*

X

¿Sabías qué las mujeres se distraen más después de fumar marihuana?

Salud

Por: pijamasurf - 12/19/2016

Al parecer, las consecuencias negativas a nivel cognitiva por uso frecuente de cannabis son mayores en mujeres que en hombres.

El consumo habitual de cannabis arroja un amplio espectro de consecuencias, algunas buenas otras no tanto. Lo anterior está documentado en incontables estudios que se utilizan para argumentar a favor o en contra del uso de esta planta. Sin embargo, un estudio reciente, publicado en Experimental and Clinical Psychopharmacology, sugiere que los efectos a mediano plazo de este hábito varían entre hombres y mujeres. 

De acuerdo con esta investigación realizada en Australia, el uso frecuente de marihuana causa entre las mujeres un mayor desorden en la capacidad de atención que la que también se registra entre hombres. Es decir, las consumidoras tienden a experimentar mayor dificultad en discernir información irrelevante de la relevante, provista por el entorno, y por lo tanto muestran un deficit de atención mucho mayor. 

En palabras de Lucy Arbertella, de la Universidad de New South Wales, y quien encabezó el estudio, lo que ocurre es:

Detectamos que las mujeres que utilizan cannabis con frecuencia denotaron un deficit significativo de inhibición de la atención, esto en comparación con hombres también consumidores frecuentes o con usuarios de ambos sexos menos habituales. 

Al parecer el cerebro femenino es más sensible a los efectos neurológicos de la marihuana, algo que quizá debieran tomar en cuenta antes de sumergirse en el mantra del thc, ya que si bien esta planta arroja múltiples bondades, lo cierto es que también puede jugarnos, al menos a nivel cognitiva, en contra. A fin de cuentas se trata, como cada decisión de la vida, de ponerlo en la balanza.  

 

Solamente las personas introvertidas pueden ver los detalles ocultos en estas imágenes

Salud

Por: pijamasurf - 12/19/2016

Este juego visual está basado en un rasgo del cerebro exclusivo de las personas introvertidas

Entre los muchos debates en torno a la diferencia entre personalidades introvertidas y extrovertidas existe el enfoque de la neurociencia, según la cual las diferencias entre una y otra ocurren a nivel cerebral, fisiológico.

Introvertidos y extrovertidos tienen características cerebrales distintas; en específico, un estudio de 2012 de la Universidad de Harvard demostró que las personas con tendencia a la introversión tienen mayor cantidad de materia gris en su córtex prefrontal.

Además de la personalidad, esa diferencia se expresa también en la capacidad visual, de ahí que una forma sencilla de demostrar la conexión entre las personalidades introvertidas y sus diferencias a nivel cerebral sea este examen diseñado por Tom Nixon. A la par de los rasgos propios de la introversión –el gusto por la soledad, la inclinación al silencio o el desarrollo del pensamiento introspectivo– una mayor cantidad de materia gris también se traduce en una mejor percepción visual para reconocer y decodificar imágenes abstractas. En este caso, los diseños de Nixon incluyen imágenes "escondidas" que supuestamente sólo podrían descubrir las personas introvertidas, por dicha cualidad cerebral.

Como todo intento de clasificación, sin embargo, a este también cabría tomarlo con cuidado, pues dada la multiplicidad de factores que derivan en la formación de una persona, parece un tanto limitante que tan una variación fisiológica explique la compleja configuración de una psique.

 

También en Pijama Surf: La ciencia explica por qué los introvertidos son diferentes (tienen cerebros muy distintos)