*

X

Conoce los delitos de los servidores públicos que puedes denunciar en México

Por: ps mexico - 12/07/2013

La organización México Unido contra la Delincuencia elaboró un infográfico para que conozcas qué delitos cometidos por las autoridades puedes denunciar; la denuncia ciudadana es nuestra más valiosa herramienta.

Según un informe elaborado por el CIDAC (Centro de Investigación para el Desarrollo A.C.) en el 2012, 8 de cada 10 delitos en México no se denuncian, aunado a que únicamente 1% de ellos termina en una sentencia condenatoria, lo cual nos arroja una probabilidad de castigo de 0.08%. 

Es decir, si se comete un delito, no hay ni uno por ciento de probabilidades de que éste tenga consecuencias, pero a pesar de que sabemos que nuestro sistema judicial es completamente obsoleto y corrupto (comenzando porque el Ministerio Público pareciera  un organismo político, en lugar de uno de justicia por su esencia estructural), y aunque el problema de injusticia en México es aparentemente infinito, tenemos que presionar colectivamente o nada cambiará, al menos presentando nuestras denuncias y dándoles seguimiento. Desafortunadamente, la Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública (Envipe) 2011 arrojó que 63.2% no denuncia por la falta de credibilidad en las autoridades.

Pero entonces, si nadie hace nada, es decir, si los ciudadanos frustrados no denunciamos, y las autoridades no cambian porque nadie los obliga, entonces nuestros problemas se estancan y se vuelven infinitos. Por lo anterior, aunque pueda parecer absurdo, es urgente que poco a poco vigilemos y hagamos  presión para las cosas mejoren, sobre todo en el sistema de justicia que, ante su fracaso, evidencia la falta de sentido de todo un sistema de gobierno, que principalmente debería protegernos.

En un contexto de justicia desolador, poco a poco se está aplicando en México una reforma penal que conlleva la aplicación de juicios orales públicos, mismos que expondrán a los jueces para que éstos hagan resoluciones más justas y valoren mejor las pruebas de los delitos. Pero mientras nuestro sistema penal mejora, nos toca a todos entender que las deficiencias de este país no las cambiará el gobierno y, aunque pueda resultar incómodo y agobiante, debemos exigir y vigilar cada vez más a los funcionarios.

En este sentido, conocer tus derechos es esencial para que puedas defenderlos. La organización social México Unido Contra la Delincuencia ha elaborado el siguiente infográfico para que reconozcas cuándo una autoridad, desde un policía hasta un presidente, está cometiendo un delito.

Cuando sientas que todo el sistema está contra ti, busca a alguna ONG que te apoye, ayude e, incluso, busca mediatizar tu caso para exhibir a los funcionarios corruptos. Puedes denunciar atropellos a tus derechos en la organización antes mencionada al 01 800 83 88 30 8.

 

 BarCi95CYAMx4j-edited

*Ver imagen más grande

 

 

 

La paradoja de la cabeza del demonio: un fascinante fenómeno astronómico

Por: pijamasurf - 12/07/2013

La estrella Algol en la constelación de Perseo presenta un comportamiento que deslumbró a los antiguos y sigue fascinando a los modernos.

algol

Las estrellas han fascinado a la humanidad desde sus comienzos: observar el cielo estrellado no sólo les abrió la puerta a todas las mitologías, sino que siguen fascinando a los científicos por los extraños comportamientos de los cuerpos celestes.

En la mitología griega, el héroe Perseo fue el encargado de decapitar a Medusa, una de las Gorgonas hijas de Poseidón, famosa por su cabellera de serpientes y su mirada que petrificaba a quien la veía. Pero la estrella que corresponde al ojo de Medusa en la constelación de Perseo presenta un comportamiento sumamente extraño, que los astrónomos apenas han comenzado a comprender.

El ojo de Medusa se llama Algol (del árabe "al Ghul", que se traduce en el contexto como "cabeza de demonio"); es más visible durante los meses invernales, al menos en el hemisferio norte, y cada tres noches su intensidad disminuye, como si el demonio nos guiñara el ojo, volviendo a brillar luego de diez horas. Pero no se trata de un guiño demoniaco, sino de lo que los científicos han llamado "la paradoja de Algol."

The paradox of the demon star

La causa del "guiño" es una estrella más pequeña que orbita alrededor de Algol, bloqueando su luz. Los astrónomos la descubrieron en fecha reciente gracias a los telescopios de los que disponemos hoy en día. Algol llamó la atención de los astrónomos por este extraño comportamiento: las estrellas suelen ser predecibles, en cierto sentido, pues desde hace millones de años su comportamiento no suele cambiar dramáticamente; comienzan como nubes de hidrógeno que se condensan hasta ser tan pesadas que la presión en su centro comienza a fundirse en helio. Los elementos se vuelven más pesados a través de esta fusión y las estrellas crecen en la medida en que tengan suficiente combustible para quemar. Estrellas grandes y pequeñas pasan por todas estas fases durante su vida. Pero algo extraño (paradójico) ocurre con Algol y su pequeña estrella orbitante.

Ambas son relativamente de la misma edad. Algol es más grande, pero su compañera ha "envejecido" más rápidamente. Se trata de una estrella casi marchita que orbita la enorme masa de Algol, una estrella rebosante de juventud. Pero existe una explicación: a pesar de que fueron creadas en periodos temporales cercanos, están separadas por cinco millones de millas una de la otra. A medida que las estrellas envejecen, sus núcleos queman materiales más pesados y las capas exteriores comienzan a ser absorbidas también. Estas capas exteriores debieron entrar en el rango gravitatorio de Algol, quien, como el demonio que es, le echó sus garras encima. Al "robar" la masa de la pequeña estrella, Algol tuvo más material para quemar y brillar, permaneciendo joven a costa de la pequeña estrella. Es así como se resuelve la paradoja y la estrella que "guiña" nos observa desde el cielo, con su fascinante mirada.