*

X

Chef que cocinó sus propios genitales podría ser condenado a 2 años de cárcel

Buena Vida

Por: pijamasurf - 09/23/2012

Mao Sugiyama, el joven chef que hace poco más de tres meses ofreció en suntuosa cena su pene, sus testículos y su escroto, enfrenta el cargo de "exposición indecente" que en Japón se castiga con 2 años de cárcel y una multa de más de 30 mil dólares.

Hace unos meses reseñamos en Pijama Surf el caso del joven chef de origen japonés Mao Sugiyama, quien saltó a los titulares de los medios por emascularse a sí mismo y ofrecer en una suntuosa cena su pene, sus testículos e incluso su escroto preparados según las reglas de la grande cuisine.

Entonces, lo inusitado del caso tomó por sorpresa a todos, y no se sabía con certeza si Sugiyama merecería un castigo más allá del escándalo y la condena moral; si, por ejemplo, había violado algún tipo de ley de salud pública, civil o penal que sancionara su acción.

Al final la justicia de su país resolvió que, en efecto, el chef incurrió en el crimen de “exposición indecente”, que en Japón se castiga con dos años de cárcel y una multa de dos y medio millones de yenes (aproximadamente 32 mil dólares).

Así, aunque Sugiyama se cuidó de no contravenir ningún tipo de ley relacionada, por ejemplo, con la venta de órganos o con la higiene necesaria para quien comercia con alimentos, su intrépida irrupción en el mundo culinario podría costarle su libertad y una suma que sobrepasa lo recaudado en aquella cena.

[Japan Daily Press]

Joyería hecha por larvas: el inicio de una nueva tendencia (VIDEO)

Buena Vida

Por: pijamasurf - 09/23/2012

¿Vestirías un dije hecho con insectos y otras piedras preciosas? El artista y joyero francés Hubert Duprat creó una colección de pendientes que armonizan bellamente colores y formas hechas por larvas.

Las larvas Trichoptera utilizan su propia seda para elaborar pequeñas armaduras de grava, arena o cualquier otro material que esté disponible al momento. Aprovechando esto, Hubert Duprat sustituyó estos materiales de la armadura por oro, perlas y pequeñas gemas.

Duprat ha trabajado con esta especie de larva desde 1980. Esto derivó de su admiración por las obras del siglo XIX de los entomólogos François-Jules Pictet y Jean-Henri Fabre, quienes empleaban distintos materiales para modificar el caparazón de las larvas. Duprat lo hace con ópalos, perlas, diamantes, zafiros y demás piedras preciosas y semipreciosas.

Desde su nacimiento, las larvas giran los materiales a su alrededor para protegerse hasta su etapa de vuelo. Posteriormente, abandonan la vaina; Duprat aprovecha esto para sus creaciones que oscilan entre lo alternativo y lo irreal y que son una especie de codiseño entre hombre y larva.

 

[io9]