*

X

Fotógrafo capta erupción de un volcán y caída de un meteoro en una misma imagen

Ecosistemas

Por: Pijamasurf - 11/18/2016

Una mágica visión de un volcán y un meteoro

El fuego que sube y el fuego que cae en una increíble imagen de una fabulosa sincronía.

El fotógrafo holandés Tomas van der Wijden captó un meteoro cayendo cerca de Kamchatka, Rusia, donde se encontraba tomando fotos del volcán activo Klyuchevskaya Sopka. Por si eso fuera poco, cerca del volcán se encuentra un precioso lago y el fenómeno fue captado además en el espejo de las aguas.

La serendipia hizo que se conjugara un cielo despejado, la erupción de lava del volcán, que si bien estaba activado, no había expulsado lava en un par de años y por supuesto el meteoro. Así el fotógrafo tituló la imagen Volcano Magic, un nombre apropiado.

 

 

 

Volcano Magic. This was a rare and wonderful moment that I won't easily forget. Taken at the Klyuchevskaya volcano in Kamchatka, Russia. Thanks to Daniel Kordan (@danielkordan) for taking us to this amazing place and thanks to Daniel Laan (@laanscapesphotography) for providing me with some very helpful insights on processing this image! This version is cropped for IG, see the link in my bio for the full size image. #klyuchevskaya #volcano #russia #kamchatka #eruption #meteor #longexposure #longexpoelite #super_holland #TopEuropePhoto #amazing_longexpo #superphoto_longexpo #ahd_shotz #ig_shotz_le #majestic_earth #nakedplanet #stars #starscape #lava #marvelshots #nature_perfection #long_exposure #sonyalpha #sonya7ii #sonyimages #nature_wizards #milkywayphotography #starscape #stars #clearskies #nightphotography  #universetoday #superphoto_longexpo

A photo posted by Tomas vdW Photography (@tmsvdw) on

Hemos cruzado el punto de no retorno en los niveles de dióxido de carbono en la atmósfera

Ecosistemas

Por: Pijamasurf - 11/18/2016

Un día oscuro para la ecología: anuncian que hemos cruzado la frontera de más de 400 partes por millón de dióxido de carbono en volumen de la atmósfera, una cifra temida

Un día negro en la historia del ecosistema planetario llegó hace poco. El Instituto Scripps de Oceanografía anunció: "Parece seguro concluir que no veremos un valor mensual de 400 partes por millón [niveles de carbono] este año, o nunca más en el futuro indefinido". Esta aseveración está basada en la observación de los niveles de dióxido de carbono del Observatorio Mauna Loa en Hawái, donde se han medido los niveles de CO2 desde 1958.

Esta cifra de 400 ppm era temida por diferentes científicos del clima, como un hito oscuro que marcaría irreversibles ramificaciones climáticas, desde la extinción de ciertas especies hasta la acidificación de los océanos y el aumento del nivel del mar, entre otras secuelas que ya están en marcha. 

Generalmente, en septiembre los niveles de carbono globales llegan a su punto más bajo, pero este año no lograrán bajar a menos de 400 ppm en promedio, algo que sugiere que ya no lo volverán a hacer en los próximos años, al menos que algo radical pase, ya que existe una clara tendencia a la alza. En 2012, el Ártico fue la primera región en rebasar esta oscura marca.

Para poder revertir este proceso es necesario limitar seriamente las emisiones de carbono, pero actualmente sólo 60 naciones han ratificado un acuerdo para impedir que las temperaturas suban 1.5 centígrados más que los niveles preindustriales, sin embargo, estas naciones sólo suponen 47.6% de las emisiones globales, lo que es claramente insuficiente.