*

X

Este lugar en el desierto de Nuevo Mexico evoca las ruinas de un mundo extraterrestre

Ecosistemas

Por: Pijamasurf - 08/21/2016

El "badland" de Bisti/De-Na-Zin, Nuevo Mexico, es uno de los lugares de apariencia más "alienígena" en el planeta, con extrañas y hermosas formaciones rocosas

Quizás sea porque nuestra imaginación está cohabitada por la fantasía de la ciencia ficción, pero existen numerosos lugares en la Tierra que sugieren ser parte de una geografía extraterrestre. Uno de esos lugares donde percibimos una presencia extraña, una diferente organización geológica o incluso la sugestión de un diseño no humano son los "badlands" o tierras baldías de Bisti/De-Na-Zin en Nuevo Mexico, un desolado sitio de increíbles formaciones geológicas que insinúan un paisaje de otro mundo también, algo que igualmente ocurre con su nombre, el cual sin embargo es navajo y significa "entre las formaciones de adobe" (Bisti) y "grullas" De-Na-Zin (se han encontrado petroglifos de grullas en el área).

Bisti/De-Na-Zin  es una extensión de 45 mil acres que colinda con parcelas de tierra de la cultura originaria navajo. Este terreno baldío se caracteriza por su aridez y su riqueza litológica, piedras que han tomado llamativas formas por la acción de la erosión del viento y el agua. Los badlands tienen una composición mixta, generalmente de "cañonescárcavasbarrancos, canales, chimeneas de hadas (columnas de roca con formas en sus picos)", diferentes manifestaciones geológicas que además llegan a tomar ciertos colores ocres, negros, azules oscuros y demás tonos característicos del carbón. 

Curiosamente, en este lugar se filmó la película de 1977 Sorcerer.

 

 

 

 

¿Cómo moldean el cuerpo de una persona los distintos deportes? Estas imágenes muestran la respuesta

Salud

Por: Pijamasurf - 08/21/2016

Esta serie del fotógrafo Howard Schatz ilustra la diferencia entre las particularidades del cuerpo humano según el deporte que se practique

Además de una antigua justa deportiva y de muchas otras cosas más, los Juegos Olímpicos son un aparador de la fisiología corporal. Millones de personas comprobamos los efectos corporales de practicar habitualmente distintos deportes. Y más allá de que los resultados sean en algunos casos francamente espectaculares, desde un punto de vista estético, antropológico o biológico resulta interesante entender cómo cada deporte moldea el cuerpo de su practicante de forma distinta. De hecho, es increíble comprobar las diferencias anatómicas que existen entre el cuerpo de un nadador y el de un marchista, o entre el de una gimnasta y el de una jugadora de voleibol.

La serie comparativa Athlete, del fotógrafo Howard Schatz, ilustra notablemente la diferencia entre las particularidades del cuerpo humano según el deporte que se practique, o como lo expone el sitio Bored Panda:

Lo que hace aún más interesante a esta serie es que, en muchos de los casos, estos atletas son los mejores de sus distintas disciplinas –representan el físico ideal para competir con efectividad en sus distintos deportes. Sus cuerpos son ejemplos visuales perfectos de cómo ambos, la genética y el entrenamiento, se encuentran para forjar a los mejores atletas del planeta y, en sus respectivos campos, el cuerpo humano perfecto.

Sobra decir que no sugerimos que si comienzas a nadar un par de días a la semana pronto tu cuerpo replicará al de Michael Phelps, pero los cuerpos de estos grandes atletas ilustran cuál será la propensión de todo cuerpo que se involucre en una disciplina puntual: