*

X

Nutscaping, la nueva moda de fotografiar tus testículos frente a hermosos paisajes

Por: pijamasurf - 10/28/2015

Esta súbita moda raya entre lo grotesco, lo risueño y lo, por qué no, metapoético

Nutscaping-3

La creatividad humana no tiene límites. Como el agua, parece siempre encontrar nuevos cauces que se desdoblan como arterias y así superan cualquier obstáculo. El trazo inédito de incontables caminos siempre en busca de desahogar ese pulso incontenible que la anima, la creatividad no negocia, simplemente se manifiesta.

Un ejemplo un tanto extravagante de lo anterior es una nueva moda creativa que raya entro lo ridículo y lo metapoético, entre lo grotesco y lo risueño. Se trata del nutscaping (algo así como "paisajista de nuez"). Básicamente se trata de retratar tus testículos colocados de cara a fastuosos paisajes y luego compartir tu obra en redes sociales –recordando así la premisa hipe actual de "si no lo compartes en Facebook, Twitter o Instagram, entonces tal vez no existe".

Aunque para muchos sea una práctica expresiva difícil de estimar, lo cierto es que enmarcar tus testículos en un paisaje parece, al menos comparado con el estándar de estas iniciativas virales, un ejercicio que no deja de tener algo propositivo: confrontar la fisiología humana con la perfección natural del paisaje, y así crear un diálogo memorable entre la vastedad del espacio y tu intimidad genital. 

Nutscaping-3

Nutscaping-4

Nutscaping-5

Nutscaping-6

Nutscaping-7

Nutscaping-8

Nutscaping-9

Nutscaping-10

 

Diminutas personas ayudando en labores cotidianas (FOTOS)

Por: pijamasurf - 10/28/2015

El diseñador tailandés Poy crea maravillosas escenas donde gente diminuta hace labores cotidianas ayudando a los enormes humanos

POY_4920__880

Imaginemos que en realidad minúsculas personas trabajan todo el día ayudándonos en las labores cotidianas, sin nosotros darnos cuenta: llenando las uvas (cual pelotas) con jugo, por ejemplo.

Algo parecido sucede con el libro infantil Los incursores, de la escritora inglesa Mary Norton; este texto narra la historia de la diminuta Arrietty, quien vive bajo el suelo de un viejo caserón con su familia, a la que tendrá que salvar con una aguja como espada. Esos pequeños seres no poseen nada, por eso deben vivir múltiples y peligrosas aventuras cada vez que quieren “tomar prestada” alguna de las pertenencias de los enormes humanos que habitan la vieja casa.

Esta historia se basa la ópera prima del director japonés Hiromasa Yonebayashi, Arrietty y el mundo de los diminutos, un filme producido por la productora Studio Ghibli, fundada por Hayao Miyazaki, y es justamente en dicha animación en la que el diseñador tailandés Poy se inspira para crear estas ingeniosas imágenes, mucho más realistas.

Los montajes de Poy son escenas muy bien pensadas, que hablan por sí mismas. Aunque se ha puesto de moda montar escenas con muñecos miniatura, Poy intenta diferenciarse de los distintos diseñadores, artistas y fotógrafos que emplean esta nueva forma de crear microrrealidades.  

Como el propio Poy confiesa:

Este tipo de estilo no es algo nuevo. Hay un montón de fotógrafos famosos que han estado tomando fotos de seres pequeños, así que trato de diferenciar mi trabajo al jugar con los objetos, herramientas, frutas, etc. Destacar una idea surrealista que se construye alrededor de la imaginación.

POY_9247__880

POY_4018__880

POY_3755__880

POY_3050__880

POY_0908_Small__880

POY_2572__880

 

POY_3385__880

test_POY_4940__880

POY_3546__880

POY_3772-4__880

POY_5556__880

Otras piezas que vale mucho la pena ver son las creadas por el fotógrafo Derrick Lin, quien retrata en miniatura la frustración de la vida de oficinista.