*

X

Prótesis de pene hace a hombre mantener una erección durante 8 meses

Por: pijamasurf - 07/08/2013

Un hombre de Delaware se sometió a una cirugía para mejorar la calidad de su erección sin saber que le seguirían angustiosos meses donde su miembro viril se convertiría en su peor enemigo.

pene

Las cirugías estéticas tienen la función de mejorar la confianza de la gente respecto a sus propios cuerpos, pero en el caso de Daniel Metzgar, un implante de pene estuvo a punto de costarle mucho más que una enorme cuenta de hospital. El conductor de camiones de 44 años se sometió a una cirugía para aumentar el tamaño de su miembro viril en 2009: esta consistió en un implante en tres piezas, cilindros inflables en el cuerpo del pene, una reserva de fluido en el abdomen y una bomba para activar el sistema dentro del escroto.

El problema fue que después de someterse a la cirugía, Metzgar quedó con una erección imposible de ocultar, por lo que tenía que usar sólo ropa holgada y caminar se volvió muy difícil. "No es algo que quisieras llevar a las fiestas y mostrar a tus amigos", ironiza Metzgar.

Este caso está resolviéndose actualmente en una corte de Delaware: la parte afectada busca compensación por daños no especificados contra el doctor Thomas J. Desperito, urólogo con una consulta en Delaware; el médico y sus abogados, por otra parte, afirman que Metzgar debió buscar ayuda de su médico luego de que el paciente presentara una considerable inflamación en el escroto (que Metzgar comparó con una pelota de volleyball) inmediatamente después de la cirugía, en diciembre del 2009, en lugar de esperar hasta abril del 2010 para reclamar y proceder legalmente.

pene2

Implante quirúrgico

La prótesis fue removida en agosto del 2010 cuando el dispositivo atravesó la pared del escroto, y aunque los daños por la primera cirugía redujeron el tamaño de su miembro viril en un 50% (además de pérdida de sensibilidad), Metzgar se sometió a una segunda prótesis que resultó exitosa, en agosto del 2010 y con un urólogo diferente, poniendo fin a la tortura de su erección de ocho meses. 

Se han presentado casos de priapismo (erección patológica) en adictos a la cocaína como el dominicano Luis Rodríguez, que mantuvo una dolorosa erección durante 27 días, pero en el caso de Metzgar pudo tratarse de un error médico o de una deficiencia en el funcionamiento del dispositivo. Las partes afectadas siguen en litigio legal.

[Disinfo]

5 técnicas de masturbación masculina que probablemente nunca has escuchado (o probado)

Por: pijamasurf - 07/08/2013

Masturbarse no tiene por qué ser un ejercicio repetitivo y monótono. Aquí algunas técnicas de autogratificación para conseguir sensaciones diferentes al viejo *fap fap fap*.

masturbate

La masturbación no es solamente un sucedáneo de una relación sexual con otra (u otras) personas, sino un ejercicio de autoconocimiento y gratificación que, sin embargo, al considerarse tabú en nuestra cultura, poco se investiga abiertamente. No obstante, existen sitios que se dan a la tarea de recabar (y practicar) el "kama sutra de la mano": técnicas que mezclan el ludismo y la fantasía para producir sensaciones únicas.

El lenguaje en que se describen estos métodos de autogratificación puede ser un poco técnico, pero confiamos en que sirvan más para inspirar la exploración y la aventura sobre el propio cuerpo que para cursar un examen en anatomía, y que además los términos se explicarán a sí mismos (sobre todo en la práctica):

Simulación "oral"

Para simular la sensación de unos labios deslizándose por la cabeza del pene es necesario lubricar la erección y sostenerla con una mano. Coloca los dedos índice y medio de tu mano dominante juntos y de manera horizontal, con la palma hacia tu rostro. Presiona el glande contra la abertura entre los dedos, los cuales deberán estar relajados, no tensos. Repite esta operación hasta que un tercio del cuerpo del pene haya pasado por la abertura, y luego vuelve a la posición inicial. Naturalmente hay que repetir. Mantén la posición del pene colocando la palma de tu otra mano sobre el glande y oprimiendo suavemente.

Sábanas de seda

Tiéndete en la cama y coloca una sábana sobre ti, de preferencia de un material muy suave y no rugoso. Sostén tu pene con una mano y estimula (por fuera de la sábana) la cabeza del mismo con la otra mano. La ventaja de esta técnica es que no necesitas lubricante, y te da una poderosa sensación en el glande, una de las áreas más sensibles del miembro masculino; de hecho es posible que no puedas sostener mucho tiempo esta estimulación debido a la sobrecarga de sensaciones que sentirás.

El lechero

Forma un "anillo" en la base de tu pene con el pulgar y el dedo medio de una de tus manos (los cuáles deberán estar lubricados apropiadamente) y deslízalo a lo largo de la superficie del pene hasta llegar al glande. Cuando el anillo de una mano llegue al final del pene, forma otro anillo con la otra mano y repite la operación. La idea es seguir estimulando hacia arriba y nunca bajar.

Agarre de mono

Esta técnica funciona especialmente para estimular el escroto con una mano mientras te masturbas con la otra. Si tu mano dominante es la derecha, en lugar de sostener tu escroto con la mano izquierda desde el lado izquierdo, pasa la mano izquierda por encima de la muñeca derecha y sostén el escroto desde el lado derecho. Parece complicado, pero si lo haces correctamente (al menos la primera vez) se sentirá como si alguien más estuviera sosteniendo tu escroto.

La "vagina"

Usando el agarre de mono, recuéstate sobre uno de tus costados mientras sostienes firmemente el pene con ambas manos. En lugar de mover tus manos, en esta técnica es necesario mover la pelvis para simular el movimiento de la penetración. La sensación es muy diferente a la de la masturbación "normal", pues el cuerpo entero está implicado en la estimulación. Sencilla técnica, pero efectiva.

[CoED]