepa y se entremete en cada muro y hueco que quedó de las construcciones humanas. El fotógrafo chino Tang Yuhong nos ofrece un maravilloso viaje fotográfico a un pueblo pesquero abandonado en China, donde la enredadera –esa danzante de las plantas– casi ha terminado por tapar todo.

El pueblo se encuentra en las islas Shengsi, cerca de la boca del río Yangtsé. Si esto es lo que sucede en una sola isla, es ya una invitación irresistible para conocer todo el archipiélago.  

.