*

X

Escucha la playlist que Prince confeccionó para una fiesta

Arte

Por: pijamasurf - 03/21/2017

Que una de las figuras que más momentos festivos ha encendido en la historia de la música haya hecho su propia lista, es asunto de interés

Sin duda alguna Prince fue uno de los músicos más versátiles de todos los tiempos. Sin una formación académica, su talento innato por la música lo llevó a ser un gran compositor, productor y performer de géneros tan variados como R&B, pop, rock, soul, funkdancenew waveblues e incluso jazz

A sus 17 años ya había iniciado formalmente su carrera en estudios de grabación, lo cual consiguió a partir de un piano que su padre dejó en su casa cuando él tenía 7 años. Si bien la influencia musical le venía de su padre, músico aficionado y que formaba parte de un grupo de jazz llamado Prince Rogers Trio, en realidad jamás tuvo una formación musical técnica.

Siendo su talento una de esa joyas que sólo ve la historia en pocas ocasiones, su conocimiento musical fue también muy variado, y quizá de ahí su tan enunciada versatilidad. En 2013 lo invitaron a hacer la playlist de una fiesta de ficción para el programa de televisión New Girl. ¿Imaginas cómo es la concepción de una fiesta para Prince? Su selección habla mucho de ello:

 

(Imagen: AP Photo/Kevork Djansezian)

Hombre corre desnudo en compañía de caballos salvajes por los campos de Islandia (FOTOS)

Arte

Por: pijamasurf - 03/21/2017

Nick Turner presenta este diálogo entre la naturaleza y el hombre, entre lo indómito del entorno y el deseo de retornar a ese paraíso perdido

La fantasía de vivir en contacto con la naturaleza es una de las más poderosas e intensas que anidan en la mente del ser humano, prácticamente desde siempre, como si en nuestra memoria tanto personal como colectiva perviviera un deseo intenso de volver a una época, acaso inexistente, en que nuestra especie era una con su entorno, una suerte de paraíso perdido en el cual no teníamos necesidades pues éstas tenían satisfacción en el momento mismo en que surgían, gracias a la inagotable generosidad del mundo.

Quizá por ello, porque ese supuesto retorno ha sido inspiración lo mismo de poetas y artistas que de políticos e incluso científicos, de tanto en tanto aparecen personajes que reviven el deseo de vivir en comunión con lo natural tanto como sea posible.

Un ejemplo de ello es Nick Turner, fotógrafo de profesión que en su proyecto más reciente se capturó a sí mismo entre los paisajes naturales de Islandia, asombrosos por sí mismos y sin duda objeto de muchos otros ensayos fotográficos y aun recuerdos de paseantes ocasionales.

En el caso de Turner, sin embargo, los impresionantes paisajes islandeses son sólo el marco para su verdadero objetivo: la carrera que él mismo emprendió, desnudo, al lado de caballos salvajes. Al respecto, el fotógrafo dice:

No es que sea yo corriendo a lo loco y desnudo con caballos. Nada de eso. Intento mostrar la idea de que corro con ellos y estoy en ese mundo a causa del diálogo que estoy sosteniendo. Pienso que el ser humano tiene muchos instintos primarios, similares a los de los animales.

Si bien la premisa teórica puede ser discutible el resultado artístico es notable, pues la naturaleza indómita de los equinos parece contagiar algo de su potencia a ese ser humano indefenso y frágil que, de no ser por el desarrollo evolutivo de su cultura, hubiera sido aplastado por el peso implacable del mundo natural.