Pijama Surf

Un universo sin Big Bang, sin principio y sin final

Una nuevo modelo físico resuelve elegantemente algunos de los problemas fundamentales de la cosmología en un modelo de evolución y transformación entre los elementos básicos del universo. Ser, sin principio ni final.

Por: pijamasurf - 30/07/2010 a las 11:07:31

Aunque la teoría del Big Bang es generalmente aceptada como el origen del universo, sigue siendo sólo una teoría y algunos físicos plantean teorías alternativas para resolver algunas inconsistencias en este modelo del universo. Aunque para algunos la lógica es que el universo debió de tener un prinicipio, la posibilidad de que el universo es infinito, no tiene principio ni final, es también atractiva. Por una parte resuelve el problema filosófico de cómo algo puede salir de la nada (¿qué otro origen podría tener el universo que el universo?) y por otra parte, en un nuevo modelo físico, resuelve varios problemas de la cosmología actual.

Al sugerir que la masa, el tiempo y la longitud pueden ser convertidas la una en la otra al evolucionar el universo, el físico Wun-Yi Shu ha propuesto un nuevo tipo de modelo cosmológico que se ajusta a las observaciones de nuestro universo mejor que el modelo del Big-Bang. El modelo de Shu explicaría el incremento en la aceleración del universo sin tener que recurrir a una constante cosmológica como la energía oscura, así como eliminar otros dilemas como el problema del horizonte o de un universo plano.

En su propuesta, el tiempo y el espacio pueden ser convertidos el uno en el otro, con una variación en la velocidad de la luz como factor de conversión. La masa y la longitud también son intercambiables, el factor de conversión dependiendo tanto en la variación de la constante gravitacional como en la variación de la velocidad de la luz (G/c2). Básicamente, mientras el universo se expande, el tiempo se convierte en espacio, y la masa en longitud. Mientras el universo se contrae, lo opuesto ocurre.

“Vemos la velocidad de la luz simplemente como un factor de conversión entre el tiempo y el espacio… Simplemente es una de las propiedades de la geometría del tiempo-espacio. Ya que el universo se está expandiendo, especulamos que el factor de conversión varía en acorde a la evolución del universo, de esto que la velocidad de la luz varíe con el tiempo cósmico”, dice Shu.

El modelo propuesto por Shu cuenta con las cuatro siguientes característics fundamentales:

• La velocidad de la luz y la constante gravitacional no son constantes, varían con la evolución del universo.

• El tiempo no tiene principio ni final: no hay Singularidad, ni Big Bang ni Big Crunch.

• La sección espacial del universo es una hiperesfera (un análogo hiperdimensional de una esfera), descartando la posibilidad de una geometría plana.

• El universo experimenta tanto aceleración como desaceleración.

Shu probó su teoría contra las observaciones cosmólogicas de supernovas tipo la que han revelado que el universo parece estar expnadiéndose a un ritmo acelerado y encontró que, debido a que la aceleración es una parte inherente de su modelo, se ajusta a los datos observados en el ritmo de aceleración de las supernovas observadas. En contraste, la tiería del Big Bang aceptada no se ajusta a esta data, lo que ha cauasado que científicos busquen otras explicaciones como la energía oscura que teoréticamente comprende el 75% de la masa y energía del universo.

El modelo de Shu también resuelve el problema de que un universo aparentemente plano como el nuestro necesita condiciones muy especiales para poder llegar a existir (con probabilidades tan remotas que hacen pensar a algunos científicos en el principio antropocósmico de que el universo prácticamente conspira para que podamos existir y evolucionar). Con su modelo hiperesférico la “planicie” del universo desaparece automáticamente. También,el problema del horizonte del modelo estándar, que ocurre ya que no debería de ser posible que el universo comparta las mismas características físicas en lugares tan distantes, ya que esto requiere una comunicación mayor que la velocidad de la luz, deja de surgir si no se tiene un Big Bang y una aceleración intrínseca.

Curiosamente el físico que acuñó el término Big Bang, Fred Hoyle, pensaba que el universo era infinito y eterno y que no necesitaba de un Big Bang, el cual le parecía similar a la teoría de la creación divina. Otras teorías quizás menos contraintuitivas señalan que existen varios Big Bangs dentro de un superuniverso eterno e infinito.

Un modelo de un universo sin principio ni final, un universo evolutivo, donde las mismas leyes (“las constantes”) evolucionan, encaja tanto con el ateísmo como con el misticismo. “Lo único que no cambia es el cambio”, escribió Heráclito (y es parte fundamental del Libro de los Cambios, el I Ching) , en el universo de Shu todo se transforma en un proceso perpetuo. “Nunca hubo un tiempo en el que tú, yo, o alguno de estos reyes no existieramos, ni en el futuro dejaremos de existir”, le dice Krishna a Arjuna en el campo de batalla (Bhagavad Gita). No es necesario dios ni la trascendencia, pero el universo entero puede ser dios, desde la inmanencia.

Vía Physorg


Comentarios

  1. mage dice:

    claro, xq el paso del tiempo conlleva evolucion, y observar la evolucion nos da informacion mas precisa acerca de como se coporta, qué leyes rigen, o en sí cual es la esencia de cualqier cosa, en este caso el Universo… con el tiempo lo conoceremos mejor, mientras tanto intentamos hacerlo con lo q tenemos… esta teoria no la entendi mucho, deberia tener una formulacion o si se qiere una demostracion matematica concisa…

  2. Alexander. dice:

    Como ya han comentado frente al artículo en sí, quiero recalcar en algo que Pijamasurf cae una y otra vez: ortografía, errores en la digitación. Préstenle más atención a ello.

    En cuanto al artículo, creo que el origen del universo es, y será, siempre un misterio. Sólo tenemos teorías y tengo la certeza de que pasará mucho tiempo antes de que alguien genere un cambio en el pensamiento humano con hechos y datos reales.

  3. Roy dice:

    Muy interesante la teoría, la última frase del artículo me ha puesto a pensar en algo que me enseñaron en la infancia y de lo cual nunca estuve de acuerdo: “Dios no tiene principio ni fin” Se me hacía difícil creer en algo que no tuviera principio. Si la teoría de que el universo no tiene principio ni fin es cierta, estaríamos afirmando que el mismo Universo es Dios, la máxima expresión de la conciencia y de la cual somos parte. Es aquí donde la ciencia se fusiona con la espiritualidad. Increíble.

  4. Lukas dice:

    Excelente articulo, yo me voy por el big bang, al menos por ahora parece la mas plausible

  5. Lukas dice:

    Excelente articulo, opinar algo aqui seria inutil ya que creo q en este momento ni las mas grandes mentes saben a ciencia xierta si hubo comienzo o no. Sin embargo por ahora me decanto por el big bang gracias a la evidencia de la radiacion cosmica de fondo, son cerrarme a otras teorias.



Comenta.

Tu email no será publicado. Datos Obligatorios*

 
NULL