*

X

Adolescentes mexicanas diseñan sofisticado helicóptero solar (a pesar de la apatía de las autoridades)

Por: pijamasurf - 07/04/2013

Aunque en su momento las autoridades no apoyaron la construcción del artefacto, el trabajo de las tres niñas fue reconocido por una fundación alemana.
cm

Foto: Carlos Marí

Claudia Quevedo Montejo, Iyari Madrigal Badillo y Alejandra Puente León, estudiantes mexicanas de secundaria, concursaron a finales del año pasado, en el certamen internacional de la Fundación Conrad "Desafío Espíritu de Innovación". Lamentablemente, no consiguieron los recursos para construir su proyecto: un helicóptero que funciona con energía solar.

Después del cambio de administración en Tabasco, estado al sur de México, a principios del 2013, las niñas obtuvieron diez mil pesos para construir el helicóptero a escala, y una vez concluido, comprobaron que el artefacto en realidad funciona. La Fundación Conrad reconoció a las tres niñas con un viaje a la NASA, aunque, de haber conseguido el financiamiento en su momento, habrían accedido a un premio de diez mil dólares, y a la construcción de su helicóptero en tamaño real.

Alejandra Puente, una de las diseñadoras, declaró que dicho helicóptero se trata de “un prototipo a base de paneles solares que empezamos a diseñar desde agosto del año pasado y que prácticamente, en diseño, lo teníamos listo cuando nos enteramos de la convocatoria, pero que no concluimos cuando esperábamos que nos apoyara la Secretaría de Educación (…) Habíamos hecho investigación, diseño, un plan de financiamiento y un video para explicar nuestro proyecto, pero no terminamos el proyecto con la elaboración del helicóptero, que ahora sabemos que sí vuela y que si se construye en grande, sirve para llevar alimentos y agua a zonas de sequía y no contamina”.

El caso anterior, se suma a los estudios publicados recientemente en Pijama Surf, en donde se comprueba que la Secretaría de Educación desalienta o desaprovecha el talento de por lo menos el 96% de los niños mexicanos con coeficientes intelectuales altos. La historia de estas niñas, revela uno de los muchos casos en que emprendedores mexicanos, especialmente en el campo de la ciencia, carecen del apoyo para materializar o desarrollar sus investigaciones.

Con información de Reforma

Te podría interesar:

PayPal y el Instituto SETI diseñan un sistema de pagos para el espacio exterior

Por: pijamasurf - 07/04/2013

Con la llegada inminente del turismo espacial y otras empresas de colonización humana del espacio exterior se genera la duda sobre cómo serán las transacciones económicas afuera de la Tierra, carencia que podría resolverse con el proyecto PayPal Galactic.

spacemoney

Según algunos, la colonización humana del espacio exterior es una realidad posible en el futuro inmediato de nuestra especie. Según algunos, poco falta para que existan colonias humanas en algún punto más allá de la Tierra. Y, por lo pronto, con los planes de empresas como XCOR Aerospace y Virgin Galactic, el turismo espacial parece encontrarse ya a la vuelta del calendario.

El suceso en sí es (o parece, en tanto no suceda realmente) sorprendente en sí, admirable, pero más allá del asombro primero es inevitable hacer algunas preguntas de tipo práctico, relacionadas con nuestra existencia cotidiana y el misterio de si esta se trasladará también ahí adonde lleguen otros miembros de nuestra especie.

Una de ellas tiene que ver con el dinero. En efecto, así como el filósofo Slavoj Žižek ha ironizado sobre nuestra facilidad para las fantasías del fin del mundo pero, en contraste, nuestra imposibilidad para pensar en un cambio más modesto en el modo de producción capitalista, tal parece que el sistema económico que domina en la Tierra será llevado también al espacio exterior, con lo cual esta hipotética colonización se mira menos como un empezar de cero, una tabula rasa que dé a nuestra especie una oportunidad de comenzarlo todo de nuevo, y más como una continuación de lo que hemos sido en los últimos 5 siglos, con todo lo que ello implica.

Esto debido al reciente anuncio de PayPal (el conocido sitio de transferencias económicas por Internet) y el Instituo SETI (especializado en la exploración extraterrestre y la búsqueda de vida inteligente más allá de la Tierra) de “PayPal Galactic”, un sistema de pagos todavía en fase planeación que buscará llenar ese vacío hasta ahora existente.

Paradójicamente, la inclusión de esta variable en la posibilidad de los viajes privados al espacio exterior genera más conflictos que soluciones. Como apunta Roxanne Palmer en el International Business Times, al menos por ahora no queda claro el funcionamiento operativo de PayPal Galactic:

¿De verdad será libre de efectivo? ¿Las naves y sus tripulantes tendrán la tecnología de comunicación necesaria para transferir el dinero? ¿Cómo manejarán los bancos las cuentas de personas viviendo fuera del planeta? ¿Cómo se relacionarán las regulaciones financieras gubernamentales con las personas en el espaci (quizá restringiéndose a un nuevo tipo de banca de “tierra afuera”)?

Y es que al final, como concluye lacónica pero también equivocadamente Buzz Aldrin, el segundo hombre en pisar la Luna y uno de los involucrados en el proyecto, “Todos necesitamos disponibilidad de dinero”.

[IBT]