*

X
April Fools' Day, el Día Internacional de las Bromas, está siendo menguado por el exceso de noticias falsas. ¿Cuando todos los días son April Fools', cuál es el sentido de celebrar un día especial?

En diversas partes del mundo el 1 de abril se celebra el Día de las Bromas, o Día de los Inocentes. Tradicionalmente, en Internet este día diversos medios publican noticias falsas, hoaxes o bulos. Sin embargo, con la proliferación de las noticias falsas en redes sociales, que son medios gigantescos, como Facebook, este año los medios fueron más cautos, en un intento por diferenciarse del común denominador que ha sido tan criticado en la era de Trump.

Un reporte del Nieman Lab sugiere que todos los nuevos medios son vistos actualmente con suspicacia, pues su reputación se ve arrastrada por la ola que hace pensar que todos los medios no establecidos son de fake news. La agencia PR Solutions incluso aconsejó a los medios pensar cuidadosamente si debían participar en las bromas del 1 de abril. 

A partir del escándalo del Pizza Gate, en el que el conductor del sitio de conspiración Infowars, Alex Jones, dio a conocer que una pizzería en Washington D. C. estaba relacionada con una red de trata de menores en la que supuestamente participaba Hilary Clinton, el FCC, el organismo que rige los medios en Estados Unidos, anunció que en un futuro habrá multas sustanciales por difundir información falsa.

Mientras esto sucede, algunos profesores están creando recursos para ayudar a los niños a distinguir entre noticias falsas e información verídica, una línea que cada vez se vuelve más tenue.

Paradójicamente, este año el 2 de abril fue el Día Internacional de Checar los Datos.

La mente es el mar, la orilla y la arena: una nueva definición de la mente más allá del cuerpo

AlterCultura

Por: pijamasurf - 04/06/2017

Una nueva definición científica de la mente: un sistema abierto de relaciones que no se limita al cuerpo

Mientras que la mayoría de los científicos siguen intentando encontrar la conciencia dentro de las neuronas, creyendo que la mente es un efecto del cerebro, otros empiezan a romper con el paradigma materialista y concebir visiones de la mente más amplias y refrescantes. Uno de ellos es Dan Siegel, profesor de UCLA. 

Siegel ha definido a la mente como "un proceso autoorganizado, tanto embebido como relacional que regula el flujo de información y energía entre nosotros", pero esto debe explicarse un poco más. Para Siegel, la mente no está confinada a nuestro cuerpo o a nuestras percepciones de las experiencias sino que es esas mismas experiencias; no se puede desenlazar la mente de nuestras interacciones con el mundo. Esto recuerda tanto la física cuántica como la visión del budismo mahayana y vajrayana. Recientemente, el físico José Ignacio Latorre señaló que no existe "una realidad objetiva preexistente y local"; esto, en otras palabras, nos dice que la realidad no existe independientemente de nuestra observación, es decir, de nuestra propia subjetividad. En el budismo vajrayana se dice que la conciencia y los fenómenos (o apariencias) son indivisibles. Siegel utiliza una bella metáfora:

Me di cuenta de que si alguien me pedía definir la costa, e insistía, "¿es el agua o la arena?", yo le diría que la costa es tanto la arena como el agua. No puedes limitar tu entendimiento de la costa a decir que es uno o lo otro. Empecé a pensar que tal vez la mente es como la costa --un proceso interior y un proceso de interrelación. La vida mental para un antropólogo o un sociólogo es profundamente social. 

Su definición se sirve de la definición matemática de un sistema complejo que es abierto, que puede influir en cosas fuera de sí mismo, que es capaz del caos y es no lineal. Los beneficios de una definición más abierta de la mente consisten en que se elimina la sensación de aislamiento y desconexión:

En nuestra sociedad moderna creemos que la mente es la actividad cerebral y esto significa que el yo, que viene de la mente, está separado y realmente no pertenecemos. Pero somos parte de la vida de los otros. La mente no es sólo actividad cerebral. Cuando nos damos cuenta de qué es este proceso relacional, se produce una transformación enorme en este sentido de pertenencia.

Pertenencia que es interdependencia, la existencia como una delicada ecología de mente que se interpenetra.